Los Wanderers ganan, Cannavaro se estrena, Contra sorprende y Laudrup pierde

FotorACL1

Tras dos meses de espera, ha vuelto la AFC Champions League. Ha comenzado la Fase de Grupos, en la que compiten un total de 10 equipos que alguna vez han sido campeones del continente. En ese grupo está el vigente campeón, un Western Sydney Wanderers que ha arrancado con una sorprendente victoria en Kashima. En esta Fase de Grupos comparecen un total de dos debutantes: el Guangzhou R&F chino, que con la dirección de Cosmin Contra ha empezado ganando en casa del campeón de Japón; y el Naft Tehran iraní, que se ha despedido esta semana de uno de sus futbolistas más importantes y que ha caído en su visita a Uzbekistán. Precisamente, este Estado exsoviético cuenta con un total de 4 equipos en la Fase de Grupos, más que en ninguna otra edición del torneo a estas alturas: los capitalinos Pakhtakor, Bunyodkor y Lokomotiv (victoria, empate y derrota en la primera jornada, respectivamente) y los sureños del Nasaf Qarshi. Esto es lo más destacado en la jornada inaugural de la Fase de Grupos de la igualada AFC Champions League 2015:

CLASIFICACIÓN
Haz click sobre los grupos para leer directamente los resúmenes de sus partidos.
Grupo A Grupo B
Grupo C Grupo D
Grupo E Grupo F
Grupo G Grupo H
Infografías: MarcadorInt. Banderas: Radosław Rokita.

Grupo A

Al-Nassr 1-1 Bunyodkor. El vigente campeón y líder saudí se estrenó en esta Champions con algunas alternativas en su once y con los recién fichados Armando Wila y Fabián Estoyanoff (falso ‘9’) jugando desde el inicio por primera vez desde su llegada. La buena organización defensiva de las golondrinas, cuartas en la pasada liga uzbeka, le complicó la generación a un conjunto riadí acostumbrado a poseer y a asociarse. Pese a que el desbordante polaco Adrian Mierzejewski, volante derecho, incitaba a su equipo a pisar campo contrario desde el principio, fueron los hombres de Jorge ‘el Polilla’ da Silva los que encajaron el primer gol. Fue al cuarto de hora y en un córner en el que el portero Abdullah Al-Enazi salió lo suficientemente mal como para tocar la pelota con los puños e introducirla en su propia portería. Con 0-1 en el marcador, el prometedor volante Sardor Rashidov, que ya se descubrió al mundo durante la Copa de Asia, amagó con hacer más daño a la entidad amarilla y azul. No obstante, sus apariciones fueron por el costado izquierdo y el joven (23) uzbeko no rindió a pierna cambiada. Los locales tuvieron que aumentar el ritmo en la segunda mitad para poder sorprender al compacto equipo de Sergey Lushchan. Lograron empatar en una muy buena asociación entre Mierzejewski y Estoyanoff, la cual culminó el uruguayo, y pudieron sumar los tres puntos con las acciones combinadas de ambos con el mediapunta medinés Ahmed Al-Fraidi. Sin embargo, Bunyodkor se llevó a Tashkent un punto valioso en la que probablemente sea la salida más difícil de su calendario Champions.

Persepolis 3-0 Lekhwiya. Pese a su inestabilidad económica, pese a las ventas de jugadores importantes en verano, pese a la destitución a principios de temporada de Ali Daei como entrenador y pese a la crisis de resultados que lo tienen hundido en la clasificación en Irán, Persepolis debutó en la Champions haciendo gala del orgullo y de la garra que suelen mostrar los combinados iraníes cuando se muestran al mundo. Fueron capaces de ganar con holgura al vigente campeón de Catar pese a no ser tácticamente superiores al equipo de Michael Laudrup. El preparador danés dispuso a su equipo en un novedoso 3-4-3 con carrileros largos y con posibilidad de movimientos desde fuera hacia dentro de los trequartistas Vladimir Weiss y Nam Tae-Hee. Sin embargo, y pese a la fragilidad de Persepolis sin balón, el ariete (nacionalizado) catarí Sebastián Soria no apareció nunca en zonas amenazadoras, con lo que el ejército rojo se animó a replicar ante su público. Fuese sacando la pelota jugada o en transición, Persepolis hizo daño a la zaga liderada por Chico Flores. Primero, con movimientos y conducciones del segundo punta Fernando Gabriel. Después, con los volantes Hadi Norouzi (autor del 2-0) y Omid Alishah. Persepolis abrió la lata con un gol en un córner del central Mohsen Bengar, pero la desatada reacción catarí generó huecos que provocaron contragolpes, el penalti del desafortunado Mohammed Musa sobre Mohammad Nouri (3-0) y más acciones fallidas que impidieron una goleada de impacto en Teherán.

