Kroos aparece para salvar a Alemania de la debacle

Toni Kroos of Germany during the 2018 FIFA World Cup match at Luzhniki Stadium, Moscow
Picture by EXPA Pictures/Focus Images Ltd 07814482222
17/06/2018
*** UK & IRELAND ONLY ***

EXPA-EIB-180617-0135.jpg

Con rabia, con el alma, como casi todos los goles importantes que se marcan en momentos clave. Así le pegó Toni Kroos al cuero en el último minuto del encuentro para remontar el partido ante Suecia, ganar y mantener viva la esperanza de Alemania en este Mundial. El equipo de Joachim Löw sufrió, mucho, Suecia lo puso muy complicado, pero el combinado alemán tendrá otra vida más en Rusia 2018.

Alemania 2 (Reus 48′, Kroos 90+5′)
Suecia 1 (Toivonen 32′)

Alemania vs Suecia - Football tactics and formations

El inicio del encuentro estuvo marcado por una puesta en escena avasalladora de Alemania, Löw introdujo pequeños retoques con la entrada de Rudy en el centro del campo por Khedira y Reus por Özil para darle más velocidad y verticalidad al juego alemán y romper así el esquema defensivo de Suecia. La línea de mediapuntas germanos interpretó al principio este cometido, ejecutando cada acción a un ritmo altísimo, intercambiando posiciones de forma constante y situándose permanentemente en ‘zonas de nadie’ que hacían dudar a Suecia.

El conjunto de Jane Andersson consiguió sacar el agua de su área con fortuna y acciones de pundonor para poner la punta de la bota cuando ya se cantaba el gol de Alemania. Incluso llegó a helar la sangre de media Alemania con una acción de contraataque que marró Markus Berg en el uno contra uno ante Neuer -no sin polémica por una caída en la que perfectamente podría haber intervenido el VAR-.

Joachim Loew hed coach of Germany gives Marco Reus final instructions before substituting during the 2018 FIFA World Cup match at Luzhniki Stadium, Moscow Picture by EXPA Pictures/Focus Images Ltd 07814482222 17/06/2018 *** UK & IRELAND ONLY *** EXPA-EIB-180617-0138.jpg
Además del gol, Marco Reus fue uno de los elementos más estimulantes de Alemania. Foto: Focus Images Ltd.

La jugada no entró, pero confirmó que el guión de partido había cambiado. Alemania ya no encontraba el pase en tres cuartos de forma tan ágil ya que Ekdal y Sebastian Larsson entendieron que tenían que ayudar fuera de su zona, en las bandas, para acabar con la sangría. El equipo germano ya no contaba los minutos por ocasiones y además tuvo que ver cómo en una desafortunada acción Sebastian Rudy se quedaba KO. Ilkay Gundogan entró en el centro del campo pero no mejoró nada. Al revés, en una de las presiones más adelantadas de Suecia en toda la primera parte, Toni Kroos perdió un balón poco habitual en él. De la pérdida del centrocampista del Real Madrid nació un centro excelente de Claesson para una mejor de Ola Toivonen con una suave vaselina por encima de Manuel Neuer.

El golpe fue durísimo y dejó totalmente inconsciente a una Alemania casi temeraria, con Jerome Boateng disparando como un delantero más en el minuto 35 de encuentro. De hecho, esta anarquía germana propició claras llegadas suecas y se llegó al tiempo de asueto mucho más cerca del 0-2 que del 1-1.

Entrada de Mario Gómez

Ante la situación desesperada de Alemania, Joachim Löw dio entrada a Mario Gómez en sustitución de un Draxler totalmente inoperante sin espacios para correr y mandó a la banda a Timo Werner. El movimiento demostró ser totalmente acertado ya que en un inicio en tromba similar al de la primera parte, el delantero del RB Leipzig puso un balón tenso para que la cazara Marco Reus. Mención especial merece el atacante del Borussia Dortmund, quien no ha perdido ni un ápice de su velocidad gestual y verticalidad pese al calvario con las lesiones.

fil-netherlands-sweden-084
Ola Toivonen puso el terror en el cuerpo de Alemania con un golazo de vaselina. Foto: Focus Images Ltd.

Y otra vez se repitió el mismo esquema, tras unos primeros compases asfixiantes el partido bajó de pulsaciones. Suecia tapaba bien la salida con Gundogan y flotaba a Jerome Boateng para que fuera el defensa central del Bayern el que avanzara con el balón en algunas maniobras que rozaron la temeridad. Pese a bajar el ritmo, el goteo de ocasiones alemanas en la segunda fue mucho mayor. Entre Robin Olsen, Lindelöf y Granqvist capeaban el temporal pero Suecia ya no conservaba nada del peligro a la contra que había mostrado en los primeros 45 minutos.

Expulsión de Boateng y entrada de Julian Brandt

Parecía que el gol iba a llegar en cualquier momento pero no llegaba y se encaraban los diez minutos finales del tiempo reglamentario. Por si fuera poco, Boateng consumó su mal partido con la doble tarjeta amarilla que dejaba a su equipo en inferioridad. Löw volvió a probar algo y le salió bien. Metió a Julian Brandt por Jonas Hector en la banda y mandó Werner al área, a la desesperada. En los pocos minutos que estuvo el delantero del Bayer Leverkusen sobre el verde aportó muchísimo e incluso mandó un balón al poste.

Pero la remontada se consumaría en la última jugada del partido. En un alarde de personalidad, Toni Kroos decidió disparar una falta lateral en vez de mandar un centro al área. La ejecución del jugador madridista fue impecable, combinando a su trallazo la potencia y el efecto necesarios para firmar un gol que salva a Alemania de la eliminación. El equipo de Joachim Löw encontró el premio en el último suspiro a una exhibición de carácter y de reivindicación ante lo que parecía la fatalidad del destino germano. El combinado alemán hizo bueno el tópico, acabó-como siempre- ganando aunque es justo reconocer que lo buscó desde el minuto uno.

Imagen de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

3 comments

A Alemania le pasa lo mismo que a España. Se vuelca en ataque y deja vendida a la defensa, con espacios y en inferioridad. Cuando se ataca con tantos efectivos se debe tener cuidado con varias cosas:
1. Terminar siempre que se pueda las jugadas.
2. No tener perdidas en zonas de riesgo.
3. Hacer una presion efectiva en la zona de perdida para evitar contragolpe.
4. Si nada de esto resulta, entonces TODOS a defender.

Si no cumples con este libreto tun basico, juegas c9n una enorme desventaje, ya que cada ataque que haces el rival lo defiende a muerte, y cada ataque del rival (aunque sean pocos) lo defiendes de manera pesima. Esto fue fatal contra Mejico.

Alemania tiene menos toque que España pero mas verticalidad. Me ha encantado Reus, ojala no salga mas del once. Pero el problema es que si solo Kroos se centra en generar juego, el rival solo tiene que anularle.

Alemania es poderosa en el juego aereo pero ayer encontro un rival aun mas fuerte en esta faceta. Y con el balon siempre les falto paciencia para encontrar la mejor solucion. Kroos es un superclase y ha salvado los muebles, pero aun hay que mejorar, sobre todo el terminar las jugadas y el repliegue defensivo, igual que España. Y si todo transcurre con normalidad veremos un Alemania-Brasil en octavos de final… todo un partidazo.

Toda la razón con el tema de la defensa, quizás eso se pueda arreglar con tres centrales. Ayer , era una temeridad lo de Boateng que se metía hasta el borde del área contraria y dejaba solo a un defensa.

A España le salva mucho la cobertura y calidad de Busquets, el día que no este …a rezar.

Deja un comentario

*