Lambert somos todos

IMG-20130906-WA0033

IMG-20130906-WA0033
(Foto: Focus Images Ltd)

Siempre hay un Rickie Lambert en nuestras vidas, aunque no lo sepamos: lo mismo es el camionero que para en una gasolinera a apretarse un bocata lomoqueso, el portero de tu edificio que a las ocho de la tarde va dejando en el ascensor ese tufillo tan rico que desprenden las bolsas de basura, o quizás es el tío del kiosko que vende revistas de caza y pesca de las que no se compran ni aunque se oferten con paquetes de chicles. También puede ser tu padre. O el hombre más cercano que tengas ahora mismo. Sí, él también puede ser, deja de mirarlo. Rickie Lambert puede ser cualquiera y Rickie Lambert somos todos.

Lambert nos representa porque lo que ha conseguido es tan difícil pero tan factible en nuestras mentes (quien no haya marcado un gol en un prado con boñigas de vaca y se haya imaginado con la camiseta de su equipo sorteando rivales en medio de una eliminatoria europea puede parar de leer aquí, gracias por su atención y un abrazo) que nos ha hecho partícipes de su éxito anónimo: goles en cuarta división contra rivales que en el mejor de los casos eran panaderos, pam, goles en tercera, un ascenso, pim, goles en segunda, otro ascenso, pam, goles en la Premier League y, como ya no podía seguir ascendiendo, una llamadita de la selección para culminar una historia ideal, pum. 2 partidos, 2 goles, 2 asistencias.

Creímos que era tan normal, tan rudimentario y simple, de esos de “por aquí sobrevuela algo, puede ser una pelota o un balón medicinal, voy a ver qué pasa si lo remato con la cabeza”, que jamás alcanzaría la gloria absoluta. Años después nos hemos dado cuenta de que en realidad detrás del barro de su historia había un esmoquin al fondo del armario. Es un esmoquin alquilado porque con los 31 años que tiene no le quedan muchas citas a las que acudir: tendrá que devolverlo a final de temporada cuando vuelva de Brasil.

Related posts

3 comments

Uno de mis jugadores favoritos. Probablemente al mismo nivel que Hay Rodriguez o Nick Young.

Una verdadera lastima que empezara en categorías tan inferiores porque cualidades le sobran para triunfar en la elite como esta haciendo. Un verdadero futbolista, de los de antes, de los que ya no quedan.

A dia de hoy esta mejor que benzema jaja

tmbien es cierto que en la seleccion inglesa juega cualquiera y a poco que hagas te quedas con el sitio …penosa england

Es bonita la historia, pero es cierto que habla mal del nivel actual de delanteros ingleses. Si Lambert fuera centrocampista ofensivo y fuera español jamás jugaría…

Deja un comentario

*