Michael Laudrup FocusMichael Laudrup perdió su primer encuentro como entrenador en una AFC Champions League.
Foto: Focus Images Ltd.

Grupo B

Pakhtakor 2-1 Naft Tehran. El equipo petrolero de Teherán debutaba en Fase de Grupos de la Champions visitando al campeón uzbeko solo horas después de confirmarse que su completísimo mediocentro Morteza Pouraliganji, internacional iraní, dejaba el club para jugar en el Tianjin Teda chino. El shock anímico de los amarillos aumentó en los primeros compases del partido, cuando su portero Alireza Beiranvand (también internacional) y el travesaño resultaron providenciales para mantener el 0-0 inicial. Naft tardó media hora en empezar a mostrarse como el equipo vertical y de bandas que es, y  consiguió acercarse en el tramo final del primer periodo. Pero justo tras el descanso, Pakhtakor logró adelantarse con una jugada muy propia de su rival, como es un balón largo del volante Sherzod Karimov para que marcase tras bajarlo el mediocentro georgiano Kakhi Makharadze, que se había prodigado en ataque. Los pupilos de Alireza Mansourian no se vinieron abajo anímicamente gracias a la roja directa a Karimov poco después del gol. Esta fue la clave para mantener el estilo directo y vertical que engendró el gol del empate: desplazamiento largo del experimentado Iman Mobali y gol del delantero Ali Ghorbani. La superioridad numérica hizo que Naft dominase y generase ocasiones como para ganar, pero Pakhtakor se sacudió los complejos y atacó en el tramo final. Obtuvo faltas peligrosas y, en una de ellas, a 5 minutos del final, el espigado y joven (21) delantero internacional uzbeko Igor Sergeev apareció para rematar con éxito a portería.

Al-Ain 0-0 Al-Shabab. A pesar de que Al-Shabab sigue sin ganar desde que lo entrena su tercer técnico de esta temporada, el portugués Jaime Pacheco, el tercer equipo de Riad da por bueno este empate en la llamada “Ciudad Jardín” de los Emiratos Árabes Unidos. Al-Ain, campeón en 2003 y semifinalista en la pasada Champions, era favorito para llevarse los tres puntos pese a la lesión del recientemente renovado Omar Abdulrahman, que lleva 3 semanas fuera de los terrenos de juego. Los hombres de Zlatko Dalić tuvieron la posesión en todo momento, controlaron todas las parcelas del campo y generaron unas ocasiones que Asamoah Gyan, Miroslav Stoch y Jirès Kembo-Ekoko no supieron transformar. Al-Shabab, limitado a unos pocos contragolpes ejecutados con lentitud, optó por presionar la salida de balón para incomodar a los blancos y morados en su propio campo. Ese plan defensivo surtió poco efecto, pues Al-Ain pudo marcar no solo con elaboración sino también con transiciones y acciones a balón parado. El duelo no estuvo exento de polémica, pues Al-Ain pidió varias penas máximas y el frágil Mohammed Abdulrahman (hermano de Omar) sufrió faltas que podían haber supuesto mayores consecuencias en lo disciplinario. Eso no quita para que el combinado emiratí haya sido incapaz de perforar la portería de un Waleed Abdullah que mostró su mejor versión para impedir que los locales ganasen ante los suyos en el Hazza Bin Zayed.

UltraslansiMiroslav Stoch, cedido en Al-Ain por Fenerbahçe desde el verano, no logró marcarle a Al-Shabab.
Foto: Ultraslansi.

