La trampa de Julen

Jackson Martínez - Oporto - Focus

A la hora de preparar el que quizá es el partido más importante de su carrera hasta el día de hoy, Julen Lopetegui se olvidó de sus genes españoles, dejó a un lado el manual de juego adquirido en sus tiempos en la RFEF y se centró en conectar frontalmente con la identidad histórica de la entidad que dirige. Repasó los libros de historia del Porto, se puso las grandes noches europeas de Mourinho y Villas Boas, y se impregnó del alma futbolística que hace vibrar a do Dragâo. Tal vez consciente de que en los momentos más tensos y trascendentes recurres a tus raíces más primarias para que te dicten tu comportamiento, el Porto que salió el miércoles a enfrentar al FC Bayern fue el que todos identificamos en su historia reciente: ese equipo agresivo, dinámico y mordaz que arrollaba físicamente a sus rivales. Quizá ni el propio Guardiola se lo esperaba, porque desde un primer momento vio como su equipo era arrollado y zarandeado hasta dejarlo aturdido para el resto del partido. Nunca supo reaccionar.

Do Dragao Edgar Jiménez

Do Dragâo se vistió de gala. Foto: Edgar Jiménez

La idea de juego era totalmente coherente. Yo tengo atacantes que son bestias físicas, explosivas, potentes, fuertes y ágiles y tú, altamente condicionado por tus bajas, cuentas con centrales y un mediocentro de cintura pesada, algo lentos y de gestos parsimoniosos. Allí hay una ventaja técnica obvia y eso en Champions League es oro molido. Julen, consciente de que la última versión del Bayern de Pep es extremadamente espesa en su salida de balón, puso una trampa para explotarla que fue lo que a posteriori le hizo ganar el partido. Es importante resaltar esto: el Porto no superó a su rival tejiendo jugadas elaboradas ni ejecutando ataques posicionales complejos, en ese sentido el encuentro estuvo parejo, sino bloqueando su gestión de las jugadas y aprovechando los réditos de los errores que ellos mismos provocaban.

Su presión consistía de dos pasos. En una primera instancia y con una notable coordinación entre los delanteros y los centrocampistas, el Porto taponaba las opciones de pase de la primera línea bávara, a la que dejaban libre de marca. De forma agresiva, iban a encimar a los medios alemanes que se quisieran posicionar para recibir, aprovechando su limitada capacidad de giro, lo que obligaba a Dante, Boateng y Xabi a pensar en exceso, a necesitar de agudeza para encontrar una forma de avanzar. Y esto provocaba despistes en forma de controles largos, pases poco precisos o conducciones innecesarias. Y, cuando ocurría, el Porto sí iba intensamente a aprovechar su evidente superioridad física, a meter el pie y plantarse solos delante de Neuer. Buscaban provocar el gesto impreciso que les diera el tiempo necesario para encontrar un duelo individual en una disputa de balón entre los robustos Xabi, Dante y Boateng con los ligeros y dinámicos Brahimi, Jackson y Quaresma, y ahí sí, forzar el robo. Si los centrocampistas visitantes bajaban a apoyar, Herrera, Casemiro y Oliver les seguían para encimarles intensamente e impedir agresivamente que pudieran darse la vuelta. Antes de que el Bayern se pudiera templar en el campo, Jackson le rebañó el primer balón a Alonso (pudo haber falta en la acción) y obligó a Neuer a cometer penalti para tratar de evitarlo. Velasco Carballo evitó que el susto fuera mortal dejando al portero sobre el campo, pero Quaresma se encargó de certificar la ventaja.

Xabi Alonso - Boateng - Bernat - Bayern - Focus

La salida de balón bávara se frustró. Foto: Focus Images Ltd

La bofetada en forma de gol en el minuto 3 tensionó al Bayern, que sin embargo no consiguió establecerse nunca con comodidad en el campo del Porto. El mérito de los portugueses es incuestionable, pero igualmente el ataque posicional bávaro se mostró tremendamente pobre y falto de agilidad asociativa. Cuando el Bayern avanzaba, los dos extremos lusos retrocedían para ahogar las opciones de pase y los de Guardiola eran incapaces de crear ventajas mediante la posesión de balón. Como además Robben y Ribéry están en la enfermería y Götze tiene el liderazgo que tiene, tampoco contaban con recursos individuales de desborde. La sensación de peligro era prácticamente nula y la de frustración, evidente. En sus ataques posicionales, el Porto tampoco conseguía penetrar en la estructura bávara, pero no le hacía falta. El peligro lo buscaba regalando el balón a los de rojo. Poco tardó en encontrarlo.

