El mejor Malmö del siglo XXI

Malmo 1  RG1033

Que Zlatan Ibrahimovic jugó en el Malmö -y que lo hizo más partidos en segunda división sueca que en primera- quizá sea el dato más conocido por los aficionados al fútbol nacidos después de 1980 sobre el club más importante de la primera ciudad que te encuentras cuando dejas atrás Copenhague cruzando el puente de Oresund. Los padres de esta generación que asocia Malmö con la infancia de Zlatan sí recordarán al glorioso equipo que se plantó en la final de la Copa de Europa de 1979 y la perdió en Múnich frente al Nottingham Forest de Brian Clough. Y aunque la historia de esta entidad escandinava no se diferencia demasiado de las clásicas montañas rusas que afectan a los individuos, lo que sí es trascendente es que nadie en su país alcanzó tantas veces las alturas. Con veintiún títulos de liga, el Malmö aventaja en ocho al IFK Göteborg, al que se le ocurrió meterse dos veces en semifinales de la Copa de Europa (86 y 93) y casi igualar la gesta del mejor club sueco de todos los tiempos -en realidad, los hinchas del IFK nos dirían que sus dos conquistas de la Copa de la UEFA (82 y 87) les convirtieron en el único conjunto escandinavo en ganar una competición continental y que esto puede llegar a ser más meritorio, pero este debate igual se alejaría un poco del asunto que se supone que debe tratar una previa de un Atlético de Madrid-Malmö-.

Malmo Eriksson  Holger MotzkauEl zurdo Magnus Eriksson es uno de los jugadores más peligrosos del Malmö (Foto: Holger Motzkau, bajo licencia Cretive Commons).

Lo que en realidad nos ocupa es que, tras descender a segunda y pasarse quince años (del 89 a 2004) sin ganar la liga sueca -una barbaridad si tenemos en cuenta que hablamos del club más dominante del fútbol de su país-, el Malmö vive ahora su mejor época desde la década de los ochenta. Se ha proclamado campeón nacional en tres de las últimas cinco temporadas -la conquista más reciente la celebraron el mes pasado- y su clasificación para la fase final de la Champions -lograda con una sorprendente remontada ante el Salzburgo de Jonathan Soriano, Kevin Kampl y compañía– supuso el retorno a las instancias definitivas de la máxima competición continental por primera vez desde 1991 (cuando una tanda de penaltis ante el Dynamo Dresden, campeón de la RDA, acabó en la segunda ronda con su sueño de seguir progresando).

¿Cómo llegó el Malmö hasta aquí? Todo lo que hemos escrito sobre el campeón sueco

Al Malmö actual lo entrena el noruego Åge Hareide, un técnico de tremendo prestigio en Escandinavia ya que ha ganado la liga tanto en Suecia (con el Helsingborgs y con su actual club), en Dinamarca (con el Brondby) y en su país natal (con el Rosenborg). El veterano preparador utiliza el clásico 4-4-2 que Roy Hodgson popularizó en la región en los años ochenta, con un punta idóneo para buscarlo con balones aéreos (el joven Isaac Thelin, autor de dos goles en la épica remontada de Suecia sub-21 ante Francia la semana pasada) y otro veloz a los espacios (un Markus Rosenberg que ha regresado a casa y que mantiene esa peligrosidad en carrera pese a sus 32 años). Los jugadores de banda son especialistas en el golpeo -sobre todo el zurdo Magnus Eriksson, que juega a pie cambiado y es el que saca casi todos los córners y faltas laterales- y el doble medio centro se sustenta en gran parte gracias a la agresividad del ghanés Enock Adu. No hace falta ni decir que el Atlético de Madrid es superior y muy favorito de cara al encuentro de esta noche, pero conviene tener en cuenta que la Juventus no abrió el marcador frente al Malmö hasta la segunda parte y que el Olympiacos de Míchel cayó en Suecia tras haber ganado al conjunto de Simeone. El técnico argentino, sin Tiago ni Gabi, deberá recomponer su centro del campo y resolver si le interesa más que Koke juegue algo liberado fuera del doble pivote o que sea él el que acompañe a Mario Suárez.

ATLÉTICO DE MADRID – MALMÖ: ALINEACIONES PROBABLES

Atletico vs Malmoe - Football tactics and formations

Foto de portada: RG1033, bajo licencia Creative Commons.

Related posts

Deja un comentario

*