El nuevo capitán

Klaassen Ajax Eduardo Ferrer Alcover

En el fútbol europeo hay pocos llegadores más certeros que Davy Klaassen, nuevo capitán del Ajax. El “10” ajacied ha asumido el brazalete de capitán que dejó Moisander y está llamado a ser el líder del conjunto de Frank de Boer esta temporada. El técnico neerlandés incluso ha modificado el esquema y le ha entregado la mediapunta a lo largo de la pretemporada, ubicación que ha tenido continuidad en el primer partido oficial de la nueva campaña para el Ajax. No recibirá entre líneas, conducirá y rajará a las defensas rivales con regates imposibles, pero sí aporta sensibilidad para combinar a pocos toques y su capacidad para aparecer por sorpresa en el área rival cuando menos se le espera.

Así, Davy anotó dos goles decisivos para el Ajax en el estadio del Rapid de Viena. Sus dos primeros disparos se convirtieron en dianas para el combinado austríaco. En el primero, remató con la puntera después de un soberbio control y posterior asistencia de Daley Sinkgraven, uno de los jugadores más destacados del choque. El segundo gol también nació en la banda izquierda, con un centro de Milik que remató Klaassen en el segundo palo después de amagar con desmarcarse hacia la frontal del área pequeña. El mediapunta holandés demostró una vez más que es un sicario que te apuñala por la espalda al mínimo despiste, por consciente que se sea de su peligro. Klaassen entra en casa ajena sin hacer el menor ruido y luego da sustos letales.

Aunque no irreversibles.

Klaassen Ajax Eduardo Ferrer Alcover

Davy Klaassen es el nuevo capitán del Ajax.

Los tantos de Klaassen únicamente sirvieron para que el Ajax empatara a dos en Viena. Después de una primera mitad en la que pudieron anotar varios goles una vez abierta la lata, Kainz recortó la distancia justo después del descanso y los chicos de Frank de Boer entraron en pánico. El once titular, de 21 años de edad media, se descompuso ante el empuje local, incluso después de que Schwab fuese expulsado por una dura entrada sobre Riedewald. Así, el Ajax fue incapaz de controlar el ritmo del choque, regaló el empate en una pérdida de Veltman en campo propio e incluso pudo perder cuando Cillessen salió tarde a despejar un balón dividido. Aunque el resultado final no sea negativo porque prácticamente obliga al Rapid a vencer en Amsterdam en el partido de vuelta, no sirvió de nada que el Ajax completara el doble de pases que su adversario o que se marchara al descanso con dos goles de ventaja porque tuvo la oportunidad de dejar cerrado el cruce. Aunque por lo menos esta temporada parece que al frente del equipo se ha erigido un capitán exigente y especialmente autocrítico.

“No podemos estar satisfechos con el empate a dos, menos jugando contra un hombre menos. Lo que ha sucedido después de la tarjeta roja es inaceptable. Hemos cometido muchos errores”. Klaassen después de empatar a dos en el estadio del Rapid de Viena.

Fotografías: Edu Ferrer Alcover (Todos los derechos reservados).

Related posts

Deja un comentario

*