Una carrera de Quaresma puso en evidencia las cualidades de Dante (es difícil competir con semejante debilidad, aunque el Bayern ya levantó una orejona con el brasileño de titular) y asestó una herida de muerte en la eliminatoria. Con la ventaja notable ya en su chistera, el Porto pudo seguir ejecutando su plan de forma conservadora y lo preocupante para el Bayern es que nunca en todo el partido dio sensación de superar el planteamiento de su rival. Ni siquiera tras el gol de Thiago reaccionó, las posesiones bávaras eran pesadas, espesas y lentas, sin recursos de desborde ni capacidad de avance. Es cierto que el golpe emocional era duro, pero uno espera algo más del amor propio que lleva este club en su sangre. El Porto administró la segunda parte con inteligencia, elaborando ataques más largos y pausados que desesperaron más aún a su rival. Entraron Rode y Badstuber, Pep situó a Boateng de mediocentro buscando igualar el duelo físico, pero aquello si sirvió de algo fue para desnortar más aún a los suyos. La imagen fue dura. El martes con Robbery y la lección aprendida, sin embargo, será otro cantar. El resultado (3-1) fue mucho menos duro para el Bayern de lo que lo fue el juego.

Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

17 comments

Guillermo, excelente artículo. Lardo, culpar a Guardiola es lo fácil. Según mi humilde opinión, si bien Lopetegui se graduó con el planteamiento del partido, a mi parecer, creo que ningún equipo aguanta 6 bajas. Obviamente Guardiola tiene su porción de culpa, pero es que la ausencia de jugadores claves como Robben, Alaba, Ribery y Schweinsteiger, y el estado bajo de forma de Lahm, Thiago y Badstuber (regresan de lesiones) simplemente frenan las posibilidades. El Real Madrid cuando estuvo lesionado Modric y James tuvo un bajón tremendo, incluso cuando estuvo lesionado Ramos. Un Barcelona sin Messi y Suárez no es lo mismo. El psg de hoy sin Ibra, Verratti y Motta tampoco es el mismo de la eliminatoria con el chelsea. Y así sucesivamente…

Si el bayern es eliminado, por mucho lesionado que tenga, debe hacer una reflexión y cambiar radicalmente , aunque suponga prescindir de Guardiola, que en esta segunda vuelta será perdidisimo. Sí la Bundesliga durará un poco más podría hasta perderla

El Oporto fue superior todo el partido. Pero el 2-0 a los diez minutos fue fruto más bien de despistes (errores garrafales más bien) individuales. Y no fue peor la cosa porque inexplicablemente Velasco decidió no expulsar a Neuer, porque ocasión más manifiesta de gol no puede haber. No me vale la excusa de que “regateaba hacia afuera” (no hay otra manera en esa jugada de salvar al portero), porque Jackson iba directo y en línea recta hacia el portero. El resto del partido fue un horror muniqués marcado por esos dos errores de bulto (en realidad el tercero fue otro error) y un actuación colectiva e individual muy deficientes, el análisis cobra más fuerza. No resto mérito al Oporto ni disculpo a Bayern, pero indudablemente el partido fue marcado a fuego por las cagadas de Alonso y Dante, y el error de Velasco.

Quien vuelve de los lesionados para el partido de vuelta?? El Porto pierde a dos jugadores esenciales que son sus laterales brasileños.

Si el miércoles el Bayern se elimina, el Herr Pep 2 promete ser aún más divertido que el primero: una preciosa historia que acaba con la mayor derrota del Bayern en su propia casa y un apabullante e histórico 0-5 en semifinales de Champions al campeón de Europa. Veremos, porque aún con las bajas el Bayern tiene mucho mejor equipo que el Oporto y que pasara a la siguiente ronda no sería un milagro sino lo lógico: la sorpresa y ridículo sería lo contrario.

Me hace gracia ver que este post (muy bueno, no es lo que discuto) tiene tantos comentarios y el de la aplastante victoria del Barça ninguno. Guardiola, ¡cuánto daño hiciste!

Claro, el Oporto-Bayern era a priori una eliminatoria más igualada y el resultado no fue para nada sorprendente. Es “rawro, rawro” que a la gente le llame tanto la atención.