Grupo C

Foolad 0-0 Al-Sadd. El líder catarí y bicampeón de Asia visitaba un lleno y difícil campo como el Ghadir de Ahvaz para enfrentarse al vigente campeón de Irán, Foolad. Los del Juzestán querían aprovecharse de la crisis de confianza que atraviesa un Al-Sadd que necesitó de dos tandas de penaltis para llegar a esta Fase de Grupos. Teniendo en consideración que los blancos son un equipo posesivo desde la llegada de Hussein Amotta al banquillo, Foolad planteó el encuentro con juego directo, transiciones y contraataques. Sus atacantes, y en especial el delantero ex del Recreativo y del Levante Aloys Nong, tuvieron muy buenas ocasiones en una primera mitad controlada sin mucha posesión de balón. No obstante, en la segunda mitad se invirtió el guion. Al-Sadd empezó a demostrar la calidad que atesora en los tres cuartos de cancha con llegadas del joven (22) interior Ali Assadalla y movimientos de los trequartistas Khalfan Ibrahim y Hassan Al-Haidos. Esas combinaciones y esas acciones de búsqueda del delantero, el corpulento Yousef Ahmad (sustituido a la hora de juego por el recién llegado Grafite), desbordaron el centro del campo de Foolad, el cual se debilitó con la expulsión por doble amarilla del pivote Mehdi Badrlou. Con superioridad numérica, Ammouta sumó al recién recuperado de lesión Muriqui a Grafite y a sus mediapuntas; una seña de que quería que su equipo aprovechase la inercia ofensiva para ganar fuera de casa. Foolad, contundente en defensa, mantuvo un empate como local a la postre muy valioso.

Me gustaría felicitar a Foolad y a sus fans. Ha sido un partido difícil para ambos equipos y creo que los aficionados lo han disfrutado. (…) Estoy satisfecho con el empate en Ahvaz ante esos estusiasmados fans. Somos un equipo profesional y las aficiones no pueden afectar a nuestra actuación, pero debo subrayar que la afición de aquí es única. Querría agradecerle al Juzestán su maravilloso recibimiento y a los aficionados que animasen a ambos equipos”

 

Hussein Amotta, entrenador de Al-Sadd, en rueda de prensa tras el partido.
Declaraciones publicadas en la web de la QFA.

Al-Hilal 3-1 Lokomotiv Tashkent. El otro bicampeón de Asia de este grupo, Al-Hilal, debutaba en Champions League en plena crisis institucional. Después de perder la Final de la Copa de la Corona del Príncipe, el segundo torneo copero de Arabia Saudí, el presidente del club dimitió y su técnico, el ex de Steaua București Laurențiu Reghecampf, fue destituido. En la semana posterior a esos acontecimientos, el vigente subcampeón de Asia sumó solo 1 punto de 6 posibles en liga y llegó a la recepción del Lokomotiv fuera de los puestos de Champions. El entrenador interino, el también rumano Ciprian Panait, sacó un once nominalmente ofensivo para cubrir las lesiones que afligen al equipo y la sanción de 8 partidos Champions del nombrado Mejor Jugador de Asia en 2014, el delantero Nasser Al-Shamrani. Así, Georgios Samaras ejerció de segundo delantero tras Yousef Al-Salem y el brasileño Thiago Neves cayó a la banda izquierda, a la altura del joven y prometedor volante del filial (antes entrenado por Panait) Khalid Al-Kabi. Después de un arranque dubitativo, Al-Hilal pudo adelantarse en el marcador en un córner rematado por Saud Kariri a los diez minutos. Casi de inmediato, Al-Kabi inició una transición de las típicas de los azules que concluyó con una asistencia del lateral de su banda a Al-Salem. El 2-0 al cuarto de hora dejó desconcertado al Lokomotiv Tashkent, en el que el mediocentro internacional uzbeko Lutfulla Turaev no era capaz de ayudar a su equipo a sacar la pelota jugada. Al-Hilal volvió a optar por ser conservador con un marcador a favor y el equipo ferroviario se atascó en la divisoria, hasta el punto de que el mítico Timur Kapadze no apareció en la primera mitad. Sardor Mirzayev asustó al público del Rey Fahd con un gran gol desde larga distancia, pero en la segunda parte se demostró que la amenaza del subcampeón uzbeko no era real. Samaras se retiró tras cuajar un mal partido y Neves pudo centrar su posición, lo cual le ayudó a cerrar el marcador con un golazo a falta de veinte minutos.

