Huracán en Ámsterdam

Jonathan Soriano, con el Red Bull Salzburgo (Foto: Werner100359 bajo licencia Creative Commons).

Jamás el Ajax de Frank de Boer se sintió tan superado. Jamás un equipo ganó con tanta autoridad en el Amsterdam Arena desde la llegada del técnico holandés, campeón de la Eredivisie en tres ocasiones. Ya había avisado el Red Bull Salzburgo, que cada semana avasalla a sus rivales en Austria y que viene de ganarlo todo en la fase de grupos de la Europa League. Pero pocos esperaban que pudiera vencer con tanta contundencia al Ajax. Que dominara el partido desde el primer minuto hasta el último. Que encerrara al campeón holandés en su campo con una intensísima presión en tres cuartos. El Red Bull Salzburgo se exhibió en Ámsterdam y el 0-3 final hasta se quedó corto.

En los primeros 25 minutos de partido, el Ajax solo cruzó la línea del centro del campo con el balón controlado en una ocasión. Si bien es cierto que Frank de Boer tuvo que alinear a Sigthorsson por la lesión de Schöne en el calentamiento, no hay excusas para lo que ocurrió sobre el césped. El Red Bull Salzburgo presionó muy arriba, los dos delanteros no dejaban tocar con comodidad a los rivales ajacied, los extremos perseguían a los laterales, los laterales vigilaban a los extremos y los mediocentros impedían la recepción de los interiores holandeses. De este modo, Blind quedaba rodeado por 4 o 5 jugadores y nunca la tocaba de cara ni se podía girar. Además, Klaassen y De Jong quedaban muy lejos. Si el balón cruzaba el centro del campo, los centrales (soberbio Ramalho) anticipaban e iniciaban de nuevo el ataque. Con una perfecta e intensa organización defensiva, o bien el Ajax tenía el balón muy cerca de su portería o bien el Red Bull Salzburgo lo recuperaba rápidamente. Los austríacos hasta forzaron varios errores con los pies de Cillessen de tanto que apretaron.

Ajax vs Red Bull Salzburgo - Champions League - 17th September 2013 - Football tactics and formations

El agresivo planteamiento del Red Bull Salzburgo ahogó al Ajax

Con el balón en los pies, el Red Bull Salzburgo fue rápido, directo y vertical. Eléctrico. Casi un Borussia Dortmund en miniatura. Kampl dejaba la banda derecha para las incorporaciones de Schwegler y campaba a sus anchas por el carril central, Mané regateaba tanto hacia dentro como hacia fuera y los dos delanteros alternaban toques de espalda con rupturas al espacio. Los cuatro atacantes se entienden tan bien que se pueden asociar en espacios muy reducidos y son tan buenos que hasta generan peligro sin ayuda de nadie. Y ahí estuvo superadísimo el Ajax. Ni Blind era capaz de tapar a tantas amenazas ni ayudó la ingente cantidad de balones perdidos en campo propio. El penalti de Veltman sobre Alan encarriló el partido a los 12 minutos, plasmando la superioridad vista en el tramo inicial en el marcador. A partir de ese momento, cayeron los demás goles. El segundo, de Mané, tras un magnífico desmarque y el 0-3, el segundo de Jonathan Soriano, con un magnífico disparo desde el centro del campo a los 35 minutos. Así están los austríacos, que hasta les sale cara cuando chutan desde tan lejos. La primera mitad fue una estampida. Una demostración de superioridad aplastante.

La segunda mitad fue más igualada. Porque nadie marcó y porque el Red Bull Salzburgo echó el freno. Y, aun así, el equipo austríaco se plantó en varias ocasiones en el área de Cillessen y si el césped hubiese estado menos resbaladizo algún tanto más habrían colado. Hubo tiempo para que Bojan lo intentara todo en un tierno ejercicio de dignidad y para que debutara el joven Kishna. Nos hemos quedado sin partido de vuelta.

Foto de portada:  Werner100359
¡Ya puedes descargarte la aplicación de MarcadorInt para iPhone! ¡Tendrás acceso a un podcast diario exclusivo para la App y a múltiples contenidos Premium: podcasts individualizados de las competiciones más seguidas (Premier, Bundesliga, Serie A o Champions) y LiveTexts con el sello MI (Italia, Europa underground o Copa Libertadores)!

Related posts

6 comments

Creo que ayer publicabais aquí un artículo sobre el RBS, y unas palabras de Soriano que me parecieron lo más coherente y lógico del mundo. Buen equipo el Austriaco, con más nivel del que se presupone.
Por cierto, sigo sin ver a Bojan como extremo… en esa posición me parece mediocre.

Es que no es extremo. Bojan es un 9, cuanto más alejado juegue del área, peor será su rendimiento. Aunque mejor jugar en banda que estar en el banquillo.

En su favor hay que decir que hoy debía jugar como delantero centro de inicio pero que la lesión de Schöne a última hora trastocó sus planes.

Y es cierto que en punta se siente más cómodo. Ahí ha jugado su mejor partido esta temporada, de hecho, ante el Feÿenoord en Copa. Pero al mismo tiempo es una opción para De Boer para meterlo en varias posiciones. Ahora ya no compite con Hoesen, que está en el PAOK cedido,y parece que está por delante de Sigthorsson. El tema es dónde coloca el entrenador a De Jong, si lo prefiere como interior o si lo pone de falso nueve.

Deja un comentario

*