No hombre, que el PSG es un segunda línea sin presupuesto, plantilla y entrenador y que si habláramos de cualquier otro entrenador, se le mencionaría tanto, claro.

Ná. Tranquilo. Las opiniones contrarias siempre se justifican bien con la falta de criterio y como un defecto de los demás. Los sabios apuntan a la luna, y los bobos miran el dedo de Pep. Lo normal.

Ya se tardaba en pedir la cabeza de Guardiola. Igual fue él el que pidió amablemente a Alonso y Dante que erraran en la primera parte, donde por cierto, no vi al Porto hacer nada extraordinario, “únicamente” aprovechar los dos fallos, y qué bien aprovechados. La segunda parte ya fue otra cosa, el Porto avanzó, y hasta la entrada de Rode parecía que podía acabar peor. De todos modos, ¿de qué te sirve tener una plantilla competitiva si, ante un rival con una férrea defensa no tienes a aquellos que pueden penetrarla? En ataque el Bayern pierde 3 jugadores clave, y eso les puede costar una derrota tanto a ellos como a cualquier otro equipo Top 5, y si además la zaga falla como falló (con errores impropios en el caso de Alonso y Boateng -aunque este comprensible en parte-, y con Dante haciendo un Dante), te cuesta una eliminatoria, es normal, esto es Champions.

En casa quién sabe lo que puede pasar, pero si no recuperan a nadie, el guión será el mismo o muy parecido. Deben meter dos goles ante un equipo que no recibe casi ninguno y eso sí, tiene mucho mérito. 12 en Liga y 6 en Champions creo, y eso es una burrada para un equipo que no estaría casi en ninguan quiniela.

Totalmente de acuerdo. En el futbol, como tambien en la vida hay que tener suficiente inteligencia como para entender cuando adaptarte a las circunstancias. Has intentado cambiar el estilo futbolistico cultural del Bayern y no te ha salido, o digamos que te ha salido poco (para mi la bundesliga con la diferencia de presupuesto y despues de llevarte a Gorze y Lewandowski es de un merito moderado) y estas en un partido VITAL de la temporada con medio equipo lesionado y en campo ajeno. Hombre.. Digo yo que habra que adaptarse! No intentes sacar siempre el balon jugado si ni siquiera te has molestado en ir al mercado a comprar centrales que saquen bien el balon, no te empeñes en hacerlo mas si encima tu rival esta oliendo la sangre y tiene a los cocodrilos preparados.plantea quiza un partido mas defensivo para minimizar riesgos, entrena balones largos para que los baje Lewandowski y se haga una pared con Muller, mete a Gotze en la banda a que desborde, que no es Robben pero tambien lo hace myy bien! Yo sinceramente pienso que Guardiola claramente ha fracasado en Alemania. El Bayern es mucho menos temible con el. Antes no habia experimentos ni cosas raras. Las cosas funcionaban bien. Esta generacion (Lahm, Schweinsteiger, Neuer, Muller, Robben, Ribery..) Da para mucho mas que esto.

totalmente de acuerdo¡¡¡¡ muy buen analisis
por cierto no se si habéis oído al soberbio de Segurola decir que Muller y Lewandoski son muy malos¡¡¡ lo que hace por defender a Guardiola¡¡¡ Bueno Segurola también dij oantes del mUndial que España iba arrasar, y que Alemania no era favorita, que Holanda no pasaba de primera ronda, que Argnetna como mucho a cuartos…..

Yo sí lo he oído y no daba crédito… Muller y Lewandoski jugadores menores ha dicho, que no son para un equipo como el Bayern… tiene cojones

Excelente análisis. Pero para mí, más que olvidarse de los libros de la RFEF, los usó para diseñar esa gran ocupación de espacios y desconectar el sistema del Bayern haciendo cortocircuito en su raíz. Además con balón supo oxigenarse y obligar a correr a los bávaros. No los dejó en ningún momento de unirse a través del balón ni desarrollar su juego de posición. Quien mejor que Lopetegui, un heredero del ‘Cruyffismo’, para frenar los mecanismos de un hijo táctico de Cruyff como Guardiola. Aquí lo explico todo más detallado y con imágenes > https://garrinchamagazine.wordpress.com/2015/04/16/presion-y-desconexión/ ¡Un saludo crack!

Deja un comentario

*