Optimismo toscano, pesimismo romano

Salah Fiorentina - Focus

En el Roma-Fiorentina nadie puede decir que el escenario del partido sea clave. Jugar en casa se ha convertido en una maldición para la Roma. Roma siempre ha sido una ciudad de extremos, de contradicciones. Ciudad santa y pecadora, ciudad con paz y con caos. Ciudad con arte y con insultos. Rudi García lo sabe bien. En la previa del partido ha definido Roma como la “plaza más complicada del mundo” añadiendo que ha aprendido a “amar a la Roma”. El francés, discutido por la horrible racha de su equipo, afirma que si es un peso, se larga. Aunque su intención es no rendirse delante de los primeros problemas y seguir en el Olímpico la próxima temporada. Desde un Roma 4-2 Inter del 30 de noviembre del 2014, la Roma solamente ha ganado un partido en casa: en la Copa contra el Empoli. Y en la prórroga. En total, 11 partidos en casa con 1 victoria, 7 empates y 3 derrotas. Y una de estas derrotas, en los cuartos de final contra la Fiorentina, su rival. De los últimos 15 partidos, la Roma sólo ha ganado tres: contra el Empoli en casa, en Cagliari y en Rotterdam en la Europa League.

A.S. Roma v Manchester CityUEFA Champions LeagueAS Roma. Foto: Focus Images Ltd.

Rudi García: “Nos faltó el gol contra la Sampdoria. Aunque el juego fue mejor. No nos rendimos”

Esta semana Pjanic salía de una escuela después de charlar con los niños y un tipo paró el coche y lo insultó. “¡Despertad de una jodida vez!”, le dijo. La Roma llega con un ambiente malo al partido. Los ultras pidieron hablar con los jugadores antes de la derrota con la Sampdoria y sólo el sueño de jugar la primera final europea desde 1991 (cuando perdieron con el Inter la final de la UEFA) asegura un buen ambiente esta noche en el norte de Roma. Sin Castan, Ibarbo, Strootman, Maicon y Balzaretti, y con Totti, De Rossi y Manolas tocados, la Roma llega tocada por la derrota contra la Sampdoria. Derrotas que pone en peligro su segunda posición. “La diferencia fue marcar o no. A diferencia de otros días jugamos bien, aunque nos faltó el gol” dijo Rudi Garcia, quién le pidió a Gervinho y Iturbe que marquen más goles. “Tienen calidad, esperamos sus goles”. Contra la Sampdoria, Totti jugó de titular aunque no anda fino y no acabó el partido. En prinicipio estará listo. En defensa, con Manolas con dolores, la defensa griega se rompe un poco y podrían ser titulares Yanga Mbiwa y Astori de centrales.

Alineaciones probables:

Roma-Fiorentina

Mejor llega la Fiorentina, con la obligación de marcar un gol si quiere llegar a los cuartos de final. El equipo toscano busca su primera final internacional desde la derrota en la de la UEFA de 1990 contra la Juve. Y llega animada después de su buena victoria contra el Milan por 2-1, con remontada final y buenas sensaciones. La contundente derrota por 4-0 en el Olímpico de Roma contra la Lazio queda atrás y la Fiorentina camina con paso firme en tres frentes: semifinales de copa, con el partido de ida ganado ante la Juve por 1-2, aspirando a jugar la Champions en la Serie A y esta Europa League. Vincenzo Montella, goleador que voló con sus goles en la última Roma que ganó una liga, recupera al alemán Mario Gómez. El delantero no vive su mejor temporada, con lesiones y ocasiones falladas, aunque jugó su mejor partido precisamente contra la Roma en la ciudad eterna, cuando la Fiorentina eliminó a los romanos en la Copa con dos goles suyos. En el partido de liga en este estadio ganaron los locales por 2-0 cuando aún les salían las cosas. Un gol lo marcó Nainggolan, baja en la Roma por sanción.

Vincenzo Montella: “Temo el orgullo de la Roma. Viven un momento complicado y no me fío de eso”

Desde su derrota contra el Parma, la Fiorentina ha encadenado una racha de 17 partidos en los que ha sumado solo una sola derrota (contra la Lazio en la Serie A) y 16 resultados positivos que, en caso de repetir, como mínimo le permitirían forzar la prórroga contra la Roma. “Esta será la quinta vez que jugamos contra ellos, seguro que será un buen partido”, decía Montella. De momento, una victoria para cada equipo y dos empates. Aunque estados de ánimo opuestos. Sin Bernardeschi y Rossi, en ataque Montella tiene opciones con Salah en racha, Gómez de vuelta y Babacar e Ilicic pidiendo sitio. Ilicic marcó el golazo en el partido de ida, anulado por un gol de Seydou Keita. El jugador de Malí, expulsado esta semana en la Serie A, debería jugar de salida en la Roma, que falló un penalti en el Artemio Franchi, cuando Neto le paró el disparo a Ljajic, exjugador precisamente de la Fiorentina. Como Aquilani o un Pizarro lesionado, otros jugadores que vistieron de rojo en el pasado y ahora juegan de ‘viola’. Con Borja Valero, Alonso y Joaquín cada día mejor, aportando en esta Fiorentina que ya no se acuerda de Cuadrado, la Fiorentina confía en dar otro paso hacia delante en este Olímpico convertido en un pequeño infierno para la Roma.

Montella saldría con Alonso y Tomovic en las bandas y en el centro del campo Borja Valero, Mati Fernandez y un Badelj consolidado sin hacer ruido. Las dudas quedan en ataque, con tantos jugadores saliendo de lesiones. Y con opciones, algo que no siempre ha tenido esta temporada el entrenador napolitano.

La Fiorentina, optimista, llega a Roma casi como favorita. Y eso que el 0-0 los eliminaría. Cosas de las sensaciones.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*