Al fin, James Rodríguez

Monaco Graeme McN

Le costó hacerse con un hueco en el once, pues sólo jugó de inicio en dos de las primeras ocho jornadas de liga, pero James Rodríguez ya es un fijo en los onces de Ranieri. Esta tarde marcó su primer gol con el Mónaco con un buen disparo de falta que se coló por el palo que protegía Costil, guardameta del Rennes. Posiblemente será el primero de muchos tantos del colombiano en la Ligue 1. No obstante, hizo más que anotar un simple gol.

James Rodríguez fue el mejor futbolista del partido. Provocó la falta que él mismo anotó para abrir el marcador e inició la jugada del 2-0, que marcó Martial justo antes del descanso. El colombiano se sintió muy cómodo sobre el césped. En ataque, el internacional sub-21 francés (pese a tener solo 18 años) partía desde la izquierda mientras que James lo hacía ligeramente orientado hacia la derecha. Pero una vez el Mónaco se hacía con el balón, las posiciones de partida se desdibujaban y tanto los dos extremos como el punta Rivière, hoy titular ante la baja de Falcao, se movían para desconcertar la zaga del Rennes de Philippe Montanier.

El Stade Louis II de Mónaco, escenario del partido (Foto: ecololo)
El Stade Louis II de Mónaco, escenario del partido (Foto: ecololo)

Martial alternaba internadas por el centro con conducciones por fuera, el lateral Kurzawa subía por su carril constantemente y Moutinho aparecía por sorpresa por el costado derecho. Pero era el día de James. Recibía en la derecha, en la izquierda, cerca del círculo central y encima de la media luna del área rival. Recibía entre líneas, conducía y, sobre todo, asistía a sus compañeros. Casi siempre encontró el hueco a la espalda de los laterales rivales para que su compañeros recibieran con ventaja.

Poco pudo hacer un Rennes que se fue al descanso 2-0 abajo pese a apretar en el segundo tiempo. No jugaron mal el fino Hunou ni el potente Bakayoko, ambos centrocampistas nacidos en 1994. Perdieron y se encuentran en la zona media de la tabla, pero Montanier tiene algunos jóvenes talentos con potencial para pulir. Aunque ninguno como James Rodríguez, claro.

Foto de portada: Graeme McN

Related posts

Deja un comentario

*