Tite también gana tocando

Dátolo Cassio Corinthians - Clube Atlético Mineiro

Fue campeón de América y después del mundo siendo acusado de aburrido, de plantear siempre partidos cerrados con muchos futbolistas por detrás del balón y centrar sus ataques solo al contraataque. Reinó con mucho cerocerismo y anotando pocos goles. Ahora ha vuelto a Corinthians y va a ser campeón de Brasil con una propuesta distinta, mucho más atractiva y con jugadores menudos y asociativos. Tite también gana tocando.

Tampoco es que el suyo parezca un equipo de Guardiola ni que acumule posesiones de varios minutos moviendo el balón de lado a lado. Las combinaciones son rápidas, siempre hacia delante, pero por ello son aún más bellas y difíciles de contener. El suyo sigue siendo un equipo que prioriza la defensa y el orden, pero ahora amenaza ofensivamente a cualquier rival y, además de ser el menos goleado del Brasileirão, es también el más prolífico de cara a puerta. Es, en definitiva, un equipo más completo en su juego y sobre todo más bonito de ver que el llegó a vencer al Chelsea en 2012.

Tite en su presentación: “Traigo de esta experiencia (de viajar y estudiar fuera de Brasil) trabajos específicos ofensivos. En este período fuera estudié y busqué tener una gama de aspectos ofensivos para trabajar, manteniendo la idea de un fútbol equilibrado, con un ataque fuerte y una presión intensa”.

El Independência se llenó para el partido que decantó el título. Foto: Clube Atlético Mineiro.
El Independência se llenó para el partido que decantó el título. Foto: Clube At. Mineiro.

En este cambio, más allá de la intención del técnico ya declarada desde su presentación, dos futbolistas han tenido un papel principal y decisivo. Tanto a nivel de belleza como diferencial. Por un lado, Jádson se ha convertido en el MVP del campeonato mostrando el mejor nivel de juego de su carrera. A su capacidad para decidir partidos llegando al área, ha sumado un nivel asociativo y de entendimiento del juego bárbaro, que le ha servido a Corinthians para destrozar a los rivales entre líneas. 12 goles y 12 asistencias en 31 partidos son los datos que traducen a la realidad ese nivel sobresaliente. Solo Ricardo Oliveira ha anotado más y nadie ha dado más pases de gol.

Por el otro, una perla de 18 años que empezó como revelación y ha terminado ya como realidad, con una actuación notable en el partido más importante de la temporada y que puso al Timão acariciando el título. En el campo de Atlético Mineiro, 2º clasificado, Malcom se plantó esta vez como extremo zurdo y desde ahí descosió a Marcos Rocha, uno de los mejores laterales de Sudamérica. Con arrancada, cintura, técnica y una personalidad apabullante generó las mejores ocasiones de los suyos en un partido que estaba siendo más dominado por los locales y finalmente abrió el marcador con un cabezazo a centro de Jádson. Entonces empezaron 20 minutos de poesía pura y culminación de lo que ha sido este Corinthians, con dos golazos (Vágner Love y Lucca) tanto por la jugada colectiva como por la definición. A falta de cinco jornadas, el equipo de Tite le saca 11 puntos al segundo.

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*