Lateral derecho con instinto asesino

Almamy Touré Monaco - www.rsca.be

Se infiltró en el área, inadvertido por toda la defensa rival, y aprovechó el fantástico envío de un libre indirecto para desviar la pelota al fondo de la red con la punta de la bota. Almamy Touré aprovechó la asistencia de Coentrao para neutralizar el tanto inicial de Alessandrini en un partido que enfrentaba a dos proyectos en renovación después de que el pasado verano fuese mucho más agitado de lo esperado y prácticamente obligara a las dos entidades a poner el contador a cero de nuevo. El juego desplegado hasta ahora no convence y el frágil estado de ambos conjuntos quedó en evidencia en la noche del domingo, puesto que Monaco y Olympique de Marsella protagonizaron un partido alocado y muy abierto donde el rigor defensivo brilló por su ausencia.

Pero al menos el Monaco ya tiene los puestos de Champions a dos puntos y sacó un empate del Velodrome con la ayuda de la actuación estelar de su lateral derecho. Almamy Touré anotó el 1-1 en una acción a balón parado y más tarde firmó la jugada del partido para anotar el 1-2 después de una potente carrera que terminó con un recorte en seco que tumbó a Rekik. El regate y la posterior definición no parecían propias de un lateral derecho de 19 años que ya asomó la cabeza en la última edición de la Champions, cuando se exhibió en el Emirates en uno de sus primeros choques como profesional. Sin embargo, si ese día secó a Alexis, en esta ocasión destacó por su aportación ofensiva. Anotó dos goles y pudo marcar el tercero de no haber sido por una estirada felina de Mandanda en otra acción a balón parado que cayó en los pies de Almamy. La tercera diana monegasca la convirtió otro lateral, Fabio Coentrao, con un peculiar remate con el cogote de espaldas a portería, si bien es cierto que el portugués actuó como extremo izquierdo en la noche de domingo.

Almamy Toure of AS Monaco FC comes away with the ball despite the attentions of Alexis Sanchez of Arsenal during the UEFA Champions League match at the Emirates Stadium, London Picture by Richard Calver/Focus Images Ltd +447792 981244 25/02/2015
Después de destacar en el Emirates, Almamy Touré volvió a cuajar un partido llamativo en un gran estadio. Foto: Focus Images Ltd.

Sin embargo, el Monaco sufrió en defensa y especialmente lo hizo el propio Almamy Touré, que debía medirse ante uno de los jugadores más en forma del Olympique de Marsella, Georges-Kevin N’Koudou. El rápido extremo del equipo marsellés es un futbolista eléctrico que no para de encarar. Puede estar más o menos acertado y en ocasiones carece de precisión en el último toque, o pausa a la hora de tomar decisiones, pero resulta un incordio para los zagueros. A sus virtudes hay que añadir su buen momento anotador, pues marcó por cuarto choque consecutivo (sumando OM y sub-21 francesa) en una acción en la que remató totalmente solo en la frontal del área pequeña después de que Touré se desentendiese de seguir la marca. Fue el 3-3 definitivo que selló un choque entretenido y una de las mejores noticias para el OM, sostenido en las últimas semanas por la sociedad que forman N’Koudou y Batshuayi.

Foto: www.rsca.be

Related posts

Deja un comentario

*