Costa Rica muere matando

Costa Rica - Victor Araiza

Meritorio lo de Costa Rica. Antes de empezar el partido, el combinado de Óscar Antonio Ramírez ya sabía que la victoria de Estados Unidos le dejaba eliminado de la Copa América Centenario, pero aún así saltó al césped motivado para despedirse del torneo con un triunfo.

Pese a jugarse la primera plaza de grupo, para la que necesitaba puntuar, José Pekerman decidió reservar a sus mejores futbolistas y realizó hasta diez sustituciones con respecto al equipo de las dos primeras jornadas: solo repitió Sebastián Pérez. Aunque repleto de suplentes, el once de Colombia presentaba varios nombres interesantes y a los que apetecía ver -Stefan Medina, Roger Martínez, Marlos Moreno…-, pero el dominio fue siempre costarricense.

 Johan Venegas dejó los mejores detalles del partido. Foto: GettyImages.

Dos minutos. Eso fue lo que tardó Costa Rica en ponerse por delante en el marcador y obligar a Colombia a ir a remolque durante todo el encuentro. Johan Venegas, que actuó como delantero centro y aportó el desborde y la determinación que le había faltado al equipo en los dos primeros encuentros, recibió escorado y en el borde del área, se giró rápido ante Aguilar y se la clavó en la escuadra a Robinson Zapata. Quizás estuvo blando el central y lento el portero, pero el gesto del atacante fue brillante.

No tardó en igualar Colombia, demostrando que esta vez tenía en sus laterales -Medina y Fabra– dos buenas armas ofensivas. El zurdo, jugador de Boca Juniors, realizó una gran conducción hacia al área y, tras beneficiarse de un rebote, fusiló al arquero Pemberton.

Con la igualdad y el duelo un poco más calmado, fue Costa Rica la que trató de llevar la iniciativa y con su habitual sistema de tres centrales sacó la pelota desde atrás con calma hasta que Borges o Azofeifa, el doble pivote, encontraba a alguien mejor colocado por delante. Alguien que casi siempre era Venegas.

Mostrando atrevimiento y técnica en cada intervención, el delantero de Montreal Impact generó también el segundo tanto desbordando en la izquierda con un caño y centrando para que fuera Fabra el que se colara la pelota en su propia portería.

José Pekerman, que en la previa había dicho que quería ser primero, lo demostró en el descanso dando entrada a sus dos mejores jugadores en lo que va de torneo: James Rodríguez y Edwin Cardona. El de Monterrey, puro talento, se situó cerca del doble pivote y trató de asumir la manija del partido, pero en una brillante transición -similar a aquellas que tanto gustaron en el Mundial de Brasil-, Celso Borges anotó el 1-3 llegando al área desde atrás y dejó el partido decantado.

Siguió apretando Colombia, que descontó jugando ya con Cuadrado como carrilero diestro gracias a una jugada del juventino que finalizó Marlos Moreno, pero Costa Rica se mostró firme y no concedió más.

Segunda clasificada, Colombia podría cruzarse ahora en cuartos con Brasil. Costa Rica se va a casa, pero dejando una buena imagen y con sensaciones positivas para continuar el camino hacia el Mundial 2018.

 El joven Marlos Moreno hizo su primer gol con Colombia. Foto:GettyImages.

Foto de portada: Víctor Araiza.

Related posts

Deja un comentario

*