Las vidas de la Vecchia Signora

Dybala Juventus Focus

La Juventus no funciona como la mayoría de equipos en Europa. En los momentos decisivos, la Juventus no entiende de dinámicas, de malas rachas, de malos momentos de forma. La Vecchia Signora ya puede estar jugando mal, ya puede estar sufriendo, ya puede verse absolutamente superada por las virtudes futbolísticas de su adversaria, pero rara vez se encuentra fuera de combate antes de que el árbitro dictamine el final. La Juve es uno de esos equipos que se agarra con vida a cualquier rama, por débil que parezca, a la espera de que pase el temporal para devolver los golpes con más fuerza. Y en los momentos en los que más duele. El Tottenham jugó una eliminatoria de octavos de final que rozó lo brillante ante uno de los gigantes del fútbol europeo, pero fue incapaz de rematar a la Juventus cuando peor lo estaba pasando. Cuando parecía un equipo mundano, casi moribundo, abrumado por la personalidad del equipo londinense. En dos chispazos, la Juventus remontó una eliminatoria que parecía perdida en Wembley y descarriló el tren europeo del Tottenham. Quince minutos de salida fulgurante en la ida y otros diez en forma de zarpazo en la capital inglesa bastaron para perforar la portería de Hugo Lloris en cuatro ocasiones. La grandeza bianconera reside en gran medida en su puntualidad: aunque a veces parece que no comparecerá a tiempo, (casi) siempre se las apaña para aparecer en el momento oportuno en las grandes citas.

Tottenham 1 (Son 39′)
Juventus 2 (Higuaín 64′, Dybala 67′)

Tottenham vs Juventus - Football tactics and formations

La Juventus resucitó en el templo del fútbol inglés por excelencia cuando el Tottenham parecía tener absolutamente controlada la situación. El equipo de Mauricio Pochettino saltó al césped con la misma determinación que exhibió el técnico argentino en la rueda de prensa previa al encuentro, en la que pidió a sus futbolistas que fueran valientes y buscaran la victoria. El arranque spur respondió a las expectativas, casi como si el elenco londinense necesitara marcar pronto para intentar una improbable remontada. El Tottenham presionó arriba, adelantó las líneas y fue muy vertical en su fútbol, a menudo saltándose el doble pivote para evitar pérdidas comprometidas en zonas delicadas. Y, sobre todo, buscó constantemente a Son hasta el punto de ensañarse con el que sería el punto débil de la Juventus: la presencia de Barzagli en el lateral derecho. El surcoreano apretó al veterano defensa italiano, que completó la retaguardia turinesa en una posición que conoce pero en la que no puede competir con la frescura de los extremos más veloces. Allegri juntó a su artillería en ataque, con Dybala jugando en la mediapunta y Douglas Costa en la banda derecha, pero concedió cierta ventaja al Tottenham en las bandas. Quizás esperando la tendencia interior de Eriksen y Lamela (titular en la ida) para acumular efectivos en el centro, dejó a Barzagli en el lateral derecho y encomendó a Matuidi la tarea de defender la zona del teórico volante izquierdo. A veces el francés centraba su posición y Alex Sandro salía a morder arriba. No sirvió para neutralizar al Tottenham.

Son Heung-Min of Tottenham Hotspur celebrates scoring his side’s 1st goal during the UEFA Champions League match at Wembley Stadium, London Picture by Paul Chesterton/Focus Images Ltd +44 7904 640267 06/03/2018
Heung-Min Son abrió la lata antes del descanso. Foto: Focus Images Ltd.

