La amargura de perder como pierde el Arsenal

AS Monaco FC v ArsenalUEFA Champions League

El Arsenal se quedó a un remate certero de Olivier Giroud de clasificarse para los cuartos de final de la Liga de Campeones. En la ida o en la vuelta. Castigado en Londres por el exceso de osadía de su entrenador, los 90 minutos del equipo de Arsène Wenger ponen en valor su crecimiento en los últimos meses. Un crecimiento, eso sí, insuficiente para tumbar a un Monaco dubitativo y frágil. Casi irreconocible. En los momentos críticos la responsabilidad pesó y ni siquiera el lleno hasta la bandera en el Louis II consiguió espolear a los locales. A los de Jardim les temblaron las piernas con el paso de los minutos -la Champions es esto- y el exceso de nerviosismo provocó la puesta en práctica de un plan pobre y poco productivo: achicar balones teniendo en mente que el valor doble de los tres goles conseguidos fuera de casa eran un botín demasiado preciado como para malgastarlo. Abdennour golpeaba en largo y Berbatov, desesperado, abría los brazos pidiendo un poco de pausa. La misma pausa que le faltó a los gunners para gestionar el tramo final y, sobre todo, el tiempo de descuento. A un escalón de levantar lo imposible si atendemos a los precedentes, no hubo claridad de ideas para abrir el campo y darle una vuelta de tuerca más a una defensa que pidió auxilio durante la última media hora.

Wenger: El fútbol no es un cuento de hadas. Hay que definir cuando tienes ocasiones para hacerlo y tal vez tener un poco de suerte, es parte del juego. Hay que materializar las ocasiones.

Jardim: El Arsenal aprovechó dos errores nuestros para marcar los dos goles. Creo que nuestra clasificación es justa.

AS Monaco FC v Arsenal UEFA Champions LeagueUn gol de Giroud en el minuto 36 puso en ventaja al Arsenal antes del descanso. Foto: Focus Images Ltd.

Tiros: Monaco 2 – Arsenal 17

Tiros a puerta: 0 – 7

Posesión: 29% – 71%

Pases completados: 233 – 668

Córners: 0 – 5

Fuente: Stats Zone

Porque la presión lo es todo en contextos como éste. Con la eliminatoria perdida, el Arsenal se sintió liberado y fue fiel a sus ideas: Welbeck dejó la banda tras un inicio de encuentro muy trabado y todo comenzó a fluir para los visitantes. Özil marcó el tempo y se sintió a gusto a pesar de la continua vigilancia de dos especialistas defensivos como Toulalan y Kondogbia. Cuando Mesut coge la pelota se para el tiempo. A veces la esconde tanto que no la encuentra y deshace el camino para buscarla. Inspirado es venenoso. Y fresco de piernas, la bombilla capaz de iluminar pasadizos escondidos en la piedra monegasca. Al alemán se le ha cuestionado con dureza, como si el juego tuviese que ser necesariamente el reflejo del lenguaje corporal. Noches como la de hoy ponen en tela de juicio tanta ferocidad en el análisis: fue hilo conductor del caudal ofensivo, se ofreció por todo el ancho y arriesgó cuando debió hacerlo. Todos los buscaron a él. Tenía la chispa y el timing. No fue la noche de Alexis, perdido entre la maraña de piernas que lo acosaban y su propia frustración. Tampoco la de Giroud, errático pese al gol. Ni siquiera la de los laterales, Monreal y Bellerín produjeron muy poco en las inmediaciones de la portería defendida por Subasic. Fue la noche de Özil y la media hora de Ramsey, el volcán sobre el cual construir un Arsenal alejado de lamentos, frustaciones y lágrimas, la que catapultó a los londinenses a las puertas de la conquista del castillo. Lo que potencia aún más el sinsabor del desenlance: acabar cayendo una vez más en el foso de los octavos de final.

AS Monaco FC v Arsenal UEFA Champions LeagueMesut Özil fue el mejor futbolista del Arsenal sobre el terreno de juego. Foto: Focus Images Ltd.

AJUSTES TÁCTICOS 

WENGER MODIFICA SU APUESTA

Welbeck comenzó pegado a la banda izquieda y Alexis, a la derecha. Cazorla muy próximo a Coquelin. La apuesta inicial no funcionó como se esperaba y Wenger hizo modificaciones: Welbeck permutó con Alexis y centró su posición, Cazorla se alejó unos metros de Francis y Özil se descolgó de la mediapunta. Del 1-4-2-3-1 inicial a un 1-4-1-3-2 con vía libre para las incorporaciones de Bellerín desde el costado derecho.

