Desenlace injusto y polémico en el descuento

Arsenal v FC Schalke.UEFA Champions League

Es un gigante, pero la fama de equipo desgraciado y dado al infortunio que le persigue durante los últimos años parece haber regresado en esta fase de grupos de la Champions League 14-15. En la primera jornada, un doble error defensivo provocó el empate del Maribor en el tiempo añadido. Esta vez, tras remontar con diez y firmar una actuación más que meritoria en un partido clave para mantener intactas las opciones de clasificarse, un penalti mal señalado en el descuento dio la victoria al Schalke 04 y dejó al Sporting CP como último clasificado del Grupo G con tan solo un punto de nueve posibles.

Tras el pitido final, el técnico Marco Silva saltó al campo para pedir explicaciones al quinteto arbitral, que le perjudicó notablemente. Primero, el central brasileño Mauricio fue expulsado a la media hora por una doble amarilla más que rigurosa, pues la segunda la vio en un salto en el que fue con fuerza pero sin abrir los brazos ni golpear con el codo. La puntilla, lo que de verdad enfadó a los leões y cambió el desenlace del encuentro, fue el penalti pitado por supuesta mano del argentino Jonathan Silva dentro del área. Viéndolo por televisión, en directo pareció penalti y tras las dudas de Sergey Karasev así lo indicó el juez de área, pero en la repetición se ve claramente que la pelota impacta en la cara del ex de Estudiantes.

Naby Sarr Sporting CP - Fernando Fernández Naby Sarr entró por Mauricio y fue decisivo para mal. Foto: Fernando Fernández.

Hasta la expulsión de Mauricio en el 33′, el partido era completamente luso. En medio de un ritmo bajo, el trío de centrocampistas formado por William Carvalho, João Mário y Adrien Silva dominaba la posesión y avanzaba principalmente gracias al buen hacer de este último, que con sus conducciones y cambios de de orientación plantaba al Sporting cerca del área rival sin demasiada dificultad. Sin necesidad de que ni Nani, ni Carrillo ni Slimani estuvieran demasiado entonados, lograron adelantarse en un córner en el que el ex del United remató raso desde el punto de penalti y la pelota tocó en varias piernas antes de colarse en la portería.

Sin embargo, el fatídico minuto 33 cambió el partido por completo. En la misma acción en la que su equipo se quedó con diez, Obasi logró cabecear y a Rui Patricio se le escurrió el balón de las manos. 1-1 y una hora por delante con ventaja numérica para el Schalke 04.

Para recomponer su defensa, que en Gelsenkirchen se situó mucho más atrás de lo que había sido el choque contra el Chelsea, Silva dio entrada al joven francés Naby Sarr por João Mário, pasando a formar en 4-4-1. Una vez más, el central criado en el Lyon no tardó en demostrar que a día de hoy es uno de los futbolistas más flojos de la plantilla lisboeta y por su zona llegaron dos goles alemanes en apenas diez minutos: en el 50 Huntelaar le ganó el espacio con el cuerpo y se plantó solo ante Patricio para fusilarlo a placer y en el 60 Höwedes le superó por arriba y anotó el 3-1 de cabeza.

Faltaba media hora y todo parecía sentenciado, pero el conjunto de Roberto Di Matteo se durmió y debió pagarlo caro. Ya sin Obasi en el campo, el más activo de su equipo arrancando desde la derecha, Adrien volvió a hacerse con el mando del encuentro hasta conseguir empatarlo. Tras reducir distancias trasformando un penalti de Ayhan sobre Carrillo, siguió insistiendo y adelantando líneas hasta firmar el 3-3 llegando desde atrás en una gran acción colectiva. Ya iguales en el marcador, parecía incluso que el Sporting quería más y que tenía más fuerzas que su rival, pero apareció el error arbitral, Choupo Moting acertó desde los once metros y ahora es el Schalke el favorito para acompañar al Chelsea a los octavos de final.

Adrien Silva Sporting CP - Fernando Fernández Adrien anotó dos goles y fue el mejor del partido. Foto: Fernando Fernández.
Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

2 comments

Deja un comentario

*