Pero el desequilibrio de Heung Min Son no fue la única arma ofensiva del Tottenham, que marcó el ritmo del encuentro al ritmo del compás de Christian Eriksen. Harry Kane también causó estragos en la defensa juventina a lo largo del primer tiempo con su permanente movilidad. El delantero inglés nunca paraba quieto y alejaba a los centrales turineses de sus zonas de confort. Kane caía a la derecha, a la izquierda, bajaba a recibir y arrastraba tanto a Chiellini como a Benatia para liberar espacio para las carreras de Son y Alli. Entre las descargas de Kane y el aclarado para el uno contra uno de Son en la banda izquierda, la Juventus sufrió para frenar el caudal ofensivo del Tottenham. Avisó Kane con una ocasión clarísima sobre el cuarto de hora, después de ganarle la espalda a Chiellini, y también pudo abrir la lata Son de haber definido mejor ante Buffon en el minuto 38. Sin embargo, en la segunda ocasión verdaderamente clara del surcoreano llegó el 1-0 londinense. En una jugada que inició Harry Kane a la altura del centro del campo, después de bajar a recibir cerca del círculo central y orientado hacia la derecha para luego asistir a Eriksen entre líneas, el Tottenham habilitó a Son en el corazón del área. Y pese a la definición del extremo asiático, defectuosa, el remate acabó en el fondo de la portería.

Harry Kane of Tottenham Hotspur goes close during the UEFA Champions League match at Wembley Stadium, London Picture by Paul Chesterton/Focus Images Ltd +44 7904 640267 06/03/2018
Los movimientos de Harry Kane en la primera parte sacaron de quicio a la defensa de la Juventus. Foto: Focus Images Ltd.

La Juventus tenía 45 minutos para marcar dos goles después de un primer tiempo en el que apenas se había desplegado en ataque. Las mejores jugadas del cuadro visitante las protagonizó Douglas Costa, punzante en el perfil derecho gracias a su cambio de ritmo. El brasileño encaró a Davies y retó a Vertonghen en las aproximaciones más peligrosas de la Juventus, que echaba de menos a sus atacantes más determinantes. Pjanic firmó una primera parte gris, abrumado por la saturación spur del carril interior, Dybala apenas gozó de oportunidades para entrar en contacto con el esférico y Gonzalo Higuaín recibía demasiado lejos del área de Lloris para transformar sus participaciones en ocasiones de mayor impacto en el partido. La segunda mitad, de hecho, empezó con una tónica similar. Kane sacaba de su posición a los centrales y luego Dele Alli les atacaba (provocó las amarillas de Benatia y Chiellini en el 49′ y el 53′), y luego Son seguía percutiendo en el perfil de Barzagli, a menudo sin ayudas para frenar al surcoreano. Hasta que Allegri intervino de forma decisiva en la última media hora.

Tottenham vs Juventus - Football tactics and formations

Allegri cambió a los dos laterales y a partir de un doble movimiento alteró todo lo demás. Barzagli pasó a jugar en el eje de la defensa y Alex Sandro adelantó unos metros su posición para dejar los carriles para Asamoah y Lichtsteiner. En poco tiempo logró minimizar el impacto de Kane, reducir la sangría de Son en el flanco derecho y estirar al lateral de ese perfil en ataque. A los tres minutos de entrar, el suizo puso un centro al corazón del área que Khedira desvió en un intento de remate. Apareció Higuaín para desviar la pelota al fondo de la red en el primer remate a portería de la Juventus en todo el partido de vuelta. De golpe, la Juventus despertó.

Tres minutos bastaron para cambiar el rumbo de la eliminatoria. Nada más marcar el primero, llegó el segundo, en una jugada en la que Higuaín protegió el balón, atrajo a los centrales y habilitó a Dybala al espacio. La Joya se aprovechó de la posición de los laterales, rezagados a la hora de tirar el fuera de juego, y no perdonó ante la salida de Hugo Lloris. Dybala marcó en un momento decisivo, como el pasado fin de semana ante la Lazio, y se redimió Higuaín, héroe y villano a partes iguales en el partido de ida tras marcar dos goles y fallar un penalty en Turín. El Pipita participó activamente en las cuatro dianas de la Juventus en una eliminatoria en la que el Tottenham llevó la manija. La Juve atacó poco, pero cada vez que se desplegó en campo rival hizo temblar los cimientos del conjunto spur.

Dybala Juventus Focus
Dybala anotó el 1-2. Foto: Focus Images Ltd.