Monaco vs Arsenal - Football tactics and formations

RAMSEY Y FERREIRA CARRASCO

A la hora de juego, ambos entrenadores movieron ficha. Jardim introdujo a Ferreira Carrasco y el belga volvió a ser importante para darle aire a su equipo. Sus largas conducciones sirvieron de vía de escape y en sus botas estuvieron las acciones de mayor peligro. A veces retiene demasiado la pelota, pero tanto su calidad como su personalidad son incuestionables. Un par de minutos después, Wenger decidió ir a por todas, ahora sí no tenía nada que perder -y no en la ida con el 0-2 en el marcador-: retiró a su mediocentro defensivo, Coquelin, y Ramsey se situó de interior derecho. Cazorla retrasó su posición unos metros, si bien fue Koscielny el encargado de vigilar las contras del Monaco por la parcela central. Era todo o nada y Aaron respondió con un gol y el despliegue físico que le caracteriza.

AS Monaco FC v Arsenal UEFA Champions LeagueAaron Ramsey rodeado por Kondogbia, Fabinho, Wallace y Abdennour. Foto: Focus Images Ltd.

Además, Walcott se colocó como extremo derecho y Berbatov, agotado, dejó su sitio a Bernardo Silva. Elderson reforzó la zaga del Monaco en un tramo final en el que Gibbs sustituyó a Monreal buscando -sin éxito- un poco más de desborde en los últimos metros. No hubo manera de poner en aprietos a Subasic. Los balones colgado al área por los visitantes no tuvieron el rédito esperado y el reloj consumió los segundos finales instantes después de que Per Mertesacker, situado como delantero centro, dispusiera de la ocasión más clara: no pudo revolverse en el área pequeña.

Monaco vs Arsenal - Football tactics and formations

La falta de gol y el haraquiri a la japonesa de la ida fueron una losa demasiada pesada para un conjunto inglés que acostumbra a quedarse en la orilla rozando lo poético: nadie pierde como pierde el Arsenal. El Monaco mantuvo el equilibrio deslizándose por la cuerda floja y deja dudas de cara a la próxima eliminatoria: al equipo sólido, férreo y pragmático le acabaron fallando las rodillas. Pero aguantó de pie. En todo caso esa será otra historia que no empañará las celebraciones del día después en el Principado.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

19 comments

El problema del Arsenal (y diría el problema en general, no solo de este partido) fue la falta de acierto y su debilidad mental.

En la ida la primera parte fue para irse 2-0 sin exagerar, pero nos marcaron un gol. En la segunda parte tuvimos 15 minutos iguales, pero siguieron los fallos y el equipo se hundió anímicamente a la primera contra, supongo que el miedo a que pasara lo que paso cuando seguían pasando los minutos y fallando les hizo venirse abajo y claro, llego el 2-0 y luego la locura.

Pero el problema clave es que el Arsenal con un 50% de efectividad de cara a puerta y el Mónaco con un 100%hubiera ido a la prórroga o directamente ganado. Y el finde pasado idem, barriendo al West Ham hasta mediados de la segunda parte no llega el 2.0, llega a marcar el West Ham tras tanto dominar y generar ocasiones en el minuto 60 y el equipo se hubiera quedado nuevamente tocado.COmo por cierto, nos ha pasado otras tantas veces.

Rozamos tanto lo poético que Rosende nos regala un escrito como este 🙂
En lo concreto: lo de Londres fue demasiado perder para poder remontarlo, estaba resignada a no pasar … lo que no quita que en algunos momentos no haya pensado que ese poco de suerte quizás nos tocaba hoy.

Ya lo dije, estaba muy dificil pero no imposible. Una lastima.. El Arsenal es mucho mejor que el Monaco pero el futbol es asi, los errores se pagan, y sobre todo la falta de efectividad. Es por eso que se paga lo que se paga por jugadores efectivos. Suerte al Arsenal el año que viene, el que persiste al final lo consigue. Deben aprender de la derrota y crecer sobre todo a nivel de concentracion para ser mas competitivos en la proxima edicion.

