El Bayern administra el botín

Picture by Daniel Hambury/Focus Images Ltd +44 7813 022858
19/02/2013
Jupp Heynckes, manager of FC Bayern Munich during the UEFA Champions League match at the Emirates Stadium, London.

El Bayern no tentó a la suerte y cumplió con los pronósticos. El campeón alemán maniató al Sevilla, gestionó la ventaja del partido de ida y no dio pie a que el conjunto andaluz creyera en la posibilidad de remontar en Múnich. Heynckes alineó a toda la artillería disponible, el once con mayor pegada y capacidad de intimidación salvo por la ausencia obligada de David Alaba, y mandó un mensaje claro a su rival en el primer cuarto de hora. Lewandowski tardó dos minutos en dejar atrás a Mercado con un control orientado y provocar la cartulina amarilla del defensa argentino y poco después puso a prueba la madurez de David Soria con un cabezazo cercano. El Bayern presionó arriba, incomodó al Sevilla para evitar un arranque fulgurante que avivara su esperanza y acabó casi todas las jugadas para prevenir posibles contragolpes. Supo jugar su partido.

Bayern 0
Sevilla 0

Sevilla vs Bayern - Football tactics and formations

Tampoco se volvió loco el Sevilla, que fue cauto a la hora de exponerse a un gol madrugador que dilapidara su fe en la victoria. Priorizó el orden, procuró no perder la pelota en zonas comprometidas y se desplegó principalmente por la banda izquierda, con movimientos interiores de Correa para arrastrar a Kimmich que abrieran el carril para las incorporaciones de Escudero. Sin embargo, al equipo hispalense le faltó fluidez y continuidad para conectar con sus futbolistas de tres cuartos. Sus mejores aproximaciones en el primer tiempo se redujeron a centros laterales en los que la pelota merodeaba la zona de peligro pero que rara vez se traducían en un remate limpio. De hecho, pese a la necesidad, el Sevilla no logró disparar entre los tres palos en Múnich.

Aun así, el Sevilla tuvo tres oportunidades para meterse de nuevo en la eliminatoria. David Soria respondió con seguridad a los intentos del Bayern, casi siempre a partir del bombardeo de centros laterales en busca de Lewandowski, y gozó de un par de ocasiones para castigar errores no forzados del Bayern. Justo antes del descanso, Javi Martínez perdió la posesión en la frontal del área. El equipo de Montella esperaba este tipo de situaciones, pero no supo materializarla con un gol antes del parón. Tampoco tuvo fortuna Joaquín Correa, que cabeceó a la madera en una falta lateral en la segunda mitad. Fue la ocasión más clara del Sevilla en todo el encuentro. Y ya en la recta final, Hummels se confió en exceso y regaló otra pelota cerca del área de Ulreich. El Bayern concedió muy poco, apenas migajas de pan, y el Sevilla no lo penalizó.

David Soria jugó un buen partido. Foto: http://www.sevillafc.es/.
David Soria jugó un buen partido. Foto: http://www.sevillafc.es/.

La entrada de Sandro Ramírez aportó un punto de energía extra que revitalizó el frente de ataque sevillista, pero no bastó para poner en apuros a Ulreich, con apenas trabajo. El Bayern subió y rebajó las revoluciones en distintas fases del encuentro y percutió principalmente a partir de dos nombres clásicos en la Copa de Europa: Ribéry y Robben. Ambos encararon con asiduidad, buscaron la diagonal y alternaron las fintas y los disparos con pases al futbolista que les doblaba por fuera. En la izquierda se relevaron James y Rafinha, mientras en la derecha Kimmich completó una buena actuación. Aunque fue particularmente emocionante ver cómo Robben, con 34 años en sus piernas, seguía desfondándose en el esfuerzo defensivo y aún tenía combustible para protagonizar conducciones de treinta o cuarenta metros en el último cuarto de hora. El neerlandés fue el que más lo intentó, quizás por la espina que supuso ver el duelo de ida desde el banquillo, aunque no encontró su gol. Tampoco lo anotó el Sevilla, que necesitaba dos dianas para darle la vuelta a la eliminatoria. El Bayern gestionó el partido de vuelta con sobriedad y evitó sobresaltos innecesarios.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

4 comments

Bayern, campeon de liga y semifinalista en Champions, nada nuevo bajo el sol, una final entre Bayern y el Madrid dejaria un entrenador tricampeon empatando a Paisley y Ancelotti, ademas si gana Heynckes seria la tercera vez que queda campeon y no estaria disponible para tener la oportunidad de defender el titulo.

Bueno, gran equipo el Bayern, pero el Sevilla ha hecho una muy digna eliminatoria. En general, una muy digna Champions.

El mejor de la eliminatoria, para mí, Javi Mtnez. Ha desactivado completamente al Mudo, y con eso cortocircuitado que los atacantes llegaran en posiciones de ventaja. Es la mejor baza del Bayern ya que los extremos no están como en 2013 (partido conmovedor de ambos, pero sin generar las ventajas de antaño). Sería increible no llevarlo al Mundial a este nivel (me lo imagino bloqueando el área de influencia de Messi, Coutinho-Neymar, Griezzman-Mbappé)

El nivel de Jesús Navas de lateral derecho es de Mundial por delante de S. Roberto, Odriozola o Bellerín

Con Heiynkes , Javi ha revivido , a mi sus años de central no me gustaron mucho, además con tanta lesión ..

Debería ir a la selección, pero me da que no…

Sobre lo de Ribery y Robben, es un error que jueguen los dos de principio , ya son muchos años..

Deja un comentario

*