El Barça arrasa en la semifinal juvenil del MIC

gol-barca- juvenil Marcadorint

Tras una primera fase de campeonato más complicada de lo esperado en la que el Barça no dominó con la rotundidad a la que acostumbra, el Juvenil B de Quique Álvarez se ha clasificado para la final del MIC desplegando un muy buen juego. El conjunto culé empató dos partidos en la fase de grupos, etapa en la que solo pudo derrotar al Weston FC, pero con el paso de los días ha ido cogiendo velocidad de crucero y ha sometido a casi todos sus adversarios con contundencia en las rondas eliminatorias. A sus dos primeros contrincantes (Waterloo y Lloret) les endosó 8 y 7 dianas respectivamente, mientras únicamente el Sant Andreu opuso resistencia y anduvo cerca de dar la sorpresa en cuartos de final. El conjunto de Josep Vicenç Mestre plantó cara y generó varias oportunidades para anotar, pero acabó cayendo por 1-0. Pero el susto ante el conjunto barcelonense quedó superado unas horas más tarde con una contundente goleada al Athletic Club, que compite en el MIC con el Juvenil A. El Barça ganó por 4-1.

Final Juvenil: 11:15h, Barcelona-Villarreal

A los quince minutos, el Barcelona ya ganaba por 3-0 gracias a un fútbol brillante. La formación azulgrana apostó por el centrocampista Riqui Puig como falso nueve para hacer frente al fútbol físico y directo del Athletic Club, y avasalló al conjunto vasco con un juego de combinación rápido y efectivo. La movilidad de Puig generó superioridades en el centro del campo y arrastró a los centrales, lo que permitió que los futbolistas más profundos del Barcelona atacaran la espalda del conjunto bilbaíno. A veces incluso era el propio Riqui Puig quien bajaba a recibir y soltaba el pase al espacio. El escenario propició una actuación memorable del extremo derecho culé, Pau Martínez, particularmente incisivo a la hora de atacar los huecos que quedaban libres detrás del sector zurdo de la zaga del Athletic. Fue por ahí por donde Pau cortó la defensa vasca como un cuchillo y generó los tres primeros goles: dio el centro del 1-0 y anotó los dos siguientes, definiendo con sangre fría ante la salida de Aritz De Miguel.

Riqui Puig abrió la lata.
Riqui Puig abrió la lata.

Poco importó que el Athletic recortara la diferencia pronto, a la salida de un córner, pues el Barcelona sometió a los vascos mediante la posesión de balón y controló muy bien a los atacantes bilbaínos con un buen trabajo de los centrales, atentos y contundentes en la anticipación. También en el segundo tiempo, cuando el Athletic insistió con mayor ímpetu en busca del empate y amenazó con devolver la emoción al partido con un disparo al poste, pero pronto el Barcelona sentenció la contienda con un remate de Jandro Orellana tras una buena jugada de Sergio Gómez desde la banda izquierda.

Jandro celebra el 4-1.
Jandro celebra el 4-1.

El Barcelona se medirá al Villarreal en la final de la categoría juvenil. El conjunto castellonense es un clásico del torneo en los últimos años, pues ya saboreó las mieles de la final de la categoría en 2013 y 2014, cuando perdió ante Espanyol y Málaga respectivamente. Por segundo día consecutivo, el Villarreal necesitó de la tanda de penaltis para eliminar a un adversario formado por muchos futbolistas africanos de talento. Si el viernes sufrió para eliminar al Paradou, Aspire Football Dreams también puso contra las cuerdas al Villarreal. La academia de fútbol formativo se adelantó en uno de sus puntos fuertes a lo largo del torneo, las jugadas a balón parado, y a pesar de que no sometieron al Submarino Amarillo del mismo modo que el Paradou, minimizaron de forma notable los ataques del elenco español. Sin embargo, a base de insistencia, el Villarreal fue apretando las tuercas. Asumió el mando Daniel Ruiz, buscando conducciones desde la banda derecha, y luego se sumó Nacho Díaz, que incomodó a los centrales de Aspire con su constente brega. Ganó metros el Villarreal, que se instaló en campo contrario, y en un centro de Gregorio Medina encontró el premio de un penalty, que transformó Nacho Díaz.

David Agbo adelantó a Aspire FD.
David Agbo adelantó a Aspire FD.

La expulsión en la recta final de Daniel Ruiz, por roja directa, no entorpeció el plan del Villarreal, que se defendió de Aspire FD a través de la posesión de balón. La inferioridad numérica no se notó, aunque a pesar de sus buenos minutos finales los castellonenses tampoco inclinaron la balanza en un choque que se terminaría definiendo desde los lanzamientos desde los once metros. Como ya ocurrió el año pasado, la academia de fútbol formativo cayó en la tanda de penaltis.

Sin embargo, con el paso de los años se percibe una evolución en el perfil de los futbolistas producidos por Aspire Football Dreams. Cada vez emergen menos delanteros fuertes, que únicamente dominan las carreras al espacio, pues en esta edición hemos visto un equipo compuesto por futbolistas potentes físicamente, pero de buen pie para asociarse. Priman las virtudes técnicas por delante del abuso físico. Aboubakar Karamoko en la banda izquierda ha desequilibrado tanto por su velocidad como por su habilidad para regatear en espacios reducidos, Katana Nyanje se ha mostrado como un proyecto de mediapunta ágil para combinar entre líneas y el mediocentro guatemalteco Brolin Valdizón, al que entrevistamos hace dos años, ha exhibido una buena lectura para interceptar contragolpes y cierta capacidad para distribuir el juego y disparar desde lejos. Así pues, los futbolistas de Aspire Football Dreams cada vez atesoran un abanico de virtudes más amplio y entienden mejor el juego, por lo que pronto nutrirán con buenos diamantes por pulir al Eupen, el club en el que terminan la mayoría de sus futbolistas.

El juvenil del Villarreal celebra el pase a la final.
El juvenil del Villarreal celebra el pase a la final.
Fotografías: MarcadorInt/T.Martínez (Todos los derechos reservados).

Related posts

Deja un comentario

*