Central de presente y futuro

Sainsbury Zwolle Australia - Focus

Trent Sainsbury no protagoniza titulares, pero es una pieza fundamental en la selección australiana que ha alcanzado la final de la Copa Asia. No es Tim Cahill, una leyenda que apareció en el momento más oportuno para derribar la competitiva selección de China; tampoco ha dejado asistencias y goles de lujo en la fase de grupos como Massimo Luongo; ni tan solo es uno de los futbolistas más destacados en su posición en una gran liga de Europa, como sería el caso de Mile Jedinak. Pero este central con apellido de supermercado apareció en un momento clave de la competición, cuando abrió la lata en la semifinal, y sobre todo ha supuesto un salto de calidad en una parcela en la que Australia dejaba dudas. La aparición de Sainsbury en el Zwolle y su consolidación en la selección con 23 años es una magnífica noticia para el combinado aussie.

Sainsbury ha encajado muy bien junto a Spiranovic en el eje de la zaga socceroo, que ha defendido muy lejos de su área durante gran parte del torneo. Así pues, no ha sido una pareja que haya visto cómo los rivales dominaban la posesión, obligada a defender cerca de su portería ante constantes incursiones rivales y centros laterales, sino que debía correr hacia atrás para evitar contraataques de los adversarios. Spiranovic y Sainsbury han demostrado que son suficientemente rápidos para ello y han superado una tarea exigente con éxito. Además, el central del Zwolle ha mejorado la salida de balón de Australia con respecto a su predecesor, Alex Wilkinson, pues posee un buen toque y capacidad para iniciar las jugadas, y constituye una amenaza en las acciones a balón parado, como quedó demostrado en la semifinal. Es sobrio, seguro y fiable.

Sainsbury Zwolle Australia - Focus

Sainsbury, central de Australia. Foto: Focus Images Ltd.

No obstante, la presencia de Sainsbury en la final de la Copa Asia es la recompensa a un año duro en lo personal. El central australiano aterrizó en Europa hace 12 meses, en el último día del mercado invernal, cuando firmó por el Zwolle procedente del Central Coast Mariners. Un futbolista joven, con proyección, destinado a mejorar una de las parcelas menos fiables de su nuevo club. Debutó como titular nada más llegar, el 6 de febrero, pero se lesionó de gravedad a los 72 minutos. En una acción fortuita, se fracturó una rodilla al caer encima de un aspersor del estadio del Utrecht. Así pues, fue llegar a un nuevo país, joven y sin conocer el idioma, con la ilusión de progresar en el fútbol europeo, para caer lesionado el primer día y perderse lo que restaba de temporada, junto a cualquier posibilidad de entrar en la lista mundialista de Postecoglou.

Por fortuna, el central australiano se recuperó en verano y ya se ha hecho con un puesto en el Zwolle, aunque tampoco ha sido titular en todos los partidos que ha disputado de Eredivisie. Con la lesión olvidada, ha podido celebrar junto con sus compañeros un segundo título contra el Ajax (Supercopa) y ha debutado con la selección. Sainsbury ha progresado, se ha convertido en indiscutible en Australia y ha cuajado una copa formidable. Aunque le falta ganar la final para completar un torneo redondo, justo unos días antes de que se cumpla un año de su grave lesión. Sea jugando como central o incluso como lateral, donde podría actuar si Franjic no se recupera a tiempo después de terminar tocado contra Emiratos Árabes Unidos.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*