Noqueado por la rapidez con la que la Juventus dio la vuelta a la tortilla, el Tottenham tardó unos minutos en encajar el golpe. Arriesgó de forma progresiva: primero centró y retrasó la posición de Eriksen para abrir a Lamela a una banda y luego acabó incorporando a Fernando Llorente para ganar los duelos aéreos y jugar de forma más directa en los últimos minutos. La Juventus volvió a recular tras el botín cosechado, como hizo en la ida, pero esta vez no repitió los mismos errores. La Vecchia Signora se hizo fuerte en los saques de esquina, no regaló faltas para que Eriksen luciera su fabuloso golpeo y ató en corto a Harry Kane con unos últimos minutos memorables de la pareja de centrales formada por Chiellini y Barzagli, que junto a Buffon celebraban cada despeje como si de un gol en la final de la Champions se tratase. No se precipitó nunca el Tottenham, ni jugó de forma atropellada, pues confiaba en sus posibilidades y estaba atacando con cierto orden y coherencia: movía la pelota con criterio y se acercaba con peligro, pero no volvió a batir a Gianluigi Buffon.

Tottenham vs Juventus - Football tactics and formations

Apretó y apretó el Tottenham, pero la Juventus no dio su brazo a torcer. Y donde no llegó Buffon lo hizo la madera, que repelió un cabezazo de Harry Kane en el 90′ después de que el delantero inglés rematara ligeramente adelantado a la línea defensiva. El Tottenham dejó una imagen formidable, desplegó su mejor fútbol y sometió a la Juventus durante al menos 150 minutos de la eliminatoria, pero ni siquiera todo eso bastó y acabó sucumbiendo ante un rival con mucho más recorrido a la hora de gestionar las emociones fuertes de las noches europeas. La Champions League tiene sus propios códigos y la Vecchia Signora los interpreta como pocos en el viejo continente.

Paulo Dybala of Juventus and Gonzalo Higuain of Juventus celebrate victory at the end of the UEFA Champions League match at Wembley Stadium, London Picture by Paul Chesterton/Focus Images Ltd +44 7904 640267 06/03/2018
Paulo Dybala y Gonzalo Higuaín marcaron los goles de la Juventus en Wembley. Foto: Focus Images Ltd.
Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

10 comments

A Juventus, Madrid, Bayern, United, Liverpool, Barca, no hay que darles nunca por muertos. Aunque estén moribundos, sin fútbol, con uno menos, con lesiones, en los partidos de verdad, la grandeza del escudo que representan juega por ellos… Que pedazo eliminatoria. Brutal, la he disfrutado como un crío. Si fuera seguidor de los Spurs estaría más que orgulloso con la imagen mostrada, vendiendo muy cara la derrota. Se podría decir que no ha sido justo, pero es lo que nos gusta del fútbol, que no es justo ni lógico. 180 minutos de detalles para el recuerdo. Lo buenos que son Kane, Eriksen y Son. El pedazo de mediocentro que hay en Dembele. El carácter que tienen Chiellini y Buffon, que le darían épica hasta a tomar un Colacao. Pero sobre todo, si tuviera que quedarme con algo, sería con Don Gonzalo Higuaín. Se le ha despreciado, insultado, se han hecho memes con él y nunca ha levantado la voz, nunca se le ha oído ningún lío extradeportivo. El ha seguido currando, añadiendo nuevos recursos a la vez que ha ido puliendo los defectos de las habilidades que ya teníaa. ¿Falla en muchos momentos clave? SI. Pero aparece siempre.
El Madrid se quedó con el delantero moderno, el que no marca, no asiste, no presiona, no regatea, no remata, no corre, no le quieren en su selección, pero “se asocia bien”. Fuera del campo extorsiona a compañeros, tiene relaciones con menores, retiradas de carnet, pero es “un buen chico”. Grande el Pipa y grande la Juve, aunque una lastima por el Tottenham, que si mantiene el bloque seguro que volverá para quitarse la espina.

