Unas semifinales con historia

Allegri Juventus  Calcio Mercato

Noches victoriosas para la Juventus de Turín y para la Lazio. Noches tristes para la grada local del Artemio Franchi y para la de San Paolo. Así se resumen unas semifinales coperas en Italia que dejan varias lecturas más profundas, especialmente en cuanto a lo que concierne a tres de los semifinalistas. Diríamos que no tanto en el caso de la Fiorentina, ya que su eliminación no es tan dañina como en el caso del Nápoles.

El Nápoles aspiraba a todo

“Debemos aspirar a todo”, aseguró Rafa Benítez el pasado mes de julio en una entrevista concedida al diario ‘Marca’. El técnico español arrancaba el segundo curso de su etapa en el club partenopeo tras asentar unas bases el primer año (con fichajes como Higuaín, Callejón, Mertens o Albiol) y con la intención de dar un paso adelante. El Nápoles buscaba esta temporada un salto cualitativo que no se ha producido en ningún caso, y a los resultados nos remitimos.

Eliminado en la fase previa de la Champions League -tras caer la campaña anterior en la fase de grupos pese a sumar doce puntos-. Alejado muy pronto de la pugna por el Scudetto. Lejos ahora de la tercera plaza -a siete puntos de la zona Champions-. Ganador de la Supercopa italiana frente a la Juventus. Únicamente vivo en la Europa League -1/4 de final frente al Wolfsburgo-. Y ahora eliminado de la Coppa de Italia. Son los fríos números y resultados de un equipo que, por mala fortuna (lesiones de larga duración de Insigne, Zúñiga o Michu), falta de acierto en el área o cualquier otro motivo, no ha sido capaz de responder a las expectativas creadas.

Salvo remontada casi milagrosa en la Serie A -recuperando una tercera plaza que ahora mismo parece lejana-, la única opción del Nápoles para ‘salvar’ la temporada se encontrará en la Europa League. Eliminar al Wolfsburgo se antoja complicado tal y como están ambos equipos. Conquistar la competición continental, más aún. El club ha celebrado un título en esta 2014/15, pero la Supercopa ganada en Qatar tan solo sirve para maquillar un curso decepcionante en el cual no se ha producido ningún tipo de salto cualitativo por parte de una entidad que ahora afronta un verano crucial para su futuro: se prepara un cambio en el banquillo y saldrán algunos futbolistas de la plantilla -muy probablemente José Callejón-.

Rafa Benítez no tiene intención de prolongar el contrato que le vincula con el Nápoles hasta el 30 de junio y su mayor ilusión sigue pasando por el regreso a la Premier League. Anfield, un sueño. El banquillo del Manchester City, una opción que gusta mucho al técnico español. Que a los dirigentes de la entidad skyblue también le convenza Benítez es la clave de todo este asunto.

Benítez - Nápoles - calciostreaming

 Rafa Benítez llegó en 2013 al Nápoles (Foto: calciostreaming)

Pioli y Felipe Anderson merecen atención

Se hablaba en agosto de la Roma, de la Juventus, del Milan, del Inter, del Nápoles o de la Fiorentina. No tanto de la Lazio. Y, sin embargo, es el club capitalino el que vive un curso verdaderamente sobresaliente: 3º en la Serie A (estaría en la Champions League si la liga acabase hoy) y finalista de la Coppa de Italia. Los resultados avalan, y de qué manera, a este equipo en el que lo que brilla es precisamente eso: el colectivo. Más allá del sempiterno olfato goleador de Miroslav Klose, la categoría de Antonio Candreva y el talento de Felipe Anderson, no suelen destacar las individualidades en esta Lazio.

De cara a un futuro, el desarrollo de esta temporada en la Lazio posiciona muy bien al brasileño Felipe Anderson -rendimiento deslumbrante, talento y capacidad de desequilibrio en los metros finales- y a su entrenador: Stefano Pioli.

