913 minutos

Nemanja Maksimovic Serbia Edu Ferrer Alcover

El equipo de un municipio esloveno de 14.000 habitantes compartía protagonismo continental con FC Barcelona, Estrella Roja y Juventus, tres equipos históricos del fútbol europeo y gigantes en sus respectivos países, hasta el pasado sábado. Tras 11 jornadas de liga, el Domzale es el líder de la competición doméstica. Pero no es esta la virtud por la que se ha ganado algunos titulares en Europa, porque el Estrella Roja no ocupa la primera posición de la liga de su país. Lo más llamativo es que el Domzale no encajó ningún tanto hasta la undécima jornada. 913 minutos sin recibir ningún gol. 10 jornadas completas y 13 minutos de la siguiente hasta que llegó Orsic, del Celje, y terminó con el maravilloso récord del Domzale. 2-0 y a reiniciar el contador de minutos sin encajar. Pudieron ser más.

Así pues, hasta hace unos días el Domzale era uno de los pocos equipos del continente que todavía no había recogido el balón de su red en la liga. Sí que lo hizo en la Copa, pues empató a 3 contra el modesto Triglav, pero el registro liguero es impresionante. De golpe, el Domzale se ha presentado como un serio e inesperado competidor para el Maribor, absoluto dominador del fútbol en su país en los últimos años. Cerca de superar el primer tercio de campeonato, el margen entre ambos equipos es de 6 puntos (aunque el Maribor tiene un partido pendiente, contra Olimpija), y los vigentes líderes buscan aprovecharse de la distracción que supone la Champions para los de Simundza. Será una liga menor, pero también una competición en la que se ven bastantes goles y mejores atacantes que defensores como para tener en cuenta el registro del Domzale. Más tras haber disputado sus primeros encuentros contra Maribor y Olimpija Ljubljana.

El principal protagonista de esta heroicidad es Nejc Vidmar, portero de 25 años que cumple su sexta temporada en el club. Ha prolongado con notables paradas la buena racha de su equipo, que hasta el último sábado de septiembre había ganado todos sus partidos excepto uno, que evidentemente acabó en empate a cero. Precisamente en ese duelo que terminó en igualada detuvo un penalty. También los palos han ayudado de vez en cuando. Vidmar está acompañado por una defensa decente y uno de los mejores ataques de la liga, pues el Domzale también es uno de los equipos más goleadores del país, aunque los tantos se reparten entre una gran variedad de futbolistas. Además, el líder esloveno cuenta con varios de los internacionales sub-21 locales que siguen en la liga nacional (Janza, Pozeg Vancas o Majer) y con un par de futbolistas serbios que estuvieron en el pasado Europeo sub-19 de Hungría, como son Simic y Maksimovic, capitán de la generación dirigida por Veljko Paunovic. Aspiran a ganar su tercera liga.

Nemanja Maksimovic Serbia Edu Ferrer Alcover

Nemanja Maksimovic, capitán de Serbia sub-19 y futbolista del Domzale. Foto: Eduardo Ferrer Alcover.

Related posts

Deja un comentario

*