Thiago Neves Al Hilal Rami Al-KhowaiterThiago Neves marcó un golazo para sentenciar el partido de Al-Hilal. Foto: Rami Al-Khowaiter.

Grupo D

Nasaf Qarshi 2-1 Tractor Sazi. Primera victoria de los dragones de Qarshi en Champions desde su histórico debut en la temporada 2001-02, cuando acabaron como el cuarto mejor equipo de Asia. Este triunfo lo consiguieron remontando un partido caracterizado por los centros al área de los laterales y los extremos de ambos conjuntos. Todas las ocasiones de gol reseñables se generaron en los flancos, como el gol de Edinho que adelantó al vigente campeón de Copa iraní a centro de Ahmad Amirkamdar. El equipo de los tractores, que contaba con el mediocentro internacional Andranik ‘Ando’ Teymourian en la medular, no acabó de inclinar la balanza del partido pese al gol. Los hombres del retornado Toni, extécnico de Benfica y Sevilla (entre otros) que ha iniciado este mes su tercera aventura en el club de Tabriz, sufrían con los centros de los uzbekos, que buscaban a su hombre más adelantado, el ucraniano Aleksandr Kablash. Justo tras el descanso, el equipo del Azerbaiyán Oriental sufrió dos duros golpes en forma de gol ante lo que no fueron capaces de reaccionar. En primer lugar, el experimentado (30) atacante Ilkhom Shomurodov anotó gracias a un precioso remate con su pierna derecha después de fallar un intento de asistencia. En segunda instancia, Hamza Karimov aprovechó un mal marcaje en una falta para saltar más que los lobos rojos y rematar una falta servida por el turkmeno Artur Geworkyan.

Al-Ahli 3-3 Al-Ahli. Alocado empate entre los dos Ahli (en árabe, “Nacional”) clasificados para la Fase de Grupos. El conjunto dubaití, dirigido por el rumano Cosmin Olăroiu y sumido en una crisis de resultados, actuó como local ante su homónimo saudí, invicto esta temporada y con una sola derrota registrada en los últimos 400 días. Los emiratíes, con su fichaje estrella Éverton Ribeiro en el banquillo, comenzaron el partido encajando un gol a los 50 segundos. El portero titular de EAU en la Copa de Asia Majed Nasser pateó al aire tras recibir un pase de un defensor y Osvaldo, el recién llegado de São Paulo, metió el pie para anotar su primer gol como jugador blanquiverde. Tras 10 minutos de recuperación anímica, el conjunto del Al-Rashid se fue al ataque animado por su público. El mediapunta y capitán Luis Jiménez caía a los costados para intentar hacer daño junto a los atacantes más punzantes de los locales, los volantes Ousama Assaidi (ex Liverpool) y el internacional emiratí Ismaeel Al-Hamadi. El móvil delantero de la selección local, Ahmed Khalil, salía y entraba del área para complementar ese tipo de jugadas. El centro del campo de los de Yeda estaba especialmente debilitado por la ausencia en la convocatoria del rocoso pivote saudí Waleed ‘Willy’ Bakshwin, lo cual contribuyó a que Al-Ahli Dubai recuperase territorio. Khalil asistió a Al-Hamadi para poner el 1-1 y, cuando todo parecía indicar que los jinetes iban a remontar, apareció Hussain Al-Mogahwi para rematar un balón largo del otrora lateral de Panionios Amiri Kurdi; un balón que representa el estilo de juego de los pupilos de Christian Gross. El grecosaudí aportó en ataque, pero su nivel defensivo dejó que desear, tal y como evidencia el inmediato 2-2 de Khalil en el que prácticamente es el lateral diestro quien asiste a su oponente. La segunda parte parecía inclinada para los visitantes cuando el interior internacional saudí Taisir Al-Jassim anotó el 2-3 en un grave fallo de la defensa y de Nasser a la hora de juego. Esa sensación se agravó cuando Jiménez vio una discutible roja directa, la cual parecía sentenciar a los de Olăroiu, partidos en dos desde la entrada de Ribeiro. Pero poco después de la expulsión, y para autoproclamarse MVP del partido, Al-Hamadi marcó un gran gol para el empate definitivo.

Luis Jiménez Al Ahli Gobierno de ChileLuis Jiménez, expulsado, no podrá jugar en Tabriz el próximo miércoles. Foto: Gobierno de Chile.

