El título se acerca a Anfield

Liverpool v Manchester CityBarclays Premier League

Primer tiempo: Sterling, los interiores reds, el efecto Agüero y el estado físico de Kompany

El Manchester City espoleó al Liverpool una hora antes de que el balón echara a rodar en Anfield. En la previa Pellegrini había asegurado que el Kun, la gran amenaza, había entrenado con normalidad durante la semana y estaba físicamente al 100%, por lo que todo el mundo esperaba al argentino en el once titular. Pero no, Agüero tendría que esperar su oportunidad en el banquillo. Y Kompany, que finalizó el último entrenamiento con problemas físicos, se veía obligado a forzar pese a no estar del todo bien porque el chileno actualmente no tiene otras alternativas para el centro de la defensa -Matija Nastasic continúa lesionado- del nivel que exigen Sturridge, Luis Suárez y Sterling. Era un riesgo que había que correr. Enfrente, un Liverpool en plenitud, con su once de gala, dispuesto en 4-4-2 (rombo) con Sterling en la media punta para cortar por la mitad a la pareja Fernandinho-Yaya Touré y Coutinho acostado a la derecha de Gerrard.

Liverpool v Manchester City Barclays Premier League

Sterling castigó una y otra vez al Manchester City. Foto: Focus Images Ltd

El rombo de Rodgers funcionó de nuevo: los interiores mordieron desde el primer minuto, Gerrard tomó el mando de las operaciones con la pelota, Suárez y Sturridge desestabilizaron a los centrales y Sterling -que con Brendan ha pasado de ser un extremo desequilibrante a la llave de los planteamientos ante los cocos de la Premier- recibiendo, girándose, y empujando a la defensa citizen hacia la portería de Joe Hart.

Manchester City vs Away team - Football tactics and formations

Onces iniciales de Liverpool y Manchester City (sharemytactics.com)

El primer cuarto de hora fue un abuso local. El City despejaba como podía cada pelota en las inmediaciones del área, no conseguía estabilizarse con el balón y la intensidad red a la hora de recuperar el esférico agobiaba a sus dos medios y a Silva. Dzeko era una isla arriba y Joe Hart gritaba pidiendo concentración a sus compañeros. Sterling hizo el 1-0 en el 6′ y Skrtel aumentó la ventaja a dos tantos en el 26′ tras peinar un córner magistralmente ejecutado por Steven Gerrard. El 2-0 definía perfectamente lo que había sido el arranque del encuentro: un equipo jugaba, desbordaba, remataba y el otro trataba de defenderse como podía minimizando daños. Unos minutos antes del gol del central eslovaco, Yaya Touré había tenido que ser sustituido -y podría no volver a jugar en lo que resta de temporada, en palabras de su entrenador-: tomaba cuerpo el peor escenario posible para el Manchester City. Sin embargo, la entrada de Javi García fue un soplo de aire fresco para el campeón de la Capital One Cup. Su rigor táctico comenzó a equilibrar un medio del campo muy vulnerable. Fernandinho ganó recorrido y Silva comenzó a aparecer como preludio de lo que sería la segunda mitad. Pese a la ligera mejoría, Coutinho, Sterling y la movilidad de Suárez para construir contraataques de la nada amenazaban con un 3-0 definitivo.

Manchester City vs Away team - Football tactics and formations

La entrada de Javi García, unida al respiro momentáneo que se tomó el Liverpool, permitió entrar al equipo de Pellegrini en el partido (sharemytactics.com)

