Los cuatro fantásticos de Klopp aplastan al Spartak

Roberto Firmino of Liverpool congratulates Philippe Coutinho of Liverpool after he scores during the Premier League match at the American Express Community Stadium, Brighton and Hove
Picture by Liam McAvoy/Focus Images Ltd 07413 543156
02/12/2017

El Liverpool firmó su segunda goleada por siete goles de diferencia en la fase de grupos de la Champions para sellar la clasificación para los octavos de final como cabeza de serie. Los pupilos de Jürgen Klopp no tuvieron piedad del Spartak de Moscú, mucho más ingenuo de lo habitual en la máxima competición europea, y castigaron sin clemencia cada error ruso, empezando por un penalty a los tres minutos que puso el encuentro de cara para el Liverpool. Los reds jugaron con la necesidad de los moscovitas, que necesitaban ganar para alcanzar los octavos, y los masacraron a base de contragolpes y transiciones, con sus cuatro futbolistas más adelantados galopando para hacer jirones la zaga blanca. Las cuatro estrellas de la banda de rock de Klopp volvieron a brillar en Europa.

Liverpool 7 (Coutinho 3′, 15′, 50′, Firmino 18′, Mané 47′, 76′, Salah 86′)
Spartak 0

Spartak vs Liverpool - Champions League - 13th September 2017 - Football tactics and formations

Al final anotaron todos. Firmó un hat-trick Coutinho, su primero con la camiseta del Liverpool precisamente en una noche en la que empezó luciendo el brazalete de capitán. El brasileño partió desde la banda izquierda, pero gozó de absoluta libertad de movimientos para aparecer por donde más le apeteciera para rajar la defensa del Spartak. Coutinho marcó los dos primeros tantos, dio el penúltimo pase en el 4-0 y completó su hat-trick en la jugada de la quinta diana, ya en la segunda mitad. El futbolista pretendido el pasado verano por el Barcelona brilló con luz propia y se divirtió junto a Mané, que arrancó en la derecha, Firmino y Salah, que ejerció de segundo punta. El egipció jugó a buen nivel, se mostró participativo a la hora de descargar de primeras para dar continuidad a los contragolpes y anotó el último tanto del partido cuando parecía que se despediría sin mojar. Los cuatro fantásticos de Jürgen Klopp se repartieron los siete goles de una fiesta a la que también invitaron a Daniel Sturridge, que gozó de alguna que otra oportunidad para anotar en los últimos veinte minutos.

Mención aparte merece la paupérrima actuación del Spartak de Moscú, abrumado desde el inicio por la capacidad intimidatoria de un escenario como Anfield. El once de Carrera estaba condicionado por algunas bajas sensibles, y quien más lo padeció fue Dzhikiya, central zurdo que tuvo que vérselas con Mané. Sin ayudas de Promes, desequilibrante en ataque pero menos solidario en la faceta defensiva, el senegalés destrozó a Dzhikiya en el uno contra uno hasta el punto de que los atacantes del Liverpool acabaron rompiendo literalmente al internacional ruso, que se marchó lesionado. A Dzhikiya, la víctima más evidente de la noche, le ganaron una y otra vez la espalda. Aunque no fue el único damnificado. Tasçi se mostró muy poco contundente en varias acciones clave y, en general, el Spartak se hartó de perder balones comprometidos en su propia mitad de campo que propiciaron contragolpes francos a un equipo que se siente como pez en el agua cuando goza de espacios para transitar. La goleada recibida en Anfield dejará un muy mal sabor de boca en el Spartak, que este domingo disputará su último partido oficial antes de jugar como local los dieciseisavos de final de la Europa League, en febrero, después de un largo parón competitivo. A los 20 minutos el Liverpool liquidó toda emoción de uno de los duelos directos de la última joranda de la Champions.

El Liverpool fue muy superior al Sevilla en la ida. Foto: Focus Images Ltd
Salah cerró la goleada con el 7-0. Foto: Focus Images Ltd.
Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*