Aspire no falla

Aspire celebra cadete - MarcadoriNt

Ya van cuatro seguidos. Como se esperaba, Aspire Football Dreams dominó la final de la categoría cadete y se impuso a un combativo Alboraya que se tomó la licencia de soñar con alzar el título de campeón del MIC. No es para menos: eliminaron a Espanyol y Villarreal, manteniendo la portería a cero ante dos de los favoritos, y se adelantaron en la final con un golazo de Timo al contraataque. Ayudó que los centrales de Aspire chocaran en una jugada mal defendida por los zagueros africanos. Sin embargo, con el paso del tiempo se impuso la lógica.

Gol Alboraya final cadete - MarcadorInt

Timo celebra el 1-0.

La calidad individual de Aspire inclinó la balanza en favor del equipo dirigido por Alex García. Karamoko asistió a Katana para empatar el choque poco después del tanto inicial del Alboraya y desequilibró constantemente por ambas bandas. El extremo de Aspire FD, Karamoko, generó muchos problemas a la zaga rojinegra, que pese a todo se defendió con orden y acierto en un estadio mucho más grande que los de Sils y Llagostera, donde logró los éxitos en rondas anteriores. Si Aspire tardó 30 minutos en ponerse por delante fue porque le faltó contundencia de cara a portería, uno de sus grandes déficits a lo largo del torneo, a diferencia de ediciones anteriores.

Con el 2-1, Alboraya apenas inquietó y solo se acercó en acciones a balón parado, aunque esto no resta méritos a su torneo. El conjunto valenciano cayó con la cabeza alta tras sorprender a propios y extraños, sin seis de los jugadores habituales en la liga cadete y rotando más que la mayoría de rivales en las rondas finales. “Esto es muy grande, vamos a disfrutarlo”, gritó el capitán antes de saltar al césped de Palamós. No se achantaron, tal y como nos contó Pepe Hurtado, entrenador del Alboraya tras la final.

Por su parte, Aspire Foorball Dreams confirma su hegemonía absoluta en la categoría cadete. Sin embargo, en la actual edición llamó la atención la entrada de dos jugadores centroamericanos. El lateral derecho Carlos Martínez, de Costa Rica, y el mediocentro Brolin Valdizón, de Guatemala, fueron titulares en la final y compitieron a buen nivel. Precisamente el guatemalteco Brolin habló con MarcadorInt tras la final y nos relató cómo recaló en la prestigiosa academia de fútbol formativo, su adaptación a un nuevo modo de vida y cómo es la vida en la Academia Aspire.

Aspire celebra cadete - MarcadoriNt

Aspire celebra el final del partido.

Tras la final cadete, Barça y Madrid disputaron la final infantil, uno de los partidos que más expectación generó en Palamós. El equipo culé se impuso por 4-2 en un choque abierto y muy disputado, con alternativas en ambos equipos. Aunque gran parte de los focos se los llevó Guti, asistente del equipo infantil del Real Madrid.

Related posts

Deja un comentario

*