Partido Polish Boyfriend: El derbi de Helsinki, en dos idiomas

Helsinki -  blogdroed

Helsinki recuperó su derbi hace poco. Y ahora se pregunta si lo perderá. Cuando faltan pocas jornadas para el final de la liga, el HIFK pugna en la parte baja de la tabla. Y el HJK lidera la clasificación con dos puntos más que el Mariehamn. O sea, el derbi de Helsinki es clave ya que decide la lucha por el título y la lucha por el descenso.

HIFK-HJK, viernes 30 de septiembre a las 17:30h

Conocido como el “Stadin derby” en honor al nombre cariñoso que recibe la ciudad (Stadi), el duelo HJK-HIFK no se pudo jugar entre los años 1972 y 2015 ya que el HIFK andaba perdido por las catacumbas del fútbol finlandés. El derbi nació en 1909, cuando se disputó por primera vez. Y ya entonces, los dos clubes tenían un perfil definido de hincha que se mantiene en la actualidad. Dos equipos, dos identidades, dos lenguas.

El HJK Helsinki, gran dominador del fútbol de Finlandia en los últimos años, se identifica con los ciudadanos que hablan finlandés. O sea, la mayor parte. El HIFK era el club de las familias que usan el sueco, ya que el 7% de la población finlandesa tiene el sueco como lengua natal y buena parte de la población lo puede hablar. En su momento, las familias suecas de Helsinki solían tener un nivel adquisitivo más alto. Y aún hoy el tópico en Helsinki dice que los suecos tienen más recursos. El HIFK es su club y, por tanto, tiene menos hinchas. Según un estudio, el 12% de los hinchas de la región de Uusimaa (donde está Helsinki) aman este club. El HJK tiene el 59% de los hinchas en la zona y el 25% del total en Finlandia. El HIFK, a pesar de que parte de sus aficionados han adoptado el finlandés, difícilmente tiene seguidores fuera de las zonas con población sueca. Los suecos de Finlandia habitan en la costa sur y oeste, en zonas muy concretas. Tierra adentro, solamente viven finlandeses o lapones.

Los suecos desembarcaron en las costas finlandesas ya en el siglo XI. Y en el siglo XV, con la expansión del imperio sueco y su comercio, llegaron a ser el 25% de la población. Siendo Finlandia eminentemente rural, los suecos controlaron el comercio. A finales del siglo XVIII, cuando el Imperio Ruso ocupó Finlandia, los suecos poco a poco se empezaron a marchar. Hoy, el 10% de la población continental de Finlandia es descendiente de estos pobladores de antaño. El porcentaje de población finlandesa que habla sueco sube porque en las Islas Aland, unas 6.500 islas y peñascos que se extienden en el mar Báltico, el 97% de la población habla sueco. Aunque forman parte del estado finlandés, es una zona culturalmente sueca. Con su propio gobierno y parlamento, régimen fiscal especial y escuelas en sueco. Su capital es Mariehamn, la sede del vigente campeón de copa. De ellos hablamos en su momento.

El Mariehamn, pues, no es el único club finlandés de habla sueca. HIFK quiere decir, en sueco, “Club deportivo de los camaradas de Helsinki”. Y como es un nombre en sueco, se usa el topónimo sueco de Helsinki: Helsingfors. El cub fue fundado por estudiantes del Svenska Reallyceum, o sea, del Real Liceo Sueco, un instituto privado que existió hasta 1962. Nacido como sociedad polideportiva, el HIFK fue grande y ganó 7 ligas. Hasta 1972, cuando bajó y se hundió en categorías inferiores. Incluso llegó a jugar en cuarta.

Durante los años sin el HIFK, los hinchas no dejaron de mirar los resultados de su rival, convirtiendo el dolor ajeno en una burla. Los del HIFK, en campos de Tercera, cantaban contra el HJK. Era una rivalidad curiosa, pues no se vivían partidos. Pero la rivalidad siguió. Cuando en 2015 el HIFK volvió y arrancó un empate en el primer derbi, los hinchas del HIFK lo festejaron como una copa. Es más, el equipo que saca mejor resultados de los derbis se lleva una copa, tradición que nació en los años 20. La hinchada del HIFK podía sacar pecho con su sección de hockey sobre hielo, más exitosa. El HIFK nació primero como equipo de hockey y su sección de fútbol no se creó hasta 1907, el mismo año de la fundación del HJK. Así, la rivalidad antes duraba todo el año, ya que los hinchas del HJK suelen amar al Jokerit, el otro equipo de hockey sobre hielo de la ciudad (el HJK no tiene sección de hockey). Eso permitía que la rivalidad se mantuviese durante más tiempo. La mitad de los meses con un balón sobre césped, la otra mitad sobre hielo. En los años 20, era normal que los mismos jugadores formaran las plantillas tanto de fútbol como de hockey. Luego llegó la especialización.

La rivalidad se rompió primero en el fútbol, con el descenso del 1972 del HIFK, y después en el hockey, ya que en 2014 el Jokerit decidió abandonar la liga de hockey finlandesa para sumarse a la Continental League, la liga profesional rusa que abrió sus puertas a los principales clubes de estados como Bielorrusia, la República Checa o Finlandia. En 2014, no se jugó ningún derbi. Hasta que ascendió el equipo de fútbol del HIFK.

El HIFK es medio amateur y no todos sus jugadores son profesionales. El HJK es el club más profesionalizado. El HIFK, después de dos ascensos en tres años, pasó de Tercera a Primera. Y para poder competir tuvo que pedir a sus hinchas que aportaran dinero gracias a una ampliación popular de capital. El HJK tiene patrocinadores y accionistas importantes. Si el tópico decía que los suecos eran ricos, en el fútbol ahora ya no es así, pues el club grande con recursos es el HJK. Sea como sea, en la primera temporada, el HIFK consiguió empatar los tres derbis en liga (la liga finlandesa tiene tres turnos, no dos). Esta temporada, un empate y una victoria por la mínima del HJK. El derbi se celebró también en la Copa de la liga, torneo de pretemporada jugado en un pabellón, pues fuera cae la nieve. Y ahora llega el derbi que decidirá cual de los dos celebra ser el Rey de la ciudad… y de paso, le amarga la vida al vecino.

Para saber más de este derbi, en Copa realizaron este pequeño documental.

Foto de portada: blogdroed.

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*