El desequilibrio de Sobota y el golpeo de Kazmierczak

El autocar del Slask Wroclaw, decorado con el escudo del club (Foto: Op)

Cuando llegas a Wroclaw hay dos informaciones que los lugareños te proporcionan de inmediato: la primera, que su ciudad es la cuarta de Europa con más puentes (tras San Petersburgo, Venecia y Amsterdam); la segunda, que se pronuncia algo así como Brosuáf, un dato que es útil conocerlo mientras estás en Polonia, pero que cuando regresas te complica bastante la comunicación, ya que la mayoría de la gente no relaciona el sonido “Brosuáf” con la ciudad de Wroclaw.

En efecto, en Wroclaw hay muchos canales -el dato del ranking de puentes nunca lo pude confirmar-, y la belleza de su plaza del mercado es extraordinaria. En su centro histórico se percibe su pasado germánico, prusiano y austríaco; la arquitectura es eminentemente centroeuropea. Según te alejas y vas llegando al extrarradio, entonces sí, aparecen los bloques de edificios grises que recuerdan los tiempos del comunismo. Wroclaw, que cuando era alemana se llamaba Breslau y en español se llama Breslavia, es, en general, una ciudad muy interesante para visitar.

Pero el Sevilla la va a visitar la semana que viene jugándose su futuro europeo y, obviamente, el turismo le interesa poco -a no ser que deje el cruce resuelto mañana en el Pizjuán-. Quizá sí a sus hinchas, que podrán disfrutar de agradables paseos antes del pitido inicial si viajan al partido. A Unai Emery, sin embargo, le dará igual que Wroclaw sea fea o bonita: lo que sí le importa, y ya lo ha manifestado, es que ha percibido un buen nivel futbolístico en su rival, el Slask.

 

El autocar del Slask Wroclaw, decorado con el escudo del club (Foto: Op)
El autocar del Slask Wroclaw, decorado con el escudo del club (Foto: Op)

El Slask, que en polaco significa “Silesia” -nombre de la región histórica de la que Wroclaw es capital-, pareció un muy buen equipo en la eliminatoria anterior ante el Brujas, al que eliminó ganándole 1-0 en Polonia y empatando 3-3 en Bélgica (nunca sufrió demasiado: se puso 0-1 y 1-3 arriba; le marcaron los dos últimos goles en el tramo final). Juan Carlos Garrido, técnico del conjunto flamenco, reconoció tras esa eliminatoria el buen nivel del Slask. Obviamente, el Sevilla es superior, posee mejores futbolistas y es el claro favorito para pasar, pero tras visionar ese duelo frente al Brujas, uno puede entender por qué Unai ha elogiado tanto a su rival de mañana.

Casualmente, el portero titular del Slask esta temporada, Rafal Gikiewicz, es usuario de Fieldoo, la red social que permite promocionarse a jugadores de cualquier nivel y les ayuda a contactar con agentes. Si bien en Wroclaw ante el conjunto de Garrido mostró mucha seguridad, en Brujas, tras realizar buenas intervenciones en el primer tiempo, falló tras el descanso en el 1-1 (un tiro lejano de Refaelov) y lo acusó en el tramo final de partido, mostrándose menos atrevido en los balones aéreos. En el enlace a su perfil de Fieldoo se puede ver un vídeo promocional con sus mejores intervenciones.

De todos modos, no es en el apartado defensivo en el que el Slask posee sus mejores futbolistas. De hecho, en Bélgica no sólo encajaron tres goles: antes del 1-2 que casi sentenciaba el duelo, el Brujas tuvo seis o siete ocasiones muy claras que no fue capaz de convertir en gol. Apoyado por su público -muy animoso-, el conjunto polaco sí resistió bien en Wroclaw, pero fuera de casa pareció vulnerable atrás, algo que un equipo como el Sevilla, con la calidad que ha firmado este año en ataque, debe aprovechar para pasar la eliminatoria.

La característica principal del Slask es lo bien que van sus atacantes a los espacios. Especialmente los dos jugadores de banda: el albanés Sebino Plaku, que entra por la izquierda -y que ha llegado este verano tras ganar las dos últimas ligas de su país con el Skenderbeu de Korçe-, y el mejor jugador de la plantilla, el polaco de 26 años Waldemar Sobota. Plaku es, ante todo, un jugador veloz y directo. Se desmarca bien y cuando llega a posición de remate es capaz de definir con frialdad -al Brujas, en un mano a mano con el portero, se la picó por encima-. Sobota tiene más recursos: técnicamente es muy bueno -se le nota en los controles, en la capacidad para ejecutar con ambas piernas, en el manejo de los dos perfiles…- y además es capaz de desbordar por la banda con suma facilidad. Es pequeñito, pero cuando acelera es difícil pararlo en carrera. Llega al partido enrachadísimo: ha marcado cuatro goles en los cuatro encuentros de Europa League disputados por su equipo este verano y la semana pasada también anotó con la selección polaca en el amistoso ante Dinamarca.

Pero lo que convierte a Plaku y a Sobota en jugadores aún más peligrosos es la calidad en el golpeo del veterano centrocampista Przemyslaw Kazmierczak, ex jugador del Oporto y del Derby County -donde tuvo un enfrentamiento dialéctico con el entrenador Nigel Clough, hijo del legendario Bryan-. Kaz -parece ser este su apodo- tiene una pierna izquierda privilegiada tanto para el disparo potente desde la larga distancia como en el pase interior al hueco. De hecho, los dos primeros goles en la eliminatoria contra el Brujas llegaron tras una recuperación rápida en el centro del campo con la defensa rival saliendo: la pelota le cayó a Kaz, que sin perder ni un segundo la mandó con la izquierda al desmarque de Plaku en la ida y al de Sobota en la vuelta. El buen trabajo con los centrales del delantero portugués Marco Paixao -ex jugador en España, por cierto, del Guijuelo, el Logroñés CF y la Cultural Leonesa- también ayudó a generar esos espacios y a despejar la zona defensiva del Brujas.

Parece evidente que, con estas características de sus jugadores, el Slask buscará mañana en Sevilla fundamentalmente el contragolpe. El orden de los partidos parece esta vez propicio para el equipo de Unai: mejor empezar en casa, explotar la debilidad defensiva de los polacos fuera de su moderno estadio -sede de la última Eurocopa- y viajar a Wroclaw con una renta que obligue al rival a asumir más riesgos.

 

El portero del Slask Wroclaw, Rafal Gikiewicz, es usuario de Fieldoo, la red social que ayuda a los jugadores a desarrollar su potencial mejorando su visibilidad en el mercado de los agentes. Por ello, Fieldoo, continuando con la serie de colaboraciones y acuerdos alcanzados con MarcadorInt, ha decidido patrocinar la previa de este partido en la web.

banner_280x112

Fieldoo está preparando para el mes de septiembre una campaña muy interesante para jugadores que busquen una oportunidad en el fútbol profesional. Será algo novedoso y en las próximas semanas se anunciarán con mayor profundidad todos los detalles.

Related posts

5 comments

Creo que es un muy buen jugador pero no sé si llegará a ser TOP.

Disculpa el retraso, pero en la web sólo suelo contestar a comentarios relacionados con los artículos.

Un saludo.

Deja un comentario

*