Grupo E

Jeonbuk Motors 0-0 Kashiwa Reysol. Meritorio punto fuera de casa el que se lleva Kashiwa Reysol de la cancha del vigente campeón surcoreano. Los guerreros verdes, dirigidos por el mismo Choi Kang-Hee que los hizo campeones en 2006, fueron superiores en el transcurso del partido a un Reysol que comienza con muchas dudas y sensaciones negativas la era post Nelsinho Baptista. El nuevo técnico, el joven (40) Tatsuma Yoshida, alineó una defensa de 5 que hacía difícil a sus hombres estirarse y aparecer en ataque. Así, el conjunto de Jeonju pudo atacar más fácilmente con la posesión y también con acciones a balón parado. Sus dos delanteros (Edu, ex Schalke 04 y Beşiktaş, y Lee Jae-Sung) y el volante derecho Han Kyo-Won, subcampeón de la Copa de Asia, gozaron de multitud de ocasiones para ganar el encuentro. Sin embargo, la fortuna se alió con un Kashiwa Reysol que, entre los palos y la providencial actuación de su guardameta Takanori Sugeno, pudo mantener el marcador inicial y convertirse con él en el único equipo japonés que no ha perdido en esta primera jornada de la Champions.

Bình Dương 2-3 Shandong Luneng. El supercampeón chino sufrió para conseguir la victoria en Thủ Dầu Một, una pequeña urbe del área metropolitana de Ciudad Ho Chi Minh que tiene representante Champions por segunda vez en la historia. El Bình Dương, equipo sostenido desde hace una década por el conglomerado empresarial Becamex, planteó más batalla de la que Cuca se pudo imaginar. El técnico brasileño alineó a su compatriota Diego Tardelli por delante del mediapunta argentino Walter Montillo y de los volantes locales Liu Binbin (internacional chino) y Wang Yongpo. Fueron estos hombres los encargados de ganar minutos de highlights con sus disparos a portería en un primer tiempo que acabó 0-0. Tras el descanso, Cuca dio entrada a otro delantero como el internacional chino Yang Xu y el partido cambió. Los guerreros naranjas empujaron al vigente campeón de Vietnam hacia su área y quisieron marcar diferencias por lo físico. A los dos minutos, un centro lateral servido en la banda derecha fue cabeceado por el recién ingresado Yang Xu, quien asistió ante la impotencia del central que lo marcaba (varios centímetros más pequeño que él) a Wang Yongpo para el 0-1. Bình Dương quiso imitar esa fórmula y, solo un minuto después, el internacional vietnamita Lê Công Vinh (ex del Leixões) sirvió un centro desde la banda izquierda para que el joven (23) nigeriano Ganiyu Oseni rompiese la zaga china y empatase el encuentro. Ese tanto animó a la escuadra local, que marcó el 2-1 poco después en una falta en la que Wang Qiang salta en demasía en comparación con su marcado (el ugandés Moses Oyola) e introduce el balón en su propia portería. Cuando Cuca veía escapar los puntos en un partido “asequible” sobre el papel, la pareja Montillo-Yang Xu empezó a encontrarse en asociación y a balón parado. En una falta, el argentino asistió al por ahora único ‘9’ de la RP China para empatar 2-2. Y a falta de 10 minutos, en una jugada de combinación estocástica pero bella, el argentino sirvió un centro para que Yang Xu le diese la victoria a los suyos y se convirtiese en el Man of the Match.

Diego Tardelli ЭркекTardelli fue el ‘9’ titular de Cuca en Vietnam. Foto: Эркек.

