Un estreno perfecto

Foto: Focus Images Ltd

El Sassuolo empezó su primera aventura europea de forma inmejorable. El equipo verdinegro venció con contundencia al Athletic Club en un partido que rompió el lateral derecho Pol Lirola con una jugada individual fantástica. El defensor catalán cedido por la Juventus arrancó desde muy lejos de la portería, dejó atrás a varios rivales por pura potencia y luego fue capaz de definir con la pierna zurda al palo largo para abrir la lata. Hasta entonces el Athletic había dominado la posesión, pero nunca logró transformar su control del esférico en ocasiones de peligro. Fue a partir del gol cuando el Sassuolo se sintió verdaderamente cómodo y empezó a desplegar su mejor juego. El Athletic acabó sucumbiendo ante el sexto clasificado en la última edición de la Serie A.

Sassuolo 3 (Lirola 60′, Defrel 75′, Politano 82′)
Athletic Club 0

Athletic vs Sassuolo - Football tactics and formations
Planteamientos iniciales.

El plan del equipo italiano era tan simple como conservador. El Sassuolo esperó a media altura, en su campo, juntó las líneas y concedió muy pocos espacios al Athletic en el carril central. El conjunto vasco podía mover la pelota, pero siempre en zonas alejadas del área custodiada por Consigli. Así pues, la circulación de balón fue lenta y los futbolistas de tres cuartos jamás recibieron la pelota en ventaja. Ni Iñaki Williams gozó de espacios a la espalda de la zaga ni Muniain se ofreció en zonas intermedias. Las únicas ocasiones de los visitantes llegaron a través del golpeo de Beñat, que disparó desde lejos en el 44′ e intentó sorprender a Consigli con un córner directo en el descuento del primer tiempo. El Sassuolo tampoco generaba peligro, pero no le importaba demasiado. Esperaba su oportunidad para desplegarse al contragolpe con la precisión de los envíos largos de Magnanelli. y la velocidad de Politano.

La dinámica del segundo tiempo seguía por los mismos derroteros, así que Valverde agitó el banquillo muy pronto dando entrada a Susaeta y Aduriz para intentar transformar las posesiones en ocasiones de gol. Sin embargo, el gol de Pol Lirola en una fantástica conducción en la que la zaga del Athletic estuvo especialmente blanda (sobre todo Laporte) cambió la dinámica del choque. Apretó el Athletic tras el 1-0 e intentó asediar al Sassuolo a base de centros laterales para las entradas de Aduriz, Sabin Merino y Raúl García, pero un error en la frontal de su propio área le terminó de hundir: una cesión defectuosa de San José hacia Herrerín se quedó corta y se convirtió en una asistencia para que Defrel anotara el 2-0. Poco después Politano sentenció el choque -en una jugada que nace en la poca contundencia de Laporte y Lekue para despejar el balón- y la goleada pudo ser incluso mayor de no haber evitado Herrerín el cuarto con una intervención brillante. Tanto el primer gol como el tercero llegaron por el perfil zurdo, pero el Athletic no solo debe preocuparse de su fiabilidad defensiva: el balón casi nunca llegó en condiciones a la frontal del área del Sassuolo. Nadie fue capaz de filtrar un balón entre líneas ni superar rivales mediante el regate. Se hundió el Athletic en la recta final y lo aprovechó un Sassuolo que emuló ante los vizcaínos el mismo resultado que padecieron Luzerna y Estrella Roja en las rondas previas. A los italianos no les pesó la presión de debutar en la fase final de una competición europea. Quieren más y están capacitados para alcanzar las eliminatorias.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*