Cuaderno portugués (IV): Willy Boly

Willy Boly – Porto FC

Central francés de origen senegalés con unas condiciones físicas imponentes, Willy Boly afronta el reto más importante de su carrera y lo hace convencido de que a sus 25 años está preparado para replicar el rendimiento ofrecido en el Sporting de Braga en un grande del fútbol luso como es el Porto.

Su traspaso se dilató en el tiempo, de hecho hasta las últimas horas del cierre de mercado pendió de un hilo, e incluso estuvo a punto de quedarse en papel mojado si todo hubiese seguido el camino previsto en los despachos del club, pues no es ningún secreto que la primera opción de la dirección deportiva portista era recuperar a un ex muy bien valorado en la entidad como Eliaquim Mangala. Sin embargo, tras la intromisión del Valencia en la operación y el “Sí” del internacional galo a los chés, la sociedad presidida por Pinto da Costa activó su plan B: Boly. Una vía que implicaba un desembolso económico asumible pero significativo, 6 millones de euros. Otra ficha para un tablero renovado.

La cesión con opción de compra de Bruno Martins Indi al Stoke City y los problemas físicos de Chidozie habían dejado a Felipe –incorporado este mismo verano procedente del Corinthians– y Marcano como únicos zagueros experimentados en el centro de la defensa, más allá de contar con un comodín como Danilo Pereira que ya disfrutó de minutos en dicha demarcación durante la 2015-16 -una posibilidad desechada por Nuno Espírito Santo-. En esas circunstancias, no sorprende el interés en reforzar una parcela del terreno de juego muy vulnerable durante la última etapa de Julen Lopetegui en el banquillo del Dragão y especialmente frágil tras el despido del nuevo seleccionador español, fecha desde la cual José Peseiro asumió el cargo con un resultado global decepcionante. Y esa mezcla entre deseo y necesidad recibió un último empujón tras superar a la Roma en la previa de la Liga de Campeones: más ingresos, más fichajes.

Firmado hasta 2021 con una cláusula de rescisión de 45M€, Boly se crió en la cantera del Auxerre hasta que decidió marcharse al fútbol luso en busca de nuevos retos. 114 partidos y cuatro goles en Francia, unidos a los 41 encuentros y dos tantos en el Sporting de Braga, componen la carta de presentación de un central llamado a mejorar el rendimiento defensivo del Porto a corto plazo. Mientras se pone a punto y espera su oportunidad, ha tomado una decisión importante: quiere honrar a sus progenitores vistiendo la camiseta costamarfileña.

Cuaderno portugués (I): los tres candidatos

Cuaderno portugués (II): Walter González

Cuaderno portugués (III): el prólogo de Zé Gomes 

Foto de portada: Porto FC.

Related posts

Deja un comentario

*