Grupo F

Buriram United 2-1 Seongnam FC. A pesar del marcador, victoria clara del único representante tailandés en esta Fase de Grupos ante un bicampeón de Asia en horas bajas. Seongnam FC comienza el año 2015 con una derrota que recuerda las malas sensaciones que casi llevan al equipo al descenso la pasada campaña. Así lo evidencia el primer gol del equipo de la “Ciudad de la Felicidad”, en el que el único atacante del 4-3-3 local no brasileño, Prakit Deeprom, se aprovechó de la escasa contundencia de la zaga visitante para rematar después de 3 toques de compañeros dentro del área. Un minuto después, el otrora equipo de la Iglesia de la Unificación se volcó al ataque para empatar y, tras una falta a su favor, el brasileño Gilberto Macena castigó la endeblez de sus defensas al recoger el balón en campo propio e ir corriendo sin apenas oposición hasta el área para anotar el 2-0. La tranquilidad se instaló en el vigente campeón de Tailandia, quien se protegió con solvencia de los pocos acercamientos peligrosos de los visitantes durante más de una hora. Las únicas acciones amenazantes para el guardameta Sivaruck Tedsungnoen fueron disparos lejanos, como los del recién llegado de Figueirense Ricardo Bueno. El gol del honor de Seongnam FC llegó en el único despiste defensivo de los guardianes del Castillo de los Truenos, ya en el minuto 88: Hwang Ui-Jo sirvió un centro lateral desde el costado derecho que no acertó a despejar el venezolano Andrés Túñez (ex Celta de Vigo) y que el joven (20) lateral Narubodin Weerawatnodom desvió hacia su portería en un intento de despeje.

Gamba Osaka 0-2 Guangzhou R&F. Resultado de impacto el conseguido por el debutante Guangzhou R&F de Cosmin Contra en casa del vigente campeón de todas las competiciones japonesas, Gamba Osaka. El encuentro se desequilibró a los 10 minutos, cuando el marroquí Abderrazak Hamdallah (22 goles en la pasada liga china) recibió un pase en el centro del campo y empezó a conducir aumentando su velocidad en dirección al arco de Masaaki Higashiguchi. La fragilidad de la zaga negra y azul, propia de la falta de ritmo competitivo, favoreció que el delantero visitante superase a los centrales Daiki Niwa y Keisuke Iwashita para adelantar a los leones azules en Osaka. Las réplicas de los locales no se hicieron esperar. Vinieron de las botas de los escurridizos volantes Kotaro Omori y Hiroyuki Abe, quienes amenazaron el arco chino en el primer tiempo. Kenta Hasegawa hizo un cambio ofensivo al descanso, el cual supuso la salida del pivote debutante Shohei Ogura, fichaje invernal que suplía al lesionado Yasuyuki Konno, y la entrada de otro trequartista como Shu Kurata, quien se unió a los volantes mencionados y a un Takashi Usami (ex Bayern) algo discreto. Precisamente fue Kurata quien mandó un gran balón a Patric para que el punta brasileño provocase una gran parada de Liu Dianzuo, el guardameta visitante. Cuando la inercia local invitaba a pensar que el empate era posible, Guangzhou R&F consiguió el 0-2 en una falta lejana que botó Wang Song. El servicio no era amenazador, pero el balón rebotó en Patric, integrante de la barrera, y adquirió una trayectoria fatal para los intereses de su equipo. Con Gamba Osaka moralmente tocado, Hamdallah dispuso de una gran ocasión para aumentar la ventaja. Mal resultado para el conjunto de la Panasonic, que tiene un arranque de temporada muy complicado en cuanto a calendario.

Cosmin Contra FocusEl Guangzhou R&F de Cosmin Contra dio una de las sorpresas de la jornada al ganar a Gamba Osaka. Foto: Focus Images Ltd.

Grupo G

Suwon Bluewings 2-1 Urawa Red Diamonds. Los dos contendientes en este partido ponían sobre el césped del Estadio del Mundial de Suwon 3 trofeos de campeones de Asia: 2 el vigente subcampeón surcoreano y 1 el vigente subcampeón japonés. Irónicamente, cada equipo puso tantas copas como goles en su arranque en esta Champions League. El equipo de Saitama se dispuso en el ya clásico y ofensivo 3-4-1-2 del serbio Mihailo Petrović, en el que hasta los “centrales de banda” ganan altura a pesar de la existencia del rol de carrilero. Esa ofensividad propia de los reds, con quienes debutaba el ariete esloveno Zlatan Ljubijankič, hizo que los pupilos del joven (44) Seo Jung-Won, mítico jugador de la República de Corea de los 90, se vieran sobrepasados durante muchas fases del primer tiempo. Al final de este, los japoneses se adelantaron en el marcador con un golazo del central diestro Ryota Moriwaki, a quien los surcoreanos dejaron tiempo para rematar creyendo que, por su condición de zaguero, no lo haría con tal definición. En el comienzo del segundo periodo, el conjunto de la Samsung salió con intensidad y empuje para darle la vuelta al marcador. Con el otrora internacional norcoreano Jong Tae-Se en la delantera y con el brasileño Santos por detrás, los surcoreanos ganaron presencia en el área de Shusaku Nishikawa. Pero el gol llegó con una imitación del tanto encajado: el lateral diestro Oh Beom-Seok lanzó un centro-chut que Tomoaki Makino desvió con nefasto resultado para los japoneses. Para el gol de la victoria hizo falta la incorporación al terreno de juego del recién fichado Léo Itaperuna (procedente del Sion), quien se aprovechó de un despiste de Moriwaki para rematar una falta servida desde el perfil derecho por el volante Yeom Ki-Hun.

