Partido Polish Boyfriend: El Aris arde en el infierno

ARis Foto:Aris1983

Los hinchas del PAOK se sienten solos. Juegan la Europa League y aspiran a molestar al Olympiakos. Es más, lideran la liga y sueñan con una liga que no ganan desde los años 80. Viven una buena época en medio de la crisis de la sociedad griega gracias al dinero de Ivan Savvidis, un empresario ruso que preside la Asociación de griegos en Rusia.

Pero el PAOK se ha quedado solo. Históricamente, en Salónica tres equipos jugaban en Primera. El primero que se hundió fue el Iraklis, el club más antiguo de la ciudad. En 2011 sufrió dos descensos, el primero por no conseguir la licencia de Primera por acumular deudas y el segundo, por irregularidades económicas. Sin llegar a ocupar nunca plaza de descenso, el Iraklis bajó a Tercera. Ahora lo tenemos jugando en Segunda.

Después del Iraklis, le llegó el turno al Aris. Más grande que el Iraklis por hinchada y títulos, este gigante del deporte griego se pasó las últimas temporadas bailando en el alambre, con deudas y problemas deportivos. Finalmente, la última temporada, con los jugadores sin cobrar y una directiva que se escondía, el Aris bajó a segunda en los terrenos de juego. En su camino al infierno arañó un 0-0 con el PAOK. Triste consuelo.

Aris 1928 Foto de dominio público

El Aris es un equipo histórico. En 1928 ganó su primera liga. Foto anónima de dominio público.

En problema es que en Grecia, como si fueran el Coloso de Rodas, cuando los gigantes se desploman, se desploman a lo grande. Ya contamos el caso del histórico AEK de Atenas la última temporada: pasó de jugar en Primera a luchar en Tercera el mismo verano. Ascendió y ahora compite en segunda, liderando con autoridad uno de los dos grupos. El otro lo lidera el Iraklis. El Aris, como el AEK, ha seguido el mismo camino: descenso doble, al cuadrado. El primero deportivo, el segundo en los juzgados. Inicialmente el equipo se apuntó en la Segunda División, aunque los problemas económicos lo dejaron sin licencia. Apelaron a la justicia y finalmente, ya este septiembre, un juez decretó que el Aris jugaría en Tercera, la primera categoría amateur del fútbol griego. El juez decidió suspender de actividades la junta directiva liderada por Lambros Skordas, un tipo odiado por los hinchas. Skordas, cuando llegó la crisis, creó una directiva que permitía la inversión de los socios del club y que estos pudieran elegir la directiva. Cosa que le quitó poder y generó una pequeña guerra civil. El Aris, justo el año que celebra su centenario (bajó a segunda 24 horas después del día del centenario), jugará en campos amateurs contra clubes desconocidos. La parte buena de la historia es que este descenso libera de las deudas a la entidad, que empieza de nuevo. El regalo para celebrar los 100 años del club es un renacer, otra oportunidad.

Sólo 4 años después de perder la final de Copa y derrotar al Atlético de Madrid en Europa, el Aris pone a prueba la fidelidad de una hinchada que hace poco soñaba con ganar títulos con Héctor Cúper en el banquillo. El último título del club es la copa de 1970. La última liga, en 1946, justo después de la Guerra Mundial y antes de la guerra civil griega. Demasiados años a la sombra de los equipos de Atenas, del Olympiakos y el PAOK.

Hector Cuper Photojournalist Roberto Vicario

Héctor Cúper dirigió al Aris entre 2009 y 2011. Foto: Photojournalist Roberto Vicario.

De momento, el equipo debutó, ya sin jugadores famosos o españoles como David Aganzo o Rubén Pulido, con dos goleadas en contra en la copa contra el Apollon de segunda (6-0 el global, después de un 3-0 y un 0-3). Se ha confeccionado una plantilla con algún jugador experimentado, aunque sin fichas profesionales el equipo no ha empezado bien. En liga debutó en casa, delante de más de 10.000 hinchas, derrotando por 3-1 a un equipo con cierta tradición en el norte de Grecia, el Kastoria, equipo que en su momento jugó en Europa. Aunque la decepción llegó con el primer partido fuera de casa, cuando fue goleado por 3-0 por el Kampaniakos Chalastras, con dos penaltis en contra. Un drama (vídeo del partido)

En los últimos partidos el Aris ha preocupado por su nivel de juego. Ha ganado 2 de los 5 partidos de liga y en la última jornada perdió en casa con un gol de penalti en el 92′. 0-1 con el Doxa Dramas (vídeo), otro club con pasado en Primera, aunque ni por asomo del tamaño del Aris, perdido en el centro de la clasificación, lejos del liderato.

Justo ahora, le tocará jugar un partido con cierta magia. El equipo visita Orfani, una ciudad de la región de Kavala, a una hora de Salónica. Aquí juega el Aris Akropotamos, equipo ascendido de cuarta que juega por primera vez en Tercera. Lo curioso del caso, como indica el nombre, es que el club fue fundado con el nombre, los colores y el escudo del Aris por un grupo de hincha del club en la ciudad en 1974. 40 años después de su fundación, cosas de la vida, el Aris Akropotamos asciende a Tercera y se encuentra, de forma inesperada, con el Aris que inspiró su nacimiento. Un Aris centenario y en horas bajas.

 Foto de portada: Aris1983

Related posts

2 comments

Siempre recordaré al Aris como la mariposa que desencadenó un huracán que aún padece mi equipo. Era octubre de 2007, aspirabamos a clasificarnos para la Champions, teníamos una plantilla aparentemente de ensueño, jugadores de calidad envidiable… y la posibilidad de pasar a la fase de grupos de la UEFA ante el Aris, ese “equipucho” (así se referían casi todos los aficionados de mi equipo…)

Pues bien, ese “equipucho desconocido”, arropado por miles de seguidores que cortaron el tráfico de mi ciudad antes del choque para ir al estadio y se pasaron todo el partido cantando, nos eliminó. El nerviosismo se desató en la plantilla, empezamos a perder partidos… y bajamos a Segunda, con la mayoría de los jugadores cobrando de lejos más de un millón de sueldo.

Supongo que no hace falta que diga cuál es mi equipo :/

Deja un comentario

*