Kampl al rescate

Kevin Kampl Werner100359

Pasó ligeramente desapercibida la llegada de Kevin Kampl al Bayer Leverkusen. Entre que aconteció el último día del mercado de fichajes, que compartió aterrizaje con traspasos de campanillas como el de Chicharito y, sobre todo, que su estancia en el BVB había supuesto cierto bajón respecto a la consideración que se tenía de él, lo cierto es que poca gente se detuvo en el hecho de que uno de los proyectos más efervescentes del fútbol europeo se hiciera con un futbolista de su potencial. Pero el esloveno quiere por fin dejar su sello en el fútbol de élite y ayer, en su primera titularidad en el club del que es canterano y en el segundo partido de Champions League de su vida, suplicó a los pocos espectadores del encuentro ante el BATE Borisov que por favor nadie se olvide de él. Que es buenísimo.

Y es que Roger Schmidt le conoce bien. Kevin era quizá el mejor jugador de su Red Bull Salzburg, cuyo éxito con un vanguardista y rompedor fútbol atrajo el interés de los amantes de la táctica de todo el mundo. Por eso le situó con conocimiento de causa en usa posición que a priori puede parecer extraña para sus características, pero donde él ya lo había visto rendir: el mediocentro. Quizá lo pidió pensando en la baja a largo plazo de Charles Aránguiz. Como tantos otros mediapuntas reconvertidos, utilizó su técnica en espacios reducidos y manejo de la pelota para ofrecer a su equipo una salida limpia en la base de la jugada. Ocurre que él no es el somatotipo típico de 10, de jugador frágil y liviano, sino que él ya ha experimentado la evolución de su físico: tiene una capacidad pulmonar, dinamismo y habilidad para presionar propia de un box to box de toda la vida. Se exhibió.

Roger Schmidt Salzburgo Leverkusen ifcs_mediaRoger Schmidt conoce bien a Kevin Kampl. Foto: ifcs_media

No nos engañemos: en un equipo normal Kevin quizá no podría ser el mediocentro. Que tu 5′ llegue a puerta repetidamente, se mueva por todo el campo, pise área y vaya a presionar a 3/4 suele crear desequilibrios difíciles de ocultar en Champions League. Sin embargo, este Bayer Leverkusen no lo es y se puede permitir actuaciones tan divertidas como la del incisivo rubio de peinado extravagante. Fue la mejor noticia de un conjunto que aún está lejos de su mejor versión.

Bellarabi Bayer Leverkusen - FocusBellarabi tuvo muchísimo peligro. Foto: Focus Images Ltd

Empezó bien la escuadra local, aprovechando que el BATE Borisov dejaba muchos espacios entre sus líneas para triangular por dentro y explotar la movilidad de sus atacantes. Bellarabi, Çalhanoglu, Mehmedi y Chicharito pudieron asociarse con vértigo por dentro y no tardó en llegar el gol del suizo como consecuencia. Sin embargo, tras el tempranero tanto, los bielorrusos reaccionaron con ímpetu y mostraron las costuran del conjunto renano, que todavía no es capaz de templar los partidos y ordenarse cuando deben. En un córner empataron y de ahí al final del primer periodo se vio la versión más espesa del Bayer Leverkusen, que ejecutó su plan de forma caótica y que no logró someter a un BATE que, contento con el resultado, cada vez se encontraba más cómodo. Pese a ello, el desequilibrio individual de un Bellarabi que no necesita ayuda de sus compañeros para generar pánico siempre intimidaba a los visitantes.

El BayArena será la nueva casa de Ryu Seung-Woo Foto: Funky1optiEl BayArena disfrutó de una victoria de los suyos. Foto: Focus Images Ltd

Tras el descanso entró Kramer por un lesionado Bender y aquello permitió que Kampl se desatara más. Sus lúcida gestión de la jugada, conducciones y dinamismo desde atrás contribuyó decisivamente a clarificar un ataque que hasta ese momento se había mostrado muy anárquico. Pronto llegó un gol de Çalhanoglu que puso cuesta abajo el transcurso del encuentro para los de Roger Schmidt, que pudo ver hasta como Chicharito pudo estrenarse como goleador con la zamarra rojinegra (tras una magnífica asistencia de Kevin). Superó el Leverkusen su must-win, el partido que deben ganar sí o sí teniendo en cuenta los rivales con los que comparte grupo y que el Barça ya se ha dejado dos puntos y difícilmente se dejará muchos más. Porque Kampl acudió al rescate.

Foto de portada: Werner100359

Related posts

Deja un comentario

*