Duelo en la cumbre

Borussia Park-Gladbach-Holger NRW

Con el BVB descarrilando de forma estrepitosa, el Schalke 04 en su enésima búsqueda del yo y el Leverkusen en plena gestación, el proyecto del Borussia Mönchengladbach de Lucien Favre (cuarta temporada ya al mando) se ha convertido, por fin, en el más regular, sólido y competitivo en la persecución del fulgurante bólido que es el Bayern Munich de Pep Guardiola. Tras coquetear con el descenso en 2009 y 2011 y no alcanzar la regularidad el año pasado (alternó grandes rachas con periodos desiertos),  este año al concurso de los de Renania del Norte- Westfalia se le pueden poner muy pocos peros.  Invictos  en todas las competiciones, con varias individualidades de élite europea y un sistema de juego no especialmente estimulante pero indudablemente competitivo, Alemania se pregunta si el Fohlenelf será capaz de, al menos, dar algo de emoción a una Bundesliga que el espectador ya observa como una superproducción americana de acción: el espectáculo es indudable, pero desde el principio está claro que al final ganan los buenos.

Abrir cerrojos sin Robben

La contundente goleada esta semana en la capital de Italia ha servido para que el proyecto de Guardiola se consolide anímicamente y se encuentra quizá, mediáticamente, en el momento en el que más unánime es el clamor a su favor.  Un ambiente que será muy favorable para afrontar los durísimos 10 días que se le vienen al equipo de la capital de la Baviera: Borussia Mönchengladbach, Borussia Dortmund y Roma van a servir para que el Bayern sepa dónde se encuentra realmente. El equipo de Lucien Favre será el primer aspirante de cierta enjundia que se encuentra el club muniqués en Bundesliga, tras un calendario que ha sido hasta ahora bastante suave. Lo hará con la baja del que es su jugador más determinante, que viene de exhibirse en el Estadio Olímpico y que es una herramienta maestra para abrir cerrojos como el que seguro planea Lucien Favre: Arjen Robben. Sin embargo, el Bayern esta temporada ha demostrado tener muchísimos recursos para abrir equipos cerrados: es un discurso al que saben responder. Cambios de ritmo de Alaba, Lahm recibiendo de Alonso muy adelantado para girar mediocentros rivales… Será interesante ver qué tiene pensado esta vez Pep, que seguro ha planeado este partido con detenimiento y precisión.

 

Bayern Munich v Manchester CityUEFA Champions League

Robben será una baja sensible para el Bayern. Foto: Focus Images Ltd

Vuelve Kramer y Alemania le observa

El diario local del Ruhrgebiet rp online enfocaba en su previa el partido desde una perspectiva interesante: desde la importancia que tiene este partido para Christoph Kramer. Tras saltar al estrellato internacional con su presencia en Brasil con la campeona del mundo y adquirir un rol capital tras las lesiones de Khedira y Schweini en los partidos clasificatorios, todos los ojos estarán puestos en él como figura más identificable del equipo de Lucien Favre. El de Solingen, que hace poco más de un año jugaba en 3.Bundesliga, ha tenido una progresión fulgurante y hoy Alemania juzgará si ya está preparado para dar el paso a la élite que algunos reclaman. La realidad es que el perteneciente al Bayer Leverkusen es el jugador contextual del equipo: el que convierte a un equipo compacto y ordenado en diferencial. Su versátil protagonismo con el balón, su dinamismo y su recorrido físico le hacen un jugador ultraproductivo para su equipo – y casi para cualquiera-. Tras perderse los últimos dos encuentros por gripe, vuelve justo a tiempo para el reto más exigente.

Compactos sin el balón, dinámicos sin él

Sólo cuatro goles ha recibido el Gladbach en la presente edición de la Bundesliga y ahí se esconde uno de los grandes secretos de su éxito: su invulnerabilidad. Un equipo que con su bloque bajo, sus líneas juntas y la solidez de su estructura (4-4-2 casi siempre) comete muy pocos errores y acaba llevándose los partidos por detalles. Arriba cuenta con pólvora muy productiva, autosuficiente y que con espacios son especialmente decisivos: Kruse (5 goles) y Raffael son fijos, mientras que Hazard, Herrmann, Traore, Hrgota, Johnson y Hahn dan muchísimas alternativas a su entrenador en las bandas.

Foto de portada: Holger NWR

Related posts

4 comments

No sólo es la continuidad y crecimiento del proyecto en sí… también destacan por saber fichar (y saber vender). Me gustó mucho la pasada temporada Hahn, me sorprendió la cantidad de recursos que tiene, y su competitividad. Hazard es una perita en dulce, aunque no haya terminado de explotar (Eden es el crack, pero Thorgan y Kylian tienen potencial para igualar a su hermano). Kruse está quizá en el mejor momento de su carrera, y está dando argumentos para ser el 9 de Alemania, una vez retirado Klose (aunque Volland es mucho Volland).
Perfecto el fichaje de Sommer para la portería, espero más de Xhaka, y cada día veo mejor a Korb.

Pero bueno, aun así el Bayern es favorito, por sus exhibiciones en Bundesliga y Champions. Bajas, las de siempre (Reina, Satrke, Badstuber, Martínez, Schweinsteiger y Thiago) más Robben.
Posible 11… NI IDEA.
Neuer, Alaba, Benatia, Boateng, Rafinha, Alonso, Lahm, Ribéry, Götze, Müller y Lewandowski, por ejemplo.

La verdad es que el Gladbach me gustó bastante, un equipo de bastante nivel que compitió a un nivel altísimo.

Imperial el partido de la pereja Kramer-Xhaka!!! fantásticos ambos.

Deja un comentario

*