Mis 11 jugadores revelación de la primera vuelta de la Bundesliga

General view of the stadium pictured ahead of the UEFA Champions League match at Veltins-Arena, Gelsenkirchen
Picture by Ian Wadkins/Focus Images Ltd +44 7877 568959
18/02/2015

Anastasios Donis (delantero, 21 años, Stuttgart)

La interesantísima línea tomada por la dirección deportiva del Stuttgart desde hace un par de años provoca que varios de sus futbolistas puedan entrar en esta lista -Pavard, Ascacíbar, Akolo…- pero quizá entre todos ellos me quedo con Anastasios Donis. Un atacante monumental. Donis es un delantero pequeño y correoso, con una capacidad física esplendorosa, que junta un carácter guerrero inconfundiblemente griego con una virtuosa calidad técnica que no estamos nada acostumbrados a ver entre los atacantes helenos. Es verdad que sus cifras goleadoras no son nada del otro mundo -solamente suma un tanto en diez partidos-, pero en cada ratito que ha jugado ha dejado su huella. Aquí hay jugador.

Jean Phillipe Gbamin (mediocentro, 22 años, Mainz 05)

Dadas las modestas capacidades económicas del Mainz, la de Jean-Phillipe Gbamin fue una inversión muy significativa el pasado verano. 5 millones de euros pagaron al Lens por el futbolista costamarfileño, que se convirtió en el segundo fichaje más caro de su historia. Y Gbamin ha tardado muy poquito en demostrar que cada euro que destinaron en él está justificado, hasta el punto de que el conjunto alemán ya le ha renovado el contrato para evitar que se lo roben. Gbamin es un mediocentro muy espigado, de piernas interminables que usa de maravilla para robar balones, pero también rapidísimo a la hora de acudir a corregir errores de sus compañeros. Con la pelota en los pies tiene mucha jerarquía: es clarividente y goza de un gran desplazamiento en largo. No es el único acierto del Mainz este verano en el mercado galo, porque Abdou Diallo también tiene una pinta estupenda.

Amine Harit (extremo, 20 años, Schalke 04)

Otro futbolista proveniente de la liga francesa que se cuela en esta lista. Y no un cualquiera. Amine Harit, a sus 20 años, ha sido quizá el mejor jugador del Schalke 04 de Tedesco en una fulgurante primera vuelta en la que han acabado segundos. Puro desborde, atrevimiento y elegancia. Harit juega habitualmente en la derecha, a pie natural, aunque tiene una capacidad prodigiosa de salir hacia los dos perfiles. Su larga zancada es inconfundible, su singular forma de llevar la pelota cosida a su bota derecha también. Tiene una personalidad impropia de un chaval de su edad, aunque a veces es excesivamente precipitado. Su portentosa exhibición en aquel Borussia Dortmund 4-4 Schalke 04 todavía permanece en el recuerdo.

Amine Harit fue internacional con Francia en las categorías inferiores, pero se acabó decidiendo por Marruecos. Foto: MarcadorInt/Tomàs Martínez
Amine Harit fue internacional con Francia en las categorías inferiores, pero se acabó decidiendo por Marruecos. Foto: MarcadorInt/Tomàs Martínez

Leon Bailey (extremo, 20 años, Bayer Leverkusen)

Y por fin explotó Leon Bailey. La salida de algunos pesos pesados del Bayer Leverkusen y la confianza de Heiko Herrlich en él ha provocado que veamos de una vez por todas a ese jugador del que nos hablaban maravillas los que lo descubrieron en Bélgica. Por fin ha sabido encauzar esa bestial capacidad de desequilibrio y cobrar peso real en los partidos. Ya sea en derecha o en izquierda, es un terremoto muchas veces imparable cuando arranca con la pelota pegada a su pierna zurda.

Arne Maier (centrocampista, 19 años, Hertha de Berlin)

Es común ver que emerjan atacantes prometedores a puñados, pero cuando de pronto aparece un joven centrocampista majestuoso hay que apuntarlo en letras grandes, porque es mucho más raro de observar. Y Arne Maier está llamado a ser uno de los más importantes en la próxima década en Alemania. Este interior del Hertha de Berlin es un pasador exquisito, con templanza y jerarquía para llevar el peso de los partidos, y una calidad técnica deliciosa. Recuerda mucho al joven Toni Kroos.

