Football League Tales: Segundas oportunidades

Picture by Richard Calver/Focus Images Ltd +447792 981244
15/02/2014
Official match ball of the Sky Bet Football League, the Mitre Delta D12 Hi-Vis Winter Ball during the Sky Bet Championship match between Ipswich Town and Blackpool at Portman Road, Ipswich

Las EFL Exit Trials son una segunda oportunidad para aquellos jóvenes de entre 15 y 16 años a los que sus respectivos clubes les han señalado la puerta de salida. Cuando llegan a la categoría juvenil, muchos jugadores tienen que abandonar su equipo porque no se les ha ofrecido un contrato profesional. Cada año, las academias de Premier League, Championship, League One y League Two se desprenden de un importante número de jugadores que ven cómo se alejan de su sueño. Ya sea por estar limitados en el plano físico, en el técnico, en el psicológico, en el social o en varios de ellos; un gran número de jóvenes de academias de la Football League afrontan un punto de inflexión en su formación al ser rechazados. Algunos acaban dejando el fútbol, otros se plantean probar fortuna en non-league (como Jamie Vardy, a quien en su día echaron del Sheffield Wednesday) y los que todavía se ven capaces de encontrar un nuevo club profesional lo intentan a base de hacer pruebas.

A diferencia del concepto de pruebas en el que el jugador acude a un club en concreto con la intención de que le cojan; las EFL Exit Trials son considerablemente más prácticas porque juntan múltiples alternativas en un mismo sitio. A las Exit Trials asisten ojeadores de diversos equipos de la Football League —y también algunos de la Premier y Conference— en búsqueda de jóvenes jugadores que hayan sido rechazados por otros clubes. Como si de un centro de reciclaje se tratase, en las trials se busca que ninguna promesa quede desaprovechada. 

Si, por ejemplo, un equipo de Londres desecha a un jugador de su equipo cadete, en la mayoría de los casos éste se iría a hacer pruebas a otro club de la ciudad en el que quizás ya le conozcan. En cambio, si a un jugador no le ofrecen continuar en, digamos, la academia del Colchester United, y no sabe a dónde ir, las EFL Exit Trials serían una opción ideal para él. En ellas se encontraría a otros más de cien jugadores que pasan por la misma situación.

Una gran parte de los jugadores que asisten a las Exit Trials han tenido que dejar su equipo de toda la vida. A nivel anímico muchos de ellos están tocados y, siendo el fútbol un juego en el que la confianza tiene un peso enorme, su actuación sobre el terreno de juego puede verse afectada. Pero lo tienen que dar todo. La presión es máxima y tienen mucho que demostrar porque sienten que éste es un último tren. Los cien ojeadores que asisten al evento evidentemente son conscientes del contexto en el que van a ver a estos jugadores. Se realizan varios partidos entre chicos que no se conocen y que por lo tanto, no han entrenado juntos antes. Los ojeadores buscan talento y potencial. Que estos jugadores no tuvieran éxito en sus anteriores clubes no significa que otra academia no puedan moldearles y sacar lo mejor de ellos. Algunos scouts acuden a la cita teniendo varios nombres en mente que ya conocen, mientras que otros lo hacen a ciegas. Los jugadores pueden acabar en cualquier otra parte del país.

Marvin Sordell es uno de los jugadores a los que las EFL Exit Trials les cambió la vida. Cuando el Fulham le desechó, Sordell fue captado en las pruebas por el Watford. Desde entonces ha pasado por ocho clubes distintos, llegando a debutar en la Premier League. Actualmente juega en el Burton Albion. Foto: Simon Moore/Focus Images Ltd.
Marvin Sordell es uno de los jugadores a los que las EFL Exit Trials les cambió la vida. Cuando el Fulham le desechó, Sordell fue captado en las pruebas por el Watford. Desde entonces ha pasado por ocho clubes distintos, llegando a debutar en la Premier League. Actualmente juega en el Burton Albion. Foto: Simon Moore/Focus Images Ltd.

El porcentaje de jugadores que acaban siendo contratados después de las pruebas no es abrumador, pero tampoco es ínfimo. Según Sky Sports, en los últimos dos años 58 jugadores llegaron a firmar con equipos profesionales tras las Exit Trials. Las academias que les ficharon fueron de diferentes niveles del fútbol inglés: tres de Premier, seis de Championship, 17 de League One y 27 de League Two. Además, cinco jugadores se fueron a equipos de Conference National (quinta división). En la última edición, celebrada a mediados de febrero, se estima que uno de cada nueve jugadores ha sido contactado por algún club profesional.

Más allá de ofrecerles un equipo en el que jugar, algunos clubes que acuden a las Exit Trials —normalmente los de categorías más bajas— también proporcionan a los jugadores unos programas de educación y desarrollo para que continúen con sus estudios. La mayoría de los jóvenes que han sido rechazados por sus clubes dudarán de su futuro en el fútbol, pero no deberían dejar pasar estas pruebas, pues son una segunda oportunidad que les podría encaminar de nuevo hacia su sueño.

Foto de portada: Richard Calver/Focus Images Ltd

Football League Tales: cada viernes, una historia sobre la segunda, la tercera o la cuarta división inglesa.

-19 de agosto de 2016: El Burton de Clough.
-26 de agosto de 2016: Oliver Burke.
-2 de septiembre de 2016: Morecambe.
-9 de septiembre de 2016: En Northampton hacen zapatos.
-16 de septiembre de 2016: Josh Morris.
-23 de septiembre de 2016: Like father, like son.
-30 de septiembre de 2016: Tammy Abraham.
-7 de octubre de 2016: Un West London Derby en Craven Cottage.
-14 de octubre de 2016: Oxford.
-21 de octubre de 2016: Con clase.
-28 de octubre de 2016: Ethan Ampadu, una nueva esperanza.
-4 de noviembre de 2016: Sawyers, internacional por San Cristóbal y Nieves.
-11 de noviembre de 2016: Entrevista a Massimo Luongo.
-18 de noviembre de 2016: El Wycombe Wanderers, un equipo profesional que pertenece a sus aficionados.
-25 de noviembre de 2016: Gareth Ainsworth, jugador-entrenador y leyenda del Wycombe.
-2 de diciembre de 2016: Matt Bloomfield, un futbolista peculiar.
-9 de diciembre de 2016: EFL Futures.
-16 de diciembre de 2016: Rowett out, Zola in.
-23 de diciembre de 2016: Sunday League Mandeville.
-30 de diciembre de 2016: Pies fríos en Wigan.
-6 de enero de 2017: Play it again, Elokobi.
-13 de enero de 2017: Desde el barro.
-20 de enero de 2017: Bogle, el gol del Grimsby.
-27 de enero de 2017: A Hard Day’s Night.
-4 de febrero de 2017: Del Rovers al City, todo es Bristol.
-10 de febrero de 2017: El desolado Coventry irá a Wembley.
-17 de febrero de 2017: Un paso atrás para ganar minutos.

Related posts

Deja un comentario

*