El Ajax se frustra ante el legado de Berdyev

El Amsterdam Arena empieza a disfrutar con el fútbol de Kasper Dolberg. Foto: Focus Images Ltd.

Kurban Berdyev ya no entrena al Rostov, pero lo entrenó hasta hace diez días. Y ese estilo defensivo tan particular del rusoturkmeno no se olvida así como así. Menos aún si el técnico heredero ha empezado su carrera como entrenador a su amparo. El Rostov de Dmitri Kirichenko ha conseguido un empate con goles (1-1) en el Amsterdam ArenA ante un Ajax que lo dominó por completo. La fórmula con la que el Rostov sacó tan suculento resultado fue la misma que provoca frustración a los rivales de los equipos de Berdyev: repliegue en campo propio, compactación con un esquema de 5 defensores y 3 trabajadores centrocampistas y optimización máxima de sus ocasiones. Christian Noboa marcó de falta directa aprovechando un fallo de Jasper Cillessen a los 13 minutos en una acción aislada. A partir de ahí, el Rostov invitó al Ajax a que se las ingeniase para desarmar el hormigonado sistema defensivo del Rostov. La construcción de Berdyev es tan sólida que, salvo que haya ventas en el tramo final del mercado veraniego, se mantendrá algún tiempo en el Rostov pese a la marcha de su creador.

El Ajax, con una posesión de casi el 80%, controló la pelota y vivió en campo del subcampeón ruso durante todo el partido. Supo hacer daño con sus extremosAnwar El Ghazi y, sobre todo, Amin Younes, quien supo leer la principal debilidad del Rostov. El Ajax generó ocasiones de gol, pues su posesión no fue tan infértil como indica el resultado final. Pero se encontró con el héroe de la noche de Ámsterdam: Soslan Dzhanaev. El experimentado portero del Rostov detuvo todo tipo de ocasiones. Cabezazos, disparos tras combinaciones veloces, remates tras jugadas elaboradas e incluso disparos lejanos. Estuvo providencial entre palos y solo se le escapó el penalti de Davy Klaassen tras una mano en el área del central español César Navas pasada la media hora de juego. El 1-1 final es positivo para el Rostov de cara a la vuelta en el Olimp-2, pero el Ajax ya supo remontar la desventaja de encajar en casa en la Ronda 3 de esta Champions ante el PAOK (ganó 1-2 en Salónica). Este Play-off, igualado pese a la salida de Berdyev del Rostov, tendrá que resolverse el próximo miércoles a orillas del río Don.

Younes y Dijks, los ajacied más incisivos

El Ajax le hizo daño al Rostov con juego exterior por la banda izquierda. Mitchell Dijks, lateral zurdo, subía constantemente y animaba a Younes a desbordar y centrar al área. Ambos llegaban con facilidad y frecuencia a posiciones de peligro por una debilidad táctica del Rostov en la noche de ayer. Kirichenko no podía contar con Bastos para el trío de centrales porque el angoleño está a punto de salir del club. La debilidad económica del Rostov hace que, sin Bastos, el equipo se quede con solo dos centrales puros en su corta plantilla. Para rellenar la característica defensa de 5, el Rostov tuvo que introducir a Denis Terentyev (lateral derecho) como tercer central y adaptar al veterano Timofey Kalachev (extremo/interior derecho) a la posición de carrilero. Así, ese sector derecho de la defensa del Rostov era tácticamente más endeble que el izquierdo. Y por eso Dijks y Younes solían llegar al ataque superando con mucha facilidad a Kalachev, a veces muy adelantado por su costumbre de estirar al equipo para atacar.

AJXROS
Planteamientos iniciales del Ajax-Rostov. Infografía: Share My Tactics.

Los centros al área de Younes se convertían a veces en remates del recién llegado Bertrand Traoré, titular por primera vez con el Ajax desde su llegada del Chelsea. Si los centros eran repelidos el Rostov, se convertían en balones para los interiores ajacied, Klaassen y Riechedly Bazoer. En una subida de Dijks, este le cedió el balón a Younes para que dejase atrás a Kalachev. Lo hizo, se adentró en el área, centró, el balón salió rebotado en la defensa del Rostov y le llegó a Bazoer. No se lo pensó y lo pateó desde segunda línea, dirigiéndolo hacia el brazo de César Navas. Penalti a favor del Ajax y gol del empate a falta de una hora de partido. Esta fue la clave táctica del encuentro, con la que el Ajax encontró más y mejores ocasiones. No fueron tan frecuentes los centros al área de El Ghazi desde el flanco derecho. Pero si bien El Ghazi jugó todo el partido, Younes, el mejor jugador del Ajax anoche, fue el primer sustituido por Peter Bosz en una decisión que acabó ayudando al Rostov.

Más delanteros ≠ más goles

Con el 1-1 al descanso, el Rostov optó por proteger el resultado por el valioso gol fuera de casa. Juntó más si cabe sus líneas en campo propio y esperó a que el Ajax se frustrase. Y lo consiguió. Consiguió generar ansiedad en el banquillo del tetracampeón de Europa. Tanto es así que Bosz, a falta de veinte minutos de partido, introdujo a un segundo delantero junto a Bertrand Traoré. Fue Mateo Cassierra, el joven (19) colombiano llegado este verano de Deportivo Cali. Pero para meterlo y sumarle gol a su equipo, Bosz le restó generación de peligro. Retiró a Amin Younes en una controvertida decisión que acabó facilitándole la tarea defensiva al Rostov. Cassierra se colocó de ‘9’ puro y Traoré cayó a la banda izquierda, la de Kalachev. La costumbre del burkinés de buscar el punto de penalti hizo que sus movimientos con y sin balón fuesen hacia donde había más jugadores visitantes: el pasillo central. Bertrand no acosó a Kalachev y el Rostov sufrió menos pese a que el Ajax acumulaba a más atacantes. Bosz quitó después a Traoré para meter a otro ‘9’ puro, como lo es el también joven (18) Kasper Dolberg. Pero eso supuso meter a Cassierra de extremo y desubicarlo entre las férreas líneas del Rostov. El Ajax perdió velocidad, perdió capacidad de sorpresa, perdió la ventaja táctica con la que Younes hizo tanto daño y acomodó al Rostov por acumular atacantes. El Ajax se condenó al empate por su frustración.

AJXROS2
Posiciones finales en el Ajax-Rostov. Infografía: Share My Tactics.

El Rostov, confiado ante la exhibición de Dzhanaev en portería, se vio capaz de aguantar el 1-1 en el Amsterdam ArenA. Los tres cambios de Kirichenko supusieron mero refresco para mantener siempre el sacrificio defensivo típico de la era Berdyev. El delantero iraní Sardar Azmoun ayudó a los suyos desde el ataque. El interior iraní ex del Atlético de Madrid Saeid Ezatolahi lo hizo desde la medular. Y Khoren Bayramyan lo hizo desde el centro del campo, pese a entrar por un delantero como Dmitry Poloz (apagado a la hora de bajar balones largos comparado con Aleksandr Bukharov o con Azmoun). Así es como el Rostov resistió a la Berdyev y desesperó al posesivo Ajax en su propia casa. En siete días se comprobará si el legado del rusoturkmeno le permite al Rostov debutar en la Fase de Grupos de la UEFA Champions League. Por el momento, el conjunto ruso puede seguir presumiendo de no haber perdido jamás en la máxima competición continental.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*