La verdad es que yo no veo tan claro que Ozil haya sido el mejor del Arsenal, sí jugó mucho mejor que en otros partidos, pero es que relantiza demasiado en las transiciones rápidas del Arsenal en este partido y en la mayoría de ellos. Me parece que por eso el Arsenal no tuvo tantas ocasiones claras para ganar, Mesut es un jugador espectacular, con una técnica y visión exquisitas, pero el juego de Wenger no potencia a este tipo de jugadores. En lo que comparto plenamente es la poca fiabilidad goleadora de los delanteros, Giroud no creo que entre en el grupo de los 15 o 20 mejores delanteros del mundo, y bueno el Arsenal está jugando la Champions y quiere ser protagonista, muy díficil si no se tiene un delantero top, para que decir de Welbeck, es característico en él fallar mucho, Alexis hace mucho bien y a pesar de su gran primera vuelta, lo que menos destaca del chileno es su eficacia goleadora, sumado a esto que no termina de adaptarse al juego cuando es guiado por Ozil. No he visto todos los partidos del Arsenal pero si bastantes y creo que en ninguno que hayan jugado juntos Alexis haya destacado o al menos entre los 3 mejores de su equipo en algún encuentro.

Otra declaración más de Wenger. Junto con PIERDEGRINI lucha por ser el peor entrenador de la Premier. Que te gane el Monaco jaajajajajajajajajaj No he visto desastres igual en mucho tiempo. Penoso, y lo mejor de todo no le mandan a casa. Hay algo romantico en el Arsenal que me encanta. Llego a pensar que les encanta perder. No puedo comentar mas. Penosa eliminatoria. Le ha ganado un Monaco que esta muy por debajo del nivel del Arsenal. El factor relevante. El ENTRENADOR. Ahora iran encendiendo las tv los jugadores del Arsenal para seguir viendolo por la tele. Penosos.

En esta web se respetan todas las opiniones y se intenta siempre entender de forma positiva los mensajes de la gente que comenta los artículos, algo que nosotros agradecemos mucho (comentarios). Pero, por favor, intentemos ser respetuosos. Independientemente de a quién nos refiramos, nos guste más o nos guste menos la persona sobre la que opinemos. Se puede decir que la derrota del Arsenal es un fracaso y dudar del nivel de Wenger o Pellegrini sin emplear un tono ofensivo.

Las eliminatorias duran 180 minutos, y el Arsenal no se dio cuenta de ello en la ida…..
Me da que nos quedasmo sin ingleses en cuartos…
Y el Monaco en principio parece asequible para culaquiera

Para mí eso ha sido la clave, Lister. Con el valor doble de los goles, si en algún momento quieres perder los papeles e irte arriba sin protección… que sea fuera de casa. Porque hacerlo en casa es muy temerario.

Hay otros grandes que llevan años sin apenas tener triunfos: Liverpool (si bien ganó una Champions y por penaltis) o Tottenham (ambos comparables sobre todo económicamente con el Arsenal en los últimos tiempos), pero el San Benito de siempre igual se lo lleva el Arsenal.

Por cierto, el PSG ha jugado dos veces en lo que va de temporada con el Mónaco y en ambas han empatado, la primera a uno la segunda a cero (de hecho, lleva cuatro partidos seguidos sin ganarle, si mis fuentes no me fallan). En Champions sólo perdió en el grupo con el Benfica 1-0, pero el problema es el Arsenal (que tiene uno de competitividad en los grandes momentos, no digo que no).

No puedo entender como AS Monaco eliminó al Arsenal. Ví los dos partidos, y no lo voy a entender. Fue ampliamente superior el Arsenal en los 180′.

Tan cerca y tan lejos. El Arsenal se está convirtiendo en el ejemplo perfecto de que los “casi” no tienen cabida en el fútbol.

Quizás la falta de acierto dejó a los Gunners fuera, como dijo Wenger, pero lo cierto es cuando te ocurre tres veces lo mismo se espera que hayas aprendido las lecciones y realices los ajustes necesarios para evitar caídas de este tipo.

Milan, Bayern, Bayern (jugando con 10), Monaco. 4 veces en los que se bota el partido de ida, olvidando que se juega a 180 minutos. Los jugadores cambian, pero Wenger no. Planteamientos suicidas como el del Emirates no deberían haberse dado, sobre todo porque aumentas el riesgo innecesariamente, en un intento de hacer la épica cuando no es el momento para ello.

Orgulloso del equipo, decepcionado por la elminatoria perdida. Así es esto.

Saludos!

Pelegrini y Wenger. Dos entrenadores que no deberian tener los grandes equipos. Con todo el respeto del mundo me parece lamentable que entrenen a grandes equipos.

Con el gol de Ramsey llegué a creer en que por fin podrían hacerlo, pero no tuve muchas esperanzas, hacerle tres goles a un equipo que en los últimos 12 partidos solo había recibido un gol… Bastante hicieron; este año no hay excusa de que el rival era un Barcelona o un Bayern, el Mónaco es un buen equipo pero el Arsenal es superior, partían como favoritos y se hicieron el lío en la ida. Habrá que esperar, ¿no? 😀

Deja un comentario

*