Senegal no se atrevió

Senegal Guinea -  GoKick

Empatando, perdiendo y después otra vez empatando, Senegal nunca se atrevió arriesgar ante el rival más débil del grupo y en un partido que le podía dar la clasificación. Los Leones de Teranga, que buscan pasar a la siguiente ronda por primera vez desde 2006 -en las cuatro Copas de África anteriores o no se clasificaron o cayeron a las primeras de cambio- finalizaron la segunda jornada como líderes se su grupo pero también transmitiendo una grave sensación de falta de ideas e incluso de ambición.

El combinado de Giresse, técnico con una amplia trayectoria ya en el fútbol africano, saltó al campo con la intención de dominar el partido y con varios cambios con respecto al equipo que había superado a Ghana el pasado lunes. Para empezar, se olvidó de la línea de tres centrales y formó con cuatro atrás, con M’Bengue como principal novedad en el lateral izquierdo. Además, en el centro del campo ingresó el bético N’Diaye por Kouyaté y arriba Sadio Sané y Moussa Sow se repartieron las bandas, relegando a la suplencia a Dame N’Doye. Con este 4-3-3 en el que el centrocampista más liberado era el levantinista Diop, Senegal controló la posesión pero nunca fue superior, pues sus circulaciones, siempre muy espesas, terminaban en balones colgados que nunca encontraban rematador. En cambio, Sudáfrica sí tenía claro cuál era su plan para hacer daño.

senegal

Aunque claramente inferiores en el aspecto individual, los Bafana Bafana se mostraron mucho más precisos en las combinaciones y a la contra generaron peligro gracias sobre todo al punta Rantie y al extremo Manyisa. Tras 45 minutos sin apenas ocasiones, precisamente fue este último el que abrió la lata en la reanudación y finalizó con un remate raso un buena jugada por la derecha que terminó en el pico izquierdo del área sin que ningún defensor acertara a despejar.

Por debajo en el marcador, aceleró un poco Senegal y, con más empuje que otra cosa, empezó a darle trabajo a Mabokgwane, que transmitió bastante seguridad y atrevimiento por arriba para lo que suele ser habitual en un portero africano. Viviendo en campo contrario pero sin claridad, el mayor peligro senegalés llegó de los envíos de Diop a balón parado. En el 56, una falta sacada por él desde la derecha terminó en gol anulado a Mané por fuera de juego. Solo tres minutos después, el levantinista la colgó otra vez desde una posición muy similar y el central Mbodji entró con muchísima fuerza desde atrás para firmar un gran gol de cabeza.

Con el empate y media hora por delante, el guión nunca cambió. Senegal continuó empujando sin ideas y abusando del balón largo y Sudáfrica contraatacando con cierta claridad pero acusando falta de calidad en sus atacantes. Hasta al 80, Giresse no movió el banquillo y cuando lo hizo fue para introducir cambios de hombre por hombre (N’Doye por Sow y Kouyaté por N’Diaye). Solo Mbodji, otra vez de cabeza en una acción de estrategia, rondó un gol que Senegal nunca se atrevió a buscar con riesgo y determinación.

Mbodji  Senegal Tromso - Øyvind Andreassen Mbodji celebra un gol durante su etapa en el Tromsø IL. Foto: Øyvind Andreassen.
Foto de portada: GoKick.

Related posts

Deja un comentario

*