La Juve de Allegri no falla

El pasado 15 de julio, de forma absolutamente inesperada, Antonio Conte abandonó el banquillo de la Juventus de Turín tras ganar tres veces el Scudetto en tres años. El listón, al menos en el campeonato de la regularidad, estaba alto para Massimiliano Allegri, su sustituto, que ha respondido con buenos números y con un equipo que llega muy bien posicionado a las últimas semanas del curso: con el Scudetto virtualmente en el bolsillo (14 puntos de ventaja), con la presencia asegurada en los 1/4 de final de la Champions League y ahora con el billete para viajar a la final de la Coppa de Italia.

No se le puede pedir mucho más a esta Juve por el momento. Falta, eso sí, lo más importante: culminar el trabajo. Celebrar un doblete con el Scudetto y la Coppa sería un éxito. Sumar a eso una participación en las semifinales de la Champions, y ya no digamos una visita a Berlin el 6 de junio, haría que el primer año de Allegri en Turín mereciese un calificativo próximo al sobresaliente.

Foto de portada: Calcio Mercato

Related posts

7 comments

Seguramente la Lazio es el equipo revelación en el panorama europeo. Y es curioso porque apenas se habla de ellos en los medios. A ver si algún día Toni o Santomé se atreven con un análisis más profundo de cómo un equipo sin grandes estrellas (nadie hubiera pagado este verano más de 10-15 millones por ningún jugador de su plantilla, a diferencia de Roma, Napoli, Fiore o incluso Milan e Inter) pueda estar haciendo una temporada tan soberbia.

Es que yo creo que en general llevamos unos años con la liga italiana mediáticamente muy en segundo plano, yo creo que incluso por detrás de la francesa, es decir, como quinta liga europea. Casi me atrevería a decir que sin la Champions y los pocos españoles que hay se hablaría aún menos.

Me imagino cómo estructurará un ojeador su mapa de ligas europeas:
España: chollos, gangas, jugadores infravalorados. Jonathas la rompería en la Premier, cualquier mediocentro de clubes en descenso sería fijo en Premier, etc.
Inglaterra: jugadorazos que sorprendentemente no rinden en otros sitios como se esperaba. Ejemplos: desde McManaman a Bale. Charlie Austin no funcionaría, por ejemplo, en España.
Alemania: muy bueno, no siempre bonito pero efectivo, y sobre todo, barato. Ejemplos: precio anterior de Reus, precio de Sam (traspaso desde el Leverkusen al Schalke por 2’5 kilos), etc. Decenas de futbolistas de mucho nivel con garantía de rendimiento.
Italia: buenos jugadores con problemas de adaptación a otras ligas. Ejemplos: no hay italianos realmente destacables en otras ligas.
Francia: potencia y clase a bajo precio. Ejemplos: Francia sub21, sub20, sub19 y plantilla del Newcastle.
Holanda: fichemos técnica. Ejemplos: Klaasen, Classie.
Bélgica: talento joven a raudales por explotar, la mayoría muy potente físicamente. Ejemplos: Tielemans, Batshuayi, etc.
Portugal: talento desconocido, seguramente representado por Mendes y cedible. Benfica y Porto con precios prohibitivos. Ejemplos: plantilla del Depor // precios de venta del Porto.
Esto es polémico, pero lo veo así.

A grandes rasgos yo aportaría tres claves:

1) La discreta competencia por la 3ª plaza (el Nápoles por plantilla tendría que estar ahí, el Milan y el Inter como mínimo tendrían que estar mejor, la Fiore vive penalizada por la rodilla de Rossi, etc).

2) Un bloque muy sólido, bien construido, que encaja pocos goles. Gran trabajo de Pioli.

3) Y para mi el factor diferencial, el jugador que ha resuelto bastantes partidos cerrados: Felipe Anderson. Sus cifras de los últimos 4 meses las hace un jugador en la Premier -tipo Berahino- y tenemos su nombre hasta en la sopa.

Creo que es porque tienen y buscan simplemente lo que necesitan y apuestan por ello con total confianza. La planificación del Milan es desastrosa, un caos, y la del Inter tampoco se queda corta. Pagan millonadas por jugadores que no necesitan.

Hoy en día todo es Premier, todo se resume en la Premier, ellos tienen el dinerito, el marketing etc y claro la legión de fanboys se vuelve insoportable. Pues no señores, hay vida más allá de esa sobrevalorada liga!!

Deja un comentario

*