Real Madrid 0-2 Barcelona; análisis al descanso

Exterior view of Real Madrid Santiago Bernabeu Stadium during the La Liga match at the Estadio Santiago Bernabeu, Madrid
Picture by Marcos Calvo Mesa/Focus Images Ltd +34 654142934
21/11/2015

El Real Madrid saca un equipo que, por nombres, parece ideado para intentar tener la pelota. Kroos-Modric, el doble medio centro prototípico de la era Ancelotti, se encuentra ante la difícil misión de proteger su espalda frente a un Barcelona exquisito entre líneas con Iniesta, Rakitic e incluso un Sergi Roberto que parte desde fuera para acabar dentro desafiándolos. Pero más que los defectos que puedan tener en los blancos el alemán y el croata para mantener una disciplina táctica, lo que se echa de menos en el conjunto de Benítez es una presión global más alta. En el tramo inicial, los locales adoptan una actitud de esperar, temiendo ir a torpedear la salida de balón para no ser superados y encontrarse luego vendidos en las transiciones. Pero incluso tomando su rival esas precauciones, el Barça logra saltarse los obstáculos con un fútbol fluido, colectivamente impecable en la circulación y la velocidad de la pelota, y con detalles individuales fabulosos como la diagonal de Sergi Roberto en el 0-1 de Luis Suárez: una diagonal que descoloca porque acelera hacia dentro y luego manda el pase justo al lado opuesto hacia el que va corriendo; o sea, lo devuelve a su zona de partida. Suárez está muy listo interpretando ese movimiento y tirando el desmarque al espacio que el canterano dejó despejado con su movimiento. En el 0-2, la ausencia de un medio centro defensivo puro penaliza mucho al Madrid: Iniesta conduce por el centro con mucho tiempo para pensar y esperar a que Neymar tire la carrera definitiva. El manchego no necesitó ni ejecutar rápido: no tenía a nadie cerca en una zona en la que no se puede ni dejar respirar a los pasadores clarividentes.

 

Related posts

2 comments

Deja un comentario

*