Brisbane Roar 0-1 Beijing Guoan. Trabajada victoria del Beijing Guoan de Gregorio Manzano en su visita a tierras australianas. El Brisbane Roar, vigente campeón de la A-League, tuvo que jugar este partido en Robina, a 80 kilómetros al sur de su ciudad, porque su estadio estaba ocupado por un concierto de los Foo Fighters. Solo se llenó la cuarta parte (6.800 personas) de un coqueto estadio en el que los naranjas tuvieron muchas dificultades. El equipo pequinés dominó en los primeros compases con su once de gala, en el que el montenegrino Dejan Damjanović era el ariete y entre líneas hacían daño el internacional chino Zhang Chengdong y sus compañeros en tres cuartos: Pablo Batalla y Erton Fejzullahu. Precisamente fue el sueco de ascendencia albanesa el protagonista negativo del encuentro, pues fue expulsado por roja directa a los 28 minutos tras pisar en el pecho –por la inercia de una caída– a Adam Sarota, tras cometer falta sobre el australiano. El colegiado del encuentro lo interpretó como agresión y la guardia imperial tuvo que jugar una hora con 10 futbolistas. Esa expulsión minó la confianza de los hombres de Manzano, que no renunciaron a manejar la posesión pero sí empezaron a cometer fallos en la salida de balón. Los principales los motivó la presión del ex del Racing de Santander Andrija Kaluđerović (que se enfrentaba a uno de sus exequipos) y del experimentado (34) alemán Thomas Broich. La seguridad del guardameta Hou Sen fue clave para mantener el 0-0 durante los 90 minutos. Fue en el descuento cuando Beijing Guoan se llevó la victoria. Lo hizo con un gol igual de afortunado que uno de los de sus compatriotas del Guangzhou R&F: en una falta lejana que rebota en un rival. En este caso, el servicio fue del veterano (34) extremo suplente Shao Jiayi y el desvío del ya mencionado Kaluđerović.

Beijing Guoan FocusBeijing Guoan celebra el tanto de la victoria bajo la lluvia de Robina. Foto: Focus Images Ltd.

Grupo H

Kashima Antlers 1-3 Western Sydney Wanderers. El vigente campeón de Asia comenzó su defensa del título con una inesperada victoria fuera de casa ante los Antlers de Toninho Cerezo. Esta victoria es la segunda en los últimos 17 partidos, o dicho de otro modo, la segunda desde que se proclamó campeón continental a principios del mes de noviembre. La crisis de resultados de los de Tony Popović ha propiciado también un ligero cambio de identidad. La seguridad defensiva de la que los rojinegros hacían gala se ha desvanecido y las alineaciones no están plagadas de jugadores defensivos en el carril central. En Kashima jugaron en la medular futbolistas ofensivos y creativos como Kearyn Baccus (tanteado hace un lustro por equipos españoles), Nick Kalmar y el recientemente fichado Yojiro Takahagi, mientras que Iacopo La Rocca y Mateo Poljak, indiscutibles en 2014, viajaron pero no entraron en la convocatoria. No obstante, Popović protegió la banda derecha alineando un doble lateral en el que Shannon Cole estaba por delante de otro recién fichado japonés como Yusuke Tanaka. Pese a todo, en el igualado y sobrio primer tiempo fue ligeramente superior un Kashima Antlers que hizo daño por su banda izquierda (pese al doble lateral rival), con unos profundos Shuto Yamamoto y Caio. En la segunda parte se demostró que los Wanderers aún conservan parte del ADN que les llevó a la gloria el año pasado, pues generaron su primer gol con un saque de banda que acabó rematando por accidente en su propia portería el central Gen Shoji. Minutos después, Caio empezó a cambiarse de banda con su homólogo Yasushi Endo y, en un centro servido desde la parte derecha, acabó encontrando al segundo punta y canterano Shoma Doi para el empate. Los australianos aguantaron con el empate los minutos más intensos de los Antlers y, en el tramo final de partido, replicaron gracias a Mark Bridge y a un Takahaghi que reconoció tras el partido que “no podía permitirse perder ante un equipo japonés”, tal y como recoge Football Channel Asia. A falta de 5 minutos, el exmediapunta de Sanfrecce Hiroshima desbordó caído a la banda izquierda y, ante la falta de picardía del campeón de Asia Tomi Jurić, supo encontrar a Bridge para que disparase a puerta y le encontrase habilitado en la trayectoria del disparo. Poco después fue el japonés el que inició una jugada que descompuso a la zaga local y que acabó con su asistencia a un Bridge seguro de sus intenciones.

