Los lobos del Dortmund

Robert Lewandowski se exhibió en la victoria del Dortmund en el campo del Braunschweig (foto: Focus Images Ltd)

El grupo F de la Champions League es más o menos como el cuento de los tres cerditos pero sin cerditos: son tres lobos, Arsenal, Dortmund y Nápoles, que se muerden y se ganan entre ellos y luego hay un actor figurante, Marsella, que está ahí porque juega y porque lo sabemos, pero que poco influye en el resultado de más los fuertes. La casa que se habían construido los gunners para asegurarse el pase a la siguiente ronda han llegado desde Alemania y se la han cepillado en cuatro gritos. El Dortmund aprieta, aprieta mucho, y terminó ganando por 1-2.

Que los de Klopp ganen a domicilio al Arsenal es algo que entra dentro de lo previsible, que no es una sorpresa. Sobre todo si Lewandowski se pone en modo estelar: bajó balones contra Mertesacker, los repartió bien a los que llegaban desde atrás y generó pánico. Los cuatro de arriba del Dortmund presionaron con mucha intensidad la salida del Arsenal, dejando asfixiado a Arteta, y en una de esas Ramsey, el mejor gunner desde el verano, se pasó de lento en el borde de su área, Reus le robó la cartera y Mkhitaryan puso el primero. Una y otra vez, los alemanes entraron por el lado de Gibbs con muchísimo peligro, un síntoma claro de lo que hace Flamini que no pudo hacer al no estar disponible.

“Ha sido un partido de una intensidad muy alta pero con pocas ocasiones. El Dortmund estuvo muy bien organizado y detuvo nuestro juego”, Wenger.

Arsenal v Borussia Dortmund UEFA Champions LeagueMhkitaryan marca el primer gol del partido (Foto: Focus Images Ltd)

El galés del Arsenal fue la pareja de Arteta ante la ausencia de Flamini y por delante actuaron Rosicky, Özil y Wilshere, de izquierda a derecha. Arriba, el de siempre, Giroud, que sigue con el hechizo del gol y el disfraz de delantero perfecto. En lo que pareció un duelo Giroud vs Lewandowski, el francés también destrozó a su par, en este caso Hummels. Lo sacó de sitio, le ganó en los duelos directos y, para rematar, llegó a un balón mal tocado por Subotic para empatar el partido. Un empate que el Arsenal mereció.

En el segundo tiempo entró Cazorla por Wilshere y los de Wenger se volcaron hacia la victoria. El centrocampista español fue el mejor futbolista mientras estuvo en el campo. De sus botas salió un disparo que se estrelló en la escuadra, reordenó al equipo, dejando a Arteta como único pivote con Ramsey y Rosicky por delante. Pero luego apareció el Dortmund total, el Dortmund veloz y destructor, encadenó una jugada por la banda derecha, Grosskreutz puso un balón de cine y a Lewandowski le cayó con palomitas para rematarlo de volea. Facilito para él. 1-2 y triple empate a puntos en el grupo, en un grupo en el que los grandes siguen dándose de palos cuando ya sólo quedan tres partidos para saber quién pasa y quién queda eliminado.

ACCEDE AL RESTO DE POSPARTIDOS DEL MARTES HACIENDO CLICK SOBRE EL QUE PREFIERAS:

Steaua Bucureşti vs FC Basel
FC Schalke 04 vs Chelsea FC
Olympique de Marseille vs SSC Napoli
Austria Wien vs Atlético de Madrid
FC Porto vs Zenit
AC Milan vs FC Barcelona
Celtic FC vs AFC Ajax

Related posts

1 comments

Como gooner, me llevo una decepción hoy. No hemos jugado como venimos haciendo. Arteta no es el de las últimas temporadas (o lo que se necesita es muy distinto a lo que él aporta).

Hoy el primer gol ha sido fruta de un exceso de confianza de Ramsey que ha terminado en bajada de atención. Pero no hay que olvidar los 15 minutos anteriores de presión del Dortmund.

A partir del minuto 30 han bajado el nivel físico, y a partir de ahí el Arsenal siempre ha dominado… más o menos. Los últimos 10min, tras el 2-1, han sido controlados por el Dortmund.

Pero antes ha habido una reacción del Arsenal que va más allá de la bajada física del Dortmund.

Los últimos años el Arsenal siempre empieza partidos importantes de la Champions muy tímidamente. Aunque hay que reconocer que siempre crecía (para prueba, el 0-2 conseguido en la vuelta el año pasado contra el Bayern en su campo).

Contra el Nápoles parecía que esto había quedado atrás. La primera gran noche europea de la temporada contra un gran equipo pasada con nota desde el minuto -10.

Pero hoy hemos vuelto al Arsenal paralizado por las luces y la música de la Champions. Ésos 30 minutos han sido lo que se ha tardado en despertar y empezar a ir a más. Al final se ha ido a más, pero con un cierto descontrol final.

En fin, como ha dicho Wenger, con partidos y derrotas así el equipo puede aprender y crecer. Espero que así sea. Al fin y al cabo, con una victoria en casa contra el Marsella y dos empates fuera se pasa seguro.

Deja un comentario

*