Merino, de Pamplona a Dortmund

Merino Osasuna España sub19 - MarcadorInt

Fue uno de los mejores futbolistas el primer día de torneo, pero después sus prestaciones se fueron diluyendo mientras todos sus compañeros mejoraron hasta alzar el título. Mikel Merino no salía en muchas de las fotos del equipo campeón de Europa sub-19, en un espacio reservado para los Vallejo, Ceballos, Asensio y Mayoral, los futbolistas más mediáticos de esa selección, pero el navarro encarnaba muy bien lo que era ese bloque campeón. Un futbolista con experiencia en Segunda, que se había ganado un hueco en la convocatoria tras convertirse en una pieza importante de Osasuna a pesar de su juventud, como muchos otros compañeros que llegaban tras despuntar en la categoría de plata. Ese verano parecía que lo ficharía el Athletic, pero finalmente se quedó en Pamplona y ahora ha venido un club incluso más poderoso. Llegó el Borussia Dortmund, institución a la que se incorporará Merino a partir de julio de 2016 en una operación que puede alcanzar los cinco millones de euros.

Merino alza la copa que le acredita como campeón de Europa sub-19.
Merino alza la copa que lo acredita como campeón de Europa sub-19.

No ha cumplido 20 años y ya acumula más de 50 partidos con la camiseta de Osasuna, una cifra nada desdeñable para un chico de su edad. Lo primero que llama la atención en Merino es su físico. Es un futbolista muy alto (188 centímetros) y poderoso, capacitado para saltar y chocar en la medular. Es un portento, aunque también es cierto que por perfil necesita estar bien físicamente para imponerse en la zona ancha y dar lo mejor de sí. Estas características le han permitido desempeñar un rol de ida y vuelta constante con la selección española. Este rol le permite lucir su exuberancia física, abarcar muchos metros y aparecer por sorpresa cerca del área en una repetición constante de esfuerzos para luego ayudar en defensa. Con recorrido se siente cómodo. Sin embargo, en Osasuna esta temporada ha jugado más como mediocentro, como centrocampista de carácter más defensivo y posicional, ha progresado y ha cumplido a buen nivel en una categoría exigente como la Segunda División.

El físico es una de las grandes virtudes de Mikel Merino.
El físico es una de las grandes virtudes de Mikel Merino.

Por otra parte, si Merino no destacó como otros de sus compañeros en el Europeo de Grecia fue porque técnicamente se encontraba un paso o dos por detrás de la mayoría. En un conjunto eminentemente asociativo, se notaba que tanto el navarro como Pedraza en la banda izquierda tenían más problemas para domesticar la pelota en los controles y luego enviarla con la misma tensión y precisión al pie de alguno de sus compatriotas. Parte de su valor en ese bloque era que atesoraban matices distintos, lo que enriquecía al equipo, pero en algunos escenarios estos defectos se notaban. Por lo tanto, en el aspecto técnico Merino tiene un largo camino por recorrer para jugar en un equipo que le exija velocidad y precisión en la circulación del esférico.

Este será uno de sus principales obstáculos en su salto al fútbol alemán. La distancia entre Osasuna y Dortmund es enorme, y no está muy definido el rol que pueda desempeñar en el equipo de Tuchel. Con Weigl como mediocentro de futuro, si nadie ofrece una cantidad indecente por el joven talento teutón, Merino podría tener minutos en la posición donde ha jugado varios partidos Gonzalo Castro: como interior izquierdo con llegada para jugar en paralelo a Gündogan. El navarro necesitará cierto tiempo para adaptarse a su nueva realidad, pero también continuidad para que su progresión no se vea estancada en una etapa de su carrera que requiere de minutos para curtirse y acercarse a las expectativas generadas en sus primeros meses en Osasuna.

Merino Osasuna España sub-19 MarcadorInt
¿Se adaptará Merino al salto que supone firmar por el Borussia Dortmund?
Fotografías: MarcadorInt/T.Martínez (Todos los derechos reservados).

Related posts

Deja un comentario

*