Guangzhou ET 1-0 FC Seoul. Se reeditaba en Cantón la Final de la Champions de 2013 y, a diferencia de aquel doble partido, Guangzhou ET fue capaz de imponerse al tercer clasificado de la pasada K League Classic en un encuentro que pasa a la historia como la primera victoria en partido oficial de Fabio Cannavaro en un banquillo (perdió en penaltis la Supercopa china la semana pasada). El que fuera Balón de Oro en 2006 hizo cambios ofensivos con respecto al once de su estreno como entrenador e hizo debutar en un once inicial cantonés a los fichajes invernales Alan y Ricardo Goulart. Elkeson volvió a su banda izquierda y el internacional chino Yu Hanchao volvió a ser elegido para el flanco derecho antes que Gao Lin, que ha pasado de ser capital con Marcelo Lippi a no entrar en las convocatorias. El capitán Zheng Zhi y Huang Bowen sostuvieron el centro del campo de un Guangzhou ET que empezó dominando y generando ocasiones por los costados. Elkeson, que presume de los 28 goles que le convirtieron en 2014 en el pichichi más anotador de la historia de la Chinese Super League, le generó problemas a Cha Du-Ri. Su homólogo Yu Hanchao dispuso incluso de ocasiones claras de gol repelidas por Kim Yong-Dae. FC Seoul ya no utiliza los 5 defensores característicos de su final de temporada pasada (el cántabro Osmar Barba fue mediocentro de nuevo), pero sigue siendo lo suficientemente sólido como para aguantar en partidos grandes. Además, mantiene su profundidad por los costados, por donde llegaron los mayores sustos para Zeng Cheng. Por la izquierda, Kim Chi-Woo y el joven (22) y prometedor volante Yun Il-Lok causaron estragos durante un primer tiempo que cambió a la media hora. En ese momento, los de Cannavaro se adelantaron gracias a la pizarra del napolitano: córner desde la banda izquierda cabeceado por Alan en el primer palo y rematado por Goulart en el segundo. Lejos de amedrentarse, los seuleses insistieron en su búsqueda del gol y del espigado ariete Jung Jo-Gook (ex de Auxerre y Nancy). Yun Il-Lok desequilibró mucho y Éverton Santos apareció en la derecha de forma puntual, pero no bastó para batir a la cada vez más sólida zaga cantonesa. Las completas actuaciones de unos y otros en diferentes aspectos del juego confirman que el grupo H de esta Champions es y va a ser el grupo de la muerte.

Fabio Cannavaro Doha Stadium Plus QatarPrimera victoria de Fabio Cannavaro como entrenador profesional. Foto: Doha Stadium Plus Qatar.
Fotos de portada: Doha Stadium Plus Qatar y Focus Images Ltd. Edición: MarcadorInt.

Related posts

3 comments

Increíble David. Me ha encantado. No sé si sería mucho pedir que hicieses un post mensual sobre fútbol Asiático, gracias¡¡¡

Enhorabuena David por el post. Completísimo resumen de la jornada , da gusto leerte y aprender un poco más del fútbol de esta parte del mundo que emerge.

Deja un comentario

*