La obra de Conte empezó en el Emirates

Chelsea Manager Antonio Conte during the FA Cup match between Chelsea and Brentford at Stamford Bridge, London
Picture by Mark D Fuller/Focus Images Ltd +44 7774 216216
28/01/2017

No ha habido ningún partido más trascendente esta temporada en Inglaterra que aquel en el que se enfrentaron por última vez el Chelsea y el Arsenal. Pocas veces una derrota por 3-0 trajo tantas cosas positivas para un equipo. La obra de Antonio Conte, la que ahora mismo le otorga nueve puntos de ventaja en lo más alto de la clasificación, se inició durante el duelo del 24 de septiembre en el Emirates. Con el encuentro prácticamente perdido, debido al 3-0 anotado por Mesut Özil justo antes del tiempo de descanso, Conte aprovechó los últimos 35 minutos para experimentar con su nueva fórmula.

La fórmula incluía uno de los ingredientes que tanto éxito tuvo en la Juve de Conte campeona de Italia tres años seguidos: los tres zagueros centrales. Nada que ver con la línea de cuatro de los primeros compases del curso en el equipo blue: Branislav Ivanovic de lateral derecho (dejó de jugar y ahora se ha ido al Zenit de San Petersburgo), César Azpilicueta como lateral izquierdo (pasó a ser central a partir de lo ocurrido en el Emirates) y la pareja Cahill-David Luiz.

Disposición táctica inicial en el Arsenal-Chelsea de septiembre:

arsenal-chelsea-formation-tactics
 

Tardó más de lo que hubiese deseado Conte en modificar el esquema porque durante la pretemporada entendía que no disponía aún de las piezas necesarias. El club, por ejemplo, fue incapaz de cerrar las negociaciones por Kalidou Koulibaly y finalmente el anhelado central no llegó hasta el último día de agosto (David Luiz). Junto a él aterrizó Marcos Alonso en Londres.

La profundidad del lateral izquierdo español es una de las claves del juego del Chelsea, un equipo que no elabora demasiado en la línea medular, ocupada por Nemanja Matic y N’Golo Kanté, sino que recaen en David Luiz muchas de las responsabilidades a la hora de sacar el balón. Todo eso comenzó a plasmarse sobre el terreno de juego una tarde de septiembre aparentemente muy negativa para los aficionados del Chelsea. No sabían que allí se estaba poniendo la primera piedra de una obra que ha hecho sumar a los blues 46 de los 51 puntos que han disputado con la nueva idea táctica de su entrenador. La obra de Conte empezó en el Emirates frente al Arsenal y puede acercarse muchísimo al título este fin de semana contra el mismo rival. El Chelsea, un equipo que supo arreglar un problema empleando una solución táctica; y el Arsenal, un equipo incapaz de arreglar el grave desajuste producido por la baja de Santi Cazorla.

Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

1 comments

Por fin una nota del gran trabajo de este gran entrenador, si fuera el Liverpool o el City fueran los punteros de la premier, las loas a sus respectivos entrenadores serían interminables…

Deja un comentario

*