Alejarse de Irlanda para acercarse a la Eurocopa

Escocia Maloney Hanley Naismith

Fue una jugada bonita. Lenta, con los pasos bien marcados, una devolución de tacón maravillosa y con una definición perfecta. Shaun Maloney cogió el balón dentro del área y lo mandó al palo largo, imposible para el portero, en el tramo final del partido. El 1-0 de Escocia contra Irlanda fue el primer aviso de sus intenciones: llegar a la Eurocopa. Hay tres momentos claves en el gol. El primero, el desmarque de Scott Brown, que se mete dentro del área sin que nadie le agobie. Si uno se fija con detalle, Brown mira tres veces en menos de 10 segundos si tiene defensas a su espalda. El segundo, el impecable disparo de Maloney: efecto justo, dirección maravillosa, momento preciso. El tercero y no menos importante es la reacción de todos los escoceses que están en el área para rematar. Los cinco que esperan el centro, el que asiste (Brown), el que marca (Maloney) y el que saca el córner (Anya). En total, ocho. En cuanto la pelota toca la red, minuto 75 de partido, salen en sprint -todos, todos, todos- para celebrar el gol. Ahí estaba la importancia de esa victoria de noviembre.

Escocia sabe que para acercarse a la Eurocopa debe alejarse de Irlanda. Por eso fue tan importante el triunfo en Celtic Park, en casa, ante 55.000 espectadores. En Escocia saben que Alemania es superior (2-1 en la ida) y que Polonia (2-2 en la ida) es un rival muy fuerte, de modo que hay que eliminar a cualquier combinado que llegue en el tren trasero. Y ese equipo es Irlanda, que en la última jornada sacó un empate milagroso contra Polonia, casi al final, con un gol de Shane Long, que entró desde el banquillo, e hizo justicia a los últimos minutos del partido. Si Escocia logra vencer a Irlanda en el precioso Aviva Stadium, donde hace unos días los locales empataron sin goles contra Inglaterra, metería sobre el equipo de Martin O’Neill una distancia tranquilizadora de 5 puntos antes de afrontar el tramo final del grupo: Georgia y Alemania en septiembre, Polonia y Gibraltar en octubre.

Clasificación Grupo D
1º Polonia – 11 puntos
2º Alemania – 10 puntos
3º Escocia – 10 puntos
4º Irlanda – 8 puntos
5º Georgia – 3 puntos
6º Gibraltar – 0 puntos

Han pasado muchos meses desde aquel enfrentamiento entre Escocia e Irlanda, casi una temporada completa: a los escoceses Matt Ritchie (Bournemouth), Whittaker (Norwich) y Anya (Watford) les ha dado tiempo a subir a la Premier League y a todo el “comando Celtic” formado por cinco futbolistas (Gordon, Mulgrew, Brown, Forrest y Griffiths), a ganar la liga en Escocia. Shaun Maloney, en cambio, dejó Inglaterra por Estados Unidos, y a Steven Naismith se le acabaron los goles antes de tiempo, pues no marca desde febrero. Pero Escocia, que no está en un Mundial desde 1998 y en una Eurocopa desde 1996, tendría su objetivo un poco más cerca, con una generación interesante y en edad precisa, de volver a medirse en una gran cita futbolística.

Shane Long IrlandaShane Long marcó un gol decisivo contra Polonia (Foto: Focus Images Ltd)
Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*