En San Petersburgo hace más frío cuando se acerca el invierno

Öztunali Bayer Leverkusen Alemania Edu Ferrer Alcover

Roger Schmidt ha vivido su peor semana como entrenador del Bayer Leverkusen. Y aunque incluso en las peores semanas ocurren cosas buenas –Bernd Leno te para tres penaltis y te evita un ridículo histórico en Magdeburgo-, al ex entrenador del momento en la Bundesliga se le empiezan a observar algunos rasgos de desgaste en su rostro hasta ahora impoluto, casi una réplica del Dorian Gray. Como al personaje de Wilde, a Roger hubo alguien que le cantó las cuarenta y le dio unas cuantas lecciones de ética -aunque en realidad no sabemos quién llevaba razón; pero hasta ahora parecía difícil verlo enfrascado en los charcos de las batallas con fango-. El Hamburgo-Leverkusen del sábado fue lo más parecido a un partido de otra época: hubo más agresividad que fútbol. Y aunque Schmidt hizo todo lo posible para que su equipo tuviera más fluidez que en Magdeburgo -colocando a Çalhanoglu por dentro y abriendo el campo con Bellarabi y Heung Min Son-, el problema residía básicamente en que a Çalhanoglu lo estaban esperando. Desde que su nombre apareció en el vídeo-marcador del estadio fue abucheado en cada ocasión que intervino en el juego. Todo ello generó un clima de tensión extrema, de entradas durísimas, de protestas reiteradas, de conatos de peleas entre banquillos… Una noche que se alarga en Magdeburgo y un sábado de cuchillos largos en Hamburgo no parecen ser preparativos ideales para irse a jugar el acceso a la segunda ronda de la Champions League en San Petersburgo. Cuando la cosa se pone fea, irte a Rusia, a la incomodidad del pre-invierno ruso (probablemente hoy ya con temperaturas bajo cero), no es el viaje soñado por nadie: y menos para un entrenador que insiste en salir jugando por abajo casi siempre, y habrá que ver si el césped está para ello.

Öztunali Bayer Leverkusen Alemania Edu Ferrer AlcoverLevin Öztunali, que se proclamó campeón de Europa sub-19 este verano con Alemania ganando la final ante Portugal en Budapest, podría ser titular hoy con el Leverkusen en San Petersburgo (Foto: Edu Ferrer Alcover; todos los derechos reservados).

Además, el Zenit de Villas-Boas está realmente bien. Lo analiza al detalle Sergio Santomé en su artículo del pasado domingo: la llegada de Javi García le ha proporcionado solidez a un bloque que siempre ha tenido desequilibrio en ataque y que ahora además no se descompone en el medio. Junto a Witsel, con el que jugó en el Benfica, el español protege bien a los futbolistas desequilibrantes que actúan por delante, y por ahora el cuadro de San Petersburgo se está paseando en la Liga Rusa (le saca 7 puntos al CSKA Moscú tras haberle derrotado este fin de semana a domicilio con gol precisamente del centrocampista murciano). Aunque pocos días antes había sufrido una decepción al caer eliminado en la Copa Rusa ante el modestísimo Arsenal Tula (que hasta ayer lunes no ganó su primer partido de la historia en Primera División) en un choque que en el minuto 80′ vencía por 2-0 (y que acabó 2-3 en la prórroga), el Zenit recuperó la confianza con el triunfo ante su gran rival de los últimos años en el fútbol ruso y afronta el encuentro con la intención de superar al Leverkusen en la tabla (los alemanes lideran el grupo con dos puntos más). Intentar remontar el average (2-0 en la ida) ya parece más difícil, pero los equipos de Schmidt se abren sin miramientos cuando pierden y pillarles a la contra no es tan improbable cuando atacas con Danny, Hulk o Kerzhakov. El ex entrenador del RB Salzburgo sigue con muchos problemas en la posición de medio centro: Kyriakos Papadopoulos ha sido el último en caer y todo apunta a que deberá apostar por el joven campeón de Europa sub-19 Levin Öztunali para acompañar a Lars Bender en el doble pivote.

Alineaciones probables:

Zenit vs Leverkusen - Football tactics and formations

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*