Once ideal del Europeo sub-17 de 2017

abel-vs-panzo-abel-ruiz-España sub17 MarcadorInt

Después de ganar el título, España es el equipo más representado en nuestro once ideal del Europeo sub-17 con cuatro futbolistas. Lo sigue de cerca la selección inglesa, con otros tres jugadores, mientras Alemania tiene a dos representantes. Turquía y Francia completan la alineación con una de sus piezas, seguramente la figura más importante de cara a su clasificación para el Mundial sub-17.

xi-europeo-sub17-croacia

Artículos relacionados:

Balance del torneo, por Sergio Santomé

Apuntes de la selección española campeona del Europeo

Luca Plogmann (Alemania, W.Bremen)

En un torneo que dejó varios buenos porteros, Plogmann fue uno de los más llamativos. El arquero alemán demostró una velocidad de reacción bestial bajo palos, dejó varias paradas de mucho mérito y exhibió una notable personalidad. Bastante seguro en el juego aéreo, atento para salir a despejar balones largos a la espalda de los centrales y con cierta precisión en el juego de pies, fue un jugador importante en Alemania. Aun así, a veces arriesga bastante a la hora de sacar la pelota jugada bajo presión o en salidas arriesgadas lejos del área.

Luca Plogmann.
Luca Plogmann.

Mateu Morey (España, Barcelona)

Marcó en el debut, repitió ante Francia en cuartos y anotó otra vez en la final a pesar de ser el lateral derecho de España. Futbolista de fantásticas virtudes en clave ofensiva, fue uno de los motores del ataque español. Morey recorrió todo el flanco derecho y sorprendió en cada partido con sus apariciones por el carril central, mezclando muy bien con el extremo Ferran Torres, que fijaba a los rivales pegado a la banda y le abrió huecos por dentro. Morey saca bien la pelota jugada desde atrás y en ataque es preciso en la asociación en pocos metros. También dispara bien con la zurda, pierna con la que de hecho anotó los tres goles que firmó en el Europeo. Defensivamente sufrió en algunos partidos, pero es bastante pegajoso cuando le toca marcar al extremo para que no se gire

Lars Lukas Mai (Alemania, Bayern)

El central más fiable de la selección alemana. Quizás fue más llamativo el desempeño de Boller sacando el balón desde atrás, pero defensivamente Mai fue el zaguero más seguro. Contundente en los despejes, atento en las coberturas a los laterales, poderoso en el juego aéreo y duro en el choque con los delanteros rivales, Mai completó un buen torneo. No es rápido, pero compensa esta limitación con las virtudes comentadas anteriormente y una sobriedad que le ahorra problemas.

Jonathan Panzo es un central poderoso en el juego aéreo.
Jonathan Panzo es un central poderoso en el juego aéreo.

Jonathan Panzo (Inglaterra, Chelsea)

Central zurdo de Inglaterra, Panzo formó una buena pareja en el eje de la zaga junto al capitán Marc Guehi. Ambos futbolistas del Chelsea, se conocen y complementan bien. Panzo siempre se mostró seguro, defendió con poso y serenidad y apenas cometió errores a lo largo del torneo. Se impuso a la hora de anticiparse a los delanteros rivales cuando Inglaterra se asentó en campo contrario en la mayoría de partidos y en su área exhibió un poderío impresionante en el juego aéreo. Aun así, es algo pesado en las distancias cortas.

Juan Miranda (España, Barcelona)

El lateral zurdo más influyente en su equipo en este Europeo sub-17. Con presencia en ataque gracias a su poderío ofensivo y a su zancada, Miranda fue una herramienta más para Santi Denia en las labores de creación. Apareció tanto por dentro como por fuera, donde pisó línea de fondo para centrar, y además su buena planta le pemitió ganar duelos aéreos en campo propio. Cuando mantiene la concentración durante los 80 minutos es un zaguero más que fiable, con y sin balón. 

Juan Miranda y Mateu Morey, laterales de la selección española sub-17, posan para MarcadorInt.
Juan Miranda y Mateu Morey, laterales de la selección española sub-17, posan para MarcadorInt.

Jandro Orellana (España, Barcelona)

Arrancó el torneo como suplente, pero a partir de la segunda jornada se afianzó como un hombre indiscutible para Santi Denia hasta el punto de convertirse en el timón de la medular española. Constante y preciso a la hora de distribuir el balón, activó a extremos y laterales con sus cambios de orientación, pues sus envíos largos suelen ser buenos. Asimismo, aportó estabilidad en defensa, siempre bien colocado para recoger las segundas jugadas e interceptar potenciales contragolpes. Lee el juego de maravilla y eso le permite recuperar la pelota a pesar de no tratarse de un centrocampista particularmente portentoso en el apartado físico.