Segundo tiempo: Milner, Gerrard y el error que acerca la Premier a Anfield

Para afianzar el dominio visitante a la vuelta de los vestuarios, Pellegrini dio entrada a Milner por Jesús Navas. Una sustitución en cierto modo inesperada pero que tuvo una incidencia inmediata sobre el terreno de juego: Zabaleta empezó a sumar más en campo contrario y el Manchester City sometió poco a poco al Liverpool moviendo la pelota en horizontal. Silva organizó con criterio el ataque posicional citizen y enchufó a Dzeko, desapercibido hasta esos instantes. Las llegadas con peligro a la portería defendida por Mignolet comenzaron a sucederse y sería el canario el encargado de reducir la desventaja en el marcador en el 57′. Las sensaciones iniciales se habían evaporado: el City mandaba y solo el enorme talento individual de los puntas del Liverpool y la capacidad para construir contras de la nada intimidaba al entramado defensivo de los sky blues. Demichelis se mostró seguro en todo momento y Kompany se anticipó un par de veces a Luis Suárez, las espadas estaban en todo lo alto. Y la balanza no tardó más de un par de minutos en equilibrarse a través de un gol en propia puerta Glen Johnson. A falta de media hora, con la Premier en juego, 2-2 y Agüero calentando en la banda. Rodgers movió el banquillo y retiró a Sturridge, quizá el futbolista que menos rendimiento le estaba dando, e introdujo a Joe Allen para tener un poco más la pelota y aumentar el nivel esfuerzo en la zona ancha. Henderson perdió fuelle poco a poco y Sterling, Coutinho y Gerrard, sobre todo este último, se exprimieron al máximo. El capitán se desgastó en labores defensivas hasta la extenuación. Pellegrini apostó por Agüero.

“Son los 90 minutos más largos que he jugado nunca”, Steven Gerrard.

Liverpool v Manchester City Barclays Premier League
James Milner tuvo un impacto máximo en la segunda mitad. Foto: Focus Images Ltd

El tira y afloja en el tramo final nos dejó dos imágenes para el recuerdo: a Silva lamentándose en el suelo de una ocasión clarísima desperdiciada y a Coutinho abrazado por todos sus compañeros al anotar el 3-2 que permite al Liverpool no tener que consultar los resultados de terceros para hacerse con el campeonato. El Kun se fue de Skrtel y su centro raso no pudo ser rematado por Silva en las condiciones adecuadas para batir a un Mignolet ya vencido. Sí lo consiguió Coutinho, aprovechándose de un error de bulto de Kompany a la hora de despejar el balón de su área tras un saque de banda a favor. El belga fue bajando sus prestaciones en el tramo final y su desliz fue el desencadenante de una derrota dolorosa para el Manchester City y tremendamente emotiva para el Liverpool, pese a la expulsión final de Henderson -sancionado para los próximos tres partidos-. Ahora solo ellos pueden perder esta Premier.

Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

9 comments

Vaya sufrimiento de partido. Qué grande es el Liverpool Football Club. He llorado cuando he visto al capitán Steven Gerrard llorar de emoción después de sonar el pitido final tras conseguir el Liverpool tres puntos que bien valen su peso en oro. Su charla motivacional junto con el resto de compañeros al final del partido hizo que se me pusiera el vello de punta. No tengo palabras para expresar tantas emociones en la tarde de hoy. Sin duda que esta victoria va por las 96 víctimas de la tragedia de Hillsborough hace 25 años. El Liverpool huele a campeón, es espectacular lo que está haciendo esta temporada. Parece que por fin vuelve a ser el grande que siempre ha sido. Por cierto, he oído contar a Julio Maldonado que Coutinho, Henderson, Jon Flanagan y Raheem Sterling no habían nacido cuando el Liverpool Football Club ganó su último título de Liga. Y Brendan Rodgers tenía 16 años de edad. En fin, el sueño de nuestras vidas puede hacerse realidad en menos de 30 días. El otro día leí una frase de Brendan Rodgers muy bonita: "Si quieres llegar a algún lugar rápidamente, ve solo. Pero si quieres llegar aún más lejos, vamos juntos".

Siento decepcionarte pero la frase no es de Rodgers, si no que se trata de un proverbio africano. Por lo demás muy buen artículo.

Gran artículo Jesús! Soy un gran aficionado a este equipo al que sigo desde la distancia. El verano pasado estuve allí, visitando la ciudad, y como no, Anfield. Ver las imágenes de ayer e imaginar ese campo que yo vi vacío (espero poder disfrutarlo lleno algún día), rugiendo como nunca por una premier que desean y merecen como nadie, fue emocionante.
Como amante de este deporte siento envidia de la cultura del fútbol inglés. El Liverpool FC es otra cosa.
Felicidades por el pedazo de blog.

Partidazo.

La bajá de Henderson se puede suplir con Allen o Leiva, dependiendo del perfil del rival (moviendo a Gerrard un poco más adelante si juega el brasileño).

Me gusta mucho el Liberpool este año y jugando a los espacios es de lo mejorcito de Europa con el Atlético.

Partidario de Silva por el lado del City.

Cuatro partidos les separan de la gloria.

Yo creo que jugará Allen de interior. Si no, Leiva, como ya hemos visto a lo largo de algunos minutos