Arne Maier con Alemania sub-17. Foto: Edu Ferrer Alcover
Arne Maier con Alemania sub-17. Foto: Edu Ferrer Alcover

Dennis Geiger (mediocentro, 19 años, Hoffenheim)

Es el niño mimado de Nagelsmann. Hasta tal punto tiene Julian confianza en él que le dio su segundo partido como profesional nada más y nada menos que en Anfield, en la vuelta de una eliminatoria de la Copa de Europa. Es verdad que la cosa no salió nada bien, pero este diminuto mediocentro de 19 años, que ya fue lo mejor de Alemania en el último Europeo sub-19, ha ido aterrizando en la élite con el paso de los partidos hasta convertirse en el sustituto más firme de Rudy en el Hoffenheim. Es clarividente y presente sacando la pelota desde atrás y tiene dinamismo para jugar también de interior. Se da un aire a Joshua Kimmich.

Caglar Soyüncü (central, 21 años, Friburgo)

Es una pequeña licencia que me permito, porque es verdad que Soyüncü no es del todo una revelación: ya lleva unos años a un nivel muy alto en el Friburgo. No se habla mucho de él, pero en mi opinión es uno de los centrales jóvenes con más potencial del continente. Es muy rápido, pegajoso, va muy bien por arriba y, como no podía ser de otra manera en un zaguero que maneja tan bien la zurda, tiene mucha personalidad para sacar la pelota jugada. Para mí se ha ganado desde hace tiempo con creces el salto a un club de mayor entidad.

Michael Gregoritsch (mediapunta, 23 años, Augsburgo)

Varios candidatos tiene este año el Augsburgo para entrar en esta lista. Desde Philipp Max, cuya zurda suma la friolera de 10 asistencias en lo que va de liga, hasta Alfred Finnbogasson (11 goles), pasando por un Jeffrey Gouweleeuw que también creo que es un central que está bastante infravalorado. Sin embargo, entre todos ellos me decanto por Michael Gregoritsch, un finísimo mediapunta austríaco de 23 años que tras deambular por media Alemania, por fin está encontrando un acomodo propicio para dar rienda suelta a su talento. Su zurda es una delicia.

Denis Zakaria (centrocampista, 21 años, Borussia Mönchengladbach)

Algo especial tendrá ese chico, pensé, cuando con 19 años se coló en la lista de Suiza para la Eurocopa de Francia. Tras mucho rumorearse que el Leipzig se iba a hacer con sus servicios, finalmente lo acabó fichando el Borussia Mönchengladbach y pronto pude descubrir qué era. Zakaria es un centrocampista de un físico que impacta, con una suficiencia imponente para cubrir metros presionando y también una capacidad diferencial para romper líneas conduciendo. Una bestia.

Sebastian Haller (delantero, 23 años, Eintracht Frankfurt)

El fichaje más caro de la historia del Eintracht de Frankfurt es un delantero francamente difícil de defender. Es de esos espigados atacantes que saben aprovechar cada centímetro de su envergadura para hacerla valer y lograr que tenga impacto en los encuentros. En el juego directo es un argumento poderosísimo, pues sabe amortiguar muy bien las pelotas que le caen para dar salida a su equipo y además es un rematador primoroso de centros laterales. Sin embargo, no es solo eso: también goza de una zancada exuberante que le vuelve peligroso si se le ceden metros. Tras marcar diferencias en Holanda durante años, no ha tardado en también lograr tener peso en su salto a Alemania.

Haller llegó este verano al Eintracht procedente del Utrecht. Foto: Focus Images Ltd
Haller llegó este verano al Eintracht procedente del Utrecht. Foto: Focus Images Ltd

Jiri Pavlenka (portero, 25 años, Werder Bremen)

La Bundesliga ha sido en los últimos años uno de los grandes viveros de guardametas del continente, pero no está siendo esta una temporada demasiado prolífica en ese sentido. El portero que más me ha sorprendido en la primera vuelta, de hecho, llegó este verano procedente de la República Checa. Parecía que podía haber cierta disputa por la titularidad en el Werder Bremen, pues junto al veterano Drobny este año subía al primer equipo Luca Plogmann, uno de los guardametas jóvenes más prometedores del país. Sin embargo, Pavlenka se ha ganado con su rendimiento que no haya debate. No es quizá el más sobrio de los porteros, pero tiene unos reflejos que muchas veces te hacen llevarte las manos a la cabeza.

Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

2 comments

Es una lista personal y subjetiva, los tres que citas bien podrían entrar. A Max le menciono en el texto, pero dentro del Augsburgo me he decidido por Gregoritsch, cuya temporada está siendo algo menos mediática y creo que merece ser resaltada. Mckennie lo está haciendo bien y tiene un mérito innegable, pero todavía no me ha acabado de cautivar como lo han hecho prácticamente todos los que están en esta lista. Arp sí me gusta bastante, pero más por lo que le he visto con las categorías inferiores de Alemania que por sus méritos de momento en el Hamburgo.

Deja un comentario

*