El milagro de Horváth y Vrba

Manchester City v FC Viktoria PlzenUEFA Champions League

Se terminó el ciclo de Pavel Vrba al frente del Viktoria Plzen, y lo hizo con una remontada que hace justicia a lo que ha sido este equipo dirigido por Vrba desde el banquillo y ordenado por Horváth desde el centro del campo. Jugando andando, con una barriguita más que visible y 38 años cumplidos ya en abril; el capitán checo dominó por completo el choque y cada vez que recibió con su zurda fue para dársela a un compañero que estaba mejor colocado, casi siempre lejos de él y muy cerca de la portería. Fue emocionante y sirvió para ganar 2-1 al CSKA y conseguir así el pase a la Europa League, aunque hasta la recta final parecía que no sería suficiente y que serían los rusos los que saldrían terceros de grupo.

Manchester City v FC Viktoria PlzenUEFA Champions League Pavel Horváth ejecutando un tiro libre en el encuentro contra el Manchester City. Foto: Focus Images Ltd.

Desde el primer minuto, fueron los locales los que trataron de tener más posesión de balón. Con los laterales muy abiertos y en campo contrario, volcaron el juego por las bandas y generaron infinidad de centros que siempre fueron despejados por Ignashevich y Berezutski. Los veteranos centrales rusos no son rápidos ni vistosos, pero si tienen que defender en el área se desenvuelven bien y hoy volvieron a demostrarlo. Así, la llegada más peligrosa nació en una pérdida moscovita en salida de balón que terminó con un remate de Tecl que despejó a córner Akinfeev con una gran mano abajo. En ataque, los de Leonid Slutsky buscaban salir a la contra gracias a las conducciones de Alan Dzagoev y a la velocidad al espacio de Ahmed Musa, y precisamente fue el nigeriano el que pudo adelantar a los visitantes pero falló en el uno contra uno.

Tras el descanso entró Keisuke Honda, que en los 40 minutos que jugó lo hizo todo bien demostrando que es un auténtico jugadorazo. En su primer cuarto de hora, la pidió por dentro, por fuera, más arriba, más abajo, combinó siempre bien y selló el mejor tramo de partido de los rusos con un centro preciso para que Musa pusiese el 0-1. Todo parecía de cara para el CSKA, que comandado por el japonés demostraba ser un equipo de un nivel individual superior, pero Dzagoev se fue expulsado un minuto después del gol por una absurda zancadilla sin balón y el panorama cambió. Quedaban 25 minutos y el Viktoria Plzen iba a intentar hacer los dos goles que le diesen el pase a la Europa League.

Fue entonces cuando emergió de nuevo Horvath, que moviéndose por toda la zona central del campo empezó a colgar balones al área y a las bandas. Siempre con sentido, siempre dejando en ventaja a un compañero en zona peligrosa. En un córner sacado en corto desde la derecha, el capitán metió un gran centro y Kolar remató solo de cabeza para hacer el 1-1. Siguieron insistiendo entonces los de Vrba, y en el 90 encontraron el premio: el lateral diestro Rajtoral, que hizo un gran partido, centró desde la derecha y el recién ingresado al campo Wagner controló dentro del área y fusiló a Akinfeev poniendo el 2-1 definitivo.

Sin tiempo para mucho más, pitó el árbitro y el Doosan Arena estalló para celebrar el tercer puesto y sobre todo para despedir a un Pavel Vrba que ha creado el mejor Viktoria Plzen de la historia y a partir del 1 de enero asumirá el cargo de seleccionador checo.

ACCEDE AL RESTO DE POSPARTIDOS DEL DÍA HACIENDO CLICK SOBRE LOS PARTIDOS:

Related posts

3 comments

Lo de Dzagoev no tiene nombre. Dejó a su equipo con 10 en un momento de calma y con el billete asegurado a la Europa League…

Porque en Champions lo que se mira es el enfrentamiento directo, y en la ida en Rusia quedaron 3-2. Por lo que pasa el Viktoria Plzen al haber anotado más goles fuera de casa en el enfrentamiento directo contra el CSKA.

Deja un comentario

*