Phil Foden (Inglaterra, Manchester City)

Fino jugador zurdo que parte desde la banda derecha, fue uno de los jugadores más determinantes de Inglaterra desde el primer día hasta el último. Foden atesora una fantástica visión de juego que le permite conectar con casi cualquier compañero, sea con un cambio de orientación o filtrando pases entre líneas. Además, es hábil para regatear en conducción y sabe combinar en espacios reducidos, aunque debe mejorar en el manejo de la pierna derecha. En la final también exhibió su fantástico golpeo con un buen disparo desde lejos que supuso el 1-2. Marcó dos goles, disparó en más de una ocasión al larguero y participó en las jugadas de varios de los goles ingleses, aunque sus pases no siempre contabilizaron como asistencias (a menudo era el penúltimo toque).

Jadon Sancho (Inglaterra, Manchester City)

Una de las individualidades más determinantes del torneo. Sancho marcó 5 goles y dio otras 5 asistencias en los seis partidos que disputó en el Europeo. En cada choque produjo al menos un gol. Extremo eléctrico con un cambio de ritmo devastador, sembró pánico en las defensas rivales con sus poderosas arrancadas. Frena y acelera con facilidad, desborda con suficiencia y goza de un buen golpeo. Técnicamente disfruta de un amplio abanico de regates, aunque en ocasiones conduce más de la cuenta y no toma las mejores decisiones, pues no siempre suelta el balón a tiempo. Pero entre chicos de su edad destaca enormemente.

Jadon Sancho y Phil Foden celebran uno de los goles contra la selección neerlandesa.
Jadon Sancho y Phil Foden celebran uno de los goles contra la selección neerlandesa.

Atalay Babacan (Turquía, Galatasaray)

El líder de la selección turca y una pieza imprescindible para entender por qué los otomanos se clasificaron para el Mundial sub-17. Babacan goza de una visión de juego privilegiada para filtrar pases decisivos en el último tercio, una virtud que va acompañada de un manejo exquisito de la pierna zurda. Con la izquierda, Babacan asiste, dispara e incluso regatea. Sin embargo, en ocasiones le falta algo de constancia a la hora de participar en el juego de su equipo.

Amine Gouiri (Francia, O. Lyon)

Máximo anotador del Europeo sub-17 con ocho dianas, marcó una novena en el quinto partido que disputó en Croacia para clasificar a Francia para el Mundial. Ese gol no contará en los registros oficiales de cara a las estadísticas y a las comparaciones, pero será una muestra más del instinto depredador del delantero francés. Gouiri anotó en cara partido que disputó, y firmó goles de todos los colores. Se mueve bien por el frente ofensivo, cae preferiblemente al sector izquierdo y rara vez falla de cara a portería. Definidor implacable, en ocasiones desconecta del juego cuando las cosas se tuercen, pero el delantero del O. Lyon fue uno de los valores más seguros de los franceses. 

Gouiri se hartó a celebrar goles en el Europeo sub-17.
Gouiri se hartó a celebrar goles en el Europeo sub-17.

Abel Ruiz (España, Barcelona)

El líder del frente ofensivo de la selección española. Marcó cuatro dianas (tres de penalty), pero sobre todo brilló por sus fantásticos movimientos cerca del área rival. Abel Ruiz nunca está quieto. El delantero español siempre se mueve, siempre pide el balón y ofrece alternativas de todo tipo: apoyos de espaldas a puerta para devolver paredes, caídas a banda, desmarques a la espalda de los centrales. Además, arma el disparo con facilidad, con ambas piernas, aunque no vivió sus semanas de mayor acierto en la definición en Croacia. Formó una fantástica sociedad con Ferran Torres y Mateu Morey en el sector derecho y exhibió una gran inteligencia en la toma de decisiones. A todas estas virtudes hay que sumar tres asistencias. 

Abel Ruiz celebra uno de sus goles contra Italia.
Abel Ruiz celebra uno de sus goles contra Italia.
Otros jugadores destacados:

Porteros: Berke Özer (Turquía, Altinordu), Dominik Kotarski (Croacia, D. Zagreb), Álvaro Fernández (España, Málaga).

Defensas: David Colina (Croacia, D. Zagreb), Maxence Lacroix (Francia, Sochaux), Kilian Ludewig (Alemania, RB Leipzig), Kik Pierie (P. Bajos, Heerenveen), Michtel Bakker (P.Bajos, Ajax), Marc Guehi (Inglaterra, Chelsea).

Centrocampistas: Elias Abouchabaka (Alemania), Fabrizio Caligara (Italia, Juventus), Antonio Blanco (España, Real Madrid), Moha (España, Real Madrid), Yacine Adli (Francia, PSG), Maxence Caqueret (Francia, O. Lyon), Szabolcsz Schön (Hungría, Ajax), Ivan Ilic (Serbia, Estrella Roja), Callum Hudson-Odoi (Inglaterra), George McEachran (Inglaterra), Kerem Kesgin (Bucaspor).

Delanteros: Ferran Torres (España, Valencia), Sergio Gómez (España, Barcelona), Jann-Fiete Arp (Alemania, Hamburgo), Jack Aitchison (Escocia, Celtic), Hanus Sorensen (Islas Feroe, Midtjylland), Kevin Csoboth (Hungría, Benfica).

Fotografías: MarcadorInt/T.Martínez (Todos los derechos reservados).

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*