Creo que has sido poco justo con benzema, te recuerdo que en está eliminatoria tiene una participación muy importante en el primer gol del Madrid… se aparta para no estorbar a asensio y a lucas jajaja bromas a parte Higuain tiene fallos muy escandalosos en partidos muy grandes por eso no se le valora como el buen jugador que es, pero no es un super clase como si puede ser Luis Suárez o Lewandoski.
Me da mucha pena el Tottemhan pero roma no se hizo en un día y si siguen quemando etapas y nadie se pone nervioso pueden ser en un par de temporadas uno de los aspirantes al título

¿Hubiera sido el mismo Higuaín si se hubiera quedado en el Madrid? ¿Hubiera vivido la misma evolución a nivel de juego? Es dudoso. En la capital el Pipita era un jugador, en mi opinión, mucho más simple, que vivía casi exclusivamente del desmarque y de la definición. No es poco, desde luego, pero entiendo que al Real se le quedara pequeño teniendo a un monstruo a su izquierda como Cristiano Ronaldo.

Salir a Nápoles, convertirse allí en el primer espada (y aprender de Sarri, como me apuntaba alguno ayer por Twitter) y llegar a la Juventus por casi 100 millones le ha dado una jerarquía en estos dos años prácticamente desconocida. Porque ha perdido mucho a nivel físico, pero ha vivido un desarrollo a nivel de participación y entendimiento del juego destacadísimo. Ya no es un jugador que solo hace falta ver el marcador para saber cómo ha jugado.

Será casuliadad , cosas del destino, que se yo ! Pero justo desde que salió tu crack higuain empezamos a ganar champions , 3 en 4 años desde que se fue y el delantero es benzema. Es mas ! quizás sería bueno ir a lo tangible, como ese día en la final de champions en que tu gran Pipita desapareció y nuestro 9 la levanto .

De casualidad nada, todo mérito de Karim el grande. No creo que tenga nada que ver la aparición de Carvajal, Varane, Casemiro, Modric, Kroos, Isco, James, Lucas, Asensio, etc..
Yo creo que las 3 Champions se deben principalmente a Benzema, y porque no le cuadran los horarios para poder jugar también en la NBA que sino ya tendría un puñado de anillos. ¿Me recuerdas cuantos goles lleva este año? Es que como no sale en la tabla de los 50 primeros goleadores de la liga, cuesta encontrar el dato.

Es increíble la bula que tienen entrenadores “mediáticos” como Guardiola, Mou, Klopp… que arrastran allá por donde van hordas de acólitos que los adoran como a semidioses y que consideran que poco más y estos han inventado el fútbol, y lo poco que se habla de ese crack de los banquillos que es Allegri. Misterios del fútbol mainstream.

Que pena que tras 3 grandes temporadas del Tottenham en la que ha ido construyendo una identidad y calidad que es lo que le ha permitido dominar esos 150 minutos lo haya tirado en menos de 5. Así de condicionante es la UCL. Personalmente yo no creo que influyan tanto los “escudos” como se dice, sino más bien un grupo de jugadores y entrenador acostumbrados a jugar partidos de este calibre a corto plazo que ya conocen lo que es llegar a 1/2 final(es). Eso sí que puede ser crucial. Ahora falta ver si con esto la Juve es capaz de ponerse al nivel del año pasado y como reacciona el Tottenham (y sobre todo su proyecto) tras este jarro de agua fría.

Lo mejor de lo que va de Champions. Una pena lo del Tottenham, ha tenido dos hitos historicos con practimante el mismo grupo de futbolistas y le ha faltado un pelo en ambos. Tienen margen, esperemos que no se vuelvan locos y mantengan el grupo

Hablamos del tottenham como si fuese el mejor equipo ingles cuando el año pasado fue el primero en 18 años que quedo delante del arsenal y es el equipo del big 6 que mas tiempo lleva sin ganar un titulo y si no contamos la copa de la liga lleva sin ganar un titulo desde el 91. Sus títulos las 2 ultimas temporadas son el equipo que le ha plantado cara al líder; pero en Europa es especialista en cagarla cuando tiene las cosas de cara o va a hacer algo grande. Aparte, debido a la mentalidad britanica de despreciar la Europa league ni siquiera ha intentado curtirse en Europa en esa competicion, para mejorar competitividad.
Los jugadores son muy buenos y tienen muy buena pinta en Inglaterra, pero no rinden en los momentos importantes. Estan en cuartos de la FA Cup y en liga tienen ligero margen, deberían tal vez pensar más en el título que en la liga, una vez que están fuera de Europa

Deja un comentario

*