Müller y Götze piden paso

Borussia Park - Holger NRW

La reanudación de la Bundesliga la aprovecharon Thomas Müller y Mario Götze para reivindicarse, para responder con goles a Pep Guardiola en un partido en el que no estaban de inicio Franck Ribéry ni Arjen Robben. El holandés, que aún no está físicamente al 100%, se quedó en el banquillo, mientras que el francés directamente no viajó a Mönchengladbach, un desplazamiento que tampoco pudieron hacer por problemas físicos Bastian Schweinsteiger, Javi Martínez y Daniel van Buyten. Nada grave, no obstante. Por ejemplo, el centrocampista navarro arrastraba esta semana molestias en el tobillo.

Hasta la fecha, el Borussia Mönchengladbach había hecho de su casa un auténtico fortín: 8 victorias y 1 empate. Hasta que llegó el Bayern, claro. No pasó precisamente por el Borussia Park la versión más brillante o inspirada del Bayern, pero esto no fue un impedimento para que la sensación fuese de comodidad durante muchos minutos para un conjunto bávaro que basó su fútbol en el control, quizás siendo consciente Pep Guardiola de que sin Ribéry y Robben al equipo le podía faltar algo de desborde y desequilibrio.

Precisamente lo más llamativo y sorprendente fue ver que, a pesar de todos estos problemas físicos, Mario Mandzukic no entraba en la convocatoria. El croata, autor de 10 goles en la primera vuelta de la Bundesliga, se cayó de la lista de convocados por motivos que el propio Matthias Sammer explicó minutos antes del encuentro.

Sammer, director deportivo del Bayern: “Somos el Bayern. Mandzukic no ha entrenado bien y por eso Pep lo deja fuera.”

Sammer hace tres semanas: “Mandzukic deberá aceptar la llegada de Lewandowski.”

El asunto de Mandzukic y su posible paso atrás en este arranque de segunda vuelta afecta inequívocamente a la pelea por ser el ‘9’ titular del Bayern en las rondas decisivas de la Champions League. Esos son los compromisos marcados en rojo en el calendario del conjunto muniqués, y ahora mismo Mario Götze -que tardó algún tiempo en tener continuidad- y Thomas Müller parecen mejor situados en los planes de Guardiola, ya sea para actuar de falso ‘9’, en la media punta o en la banda derecha, que Mario Mandzukic.

Borussia Park - Holger NRW

El Borussia Park, casa del Gladbach (Foto: Holger NRW)

El partido no tuvo mucha más historia, más allá de las intervenciones de ambos porteros, que quisieron ser los más destacados en la segunda mitad. Marc-André ter Stegen fue el mejor de su equipo y su exhibición de reflejos, capacidad de reacción y paradas evitó lo que pudo haber sido una goleada. Manuel Neuer, su homólogo en la otra portería, también salvó con un par de intervenciones a un Bayern que no fue tan sólido defensivamente como a Guardiola le hubiese gustado. Max Kruse y Patrick Herrmann enviaron sendos remates al palo, mientras que Juan Arango obligó a actuar a Neuer con un buen zurdazo.

Sustos defensivos en una actuación del Bayern que no entusiasma, pero que significa su novena jornada consecutiva venciendo: Pep aún no conoce la derrota en la Bundesliga -sí en la Supercopa alemana y en la Champions League-. El encuentro supuso además el regreso de Álvaro Domínguez, que había estado fuera de los terrenos de juego desde que se rompió la clavícula el pasado 5 de octubre en un Gladbach-Dortmund. Lucien Favre, técnico del equipo, planeaba continuar con Martin Stranzl y Tony Jantschke en el eje de la zaga, dejando a Domínguez en el banquillo en esta primera jornada de la segunda vuelta del campeonato alemán. Sin embargo, la lesión de Jantschke unos días antes de la visita del Bayern abrió la puerta de la titularidad al central español.

Related posts

Deja un comentario

*