Previa del Europeo sub-19: Grupo A

Álvaro Vadillo, futbolista del Betis (Foto: Gabriel Corbacho Bermejo)

Faltan menos de 48 horas para que empiece el Europeo sub-19 en Lituania. Es un Europeo estimulante por su atípica composición, con algunas de las potencias habituales en categorías inferiores como Portugal, España, Francia y los Países Bajos (aunque sólo ha participado en dos Europeos sub-19) que se mezclan con países que cada vez trabajan mejor su fútbol base y que empiezan a meterse con regularidad en estos torneos, como es el caso de Turquía o Serbia. Sin embargo, la nota llamativa la aportarán dos debutantes: Georgia, que ya hizo historia el año pasado en el Europeo sub-17 al superar la fase de grupos, y Lituania, el equipo anfitrión.

El grupo de España es el más complicado de los dos al haber tres de las cuatro favoritas, lo que significa que una se va a quedar fuera en la primera fase. Portugal posiblemente sea el rival a batir. Repiten varios de los futbolistas nacidos en 1994 que jugaron en el Mundial sub-20 de Turquía, como el barcelonista Edgar Ié, el lateral Cancelo o el portero suplente Bruno Varela. Sin embargo, quien no va convocado es Bruma, que anotó 7 goles y fue clave en la clasificación de los lusos, especialmente en la Ronda Élite. Por el camino cayeron Dinamarca y República Checa, cuyas generaciones de 1994 se clasificaron para el torneo sub-17 dos años atrás.

Cancelo ya jugó el año pasado en Estonia (Foto: Catherine Kõrtsmik)
Cancelo ya jugó el año pasado en Estonia (Foto: Catherine Kõrtsmik)

En los Países Bajos tendremos a varios conocidos para los aficionados a los torneos sub-17, como es el caso de Anass Achahbar, campeón de Europa de la citada categoría hace un par de años en Serbia. Junto a él estarán otros campeones, como el centrocampista Ayoub o el central Kongolo, este último con experiencia en la Eredivisie. Aun así, pesarán las ausencias de varios de los futbolistas más destacados de esta generación. Memphis Depay, Jetro Willems y Trindade de Vilhena estuvieron en el Europeo sub-21 y van un paso por delante del resto. Nathan Aké y Jorrit Hendrix no superaron el último corte y Jean-Paul Boëtius no se ha recuperado a tiempo de una grave lesión de rodilla. No obstante, pese a su importante nómina de futbolistas, los neerlandeses no sellaron su clasificación para el torneo hasta el último minuto del último partido de la Ronda Élite. Un gol de Thom Haye en el descuento impidió que Noruega se colara en el Europeo.

En cambio, sabemos menos cosas de Lituania, el equipo anfitrión. Aunque varios de sus futbolistas juegan en el extranjero, como el portero Svedkauskas (Roma) o Slivka (Juventus). Los lituanos llevan meses preparándose para este torneo. Para ellos, este Europeo es una oportunidad para reivindicar el fútbol en un país en el que el baloncesto es el deporte nacional. De hecho, algunos de sus futbolistas, como el mencionado Slivka, jugaron antes al baloncesto que al fútbol. Un ejemplo del desarrollo de este deporte en las categorías inferiores es el Spyris Kaunas, segundo clasificado de la segunda división lituana, que sirve de trampolín para muchas de las jóvenes promesas del país. Dificilmente superarán su grupo, pero esperan mejorar la actuación de Estonia en la pasada edición. Cero puntos, un gol a favor y nueve en contra fueron los números de los bálticos.

Sin embargo, la selección española posee argumentos para hacer frente a sus rivales y luchar por el título. Pese al Mundial sub-20 de Turquía en el que ya jugaron Óliver, Deulofeu, Denis Suárez, Saúl Ñíguez, Jonny Castro y Manquillo, la calidad de los 18 convocados es indiscutible. Álvaro Vadillo, por ejemplo, ya goza de bastantes minutos con el Betis en Primera División. Otros, como José Rodríguez y Rubén Blanco, ya han debutado en la Liga BBVA. El segundo, portero del Celta, fue el sorprendente protagonista de la salvación de su equipo en la última jornada. No obstante, también estarán Pablo Íñiguez, Moisés Gómez, Borja López y Fede Vico, curtidos en la Segunda División española. Este último, de hecho, firmó por el Anderlecht belga hace pocas semanas. Bellerín, el rapidísimo Adama Traoré o el refuerzo de Gayá -el único que repite del Mundial sub-20 por la baja de última hora de Varela- son otras piezas de lujo para Luis De La Fuente. Pero ya hemos visto que los rivales serán exigentes.

Álvaro Vadillo, futbolista del Betis (Foto: Gabriel Corbacho Bermejo)
Álvaro Vadillo, futbolista del Betis (Foto: Gabriel Corbacho Bermejo)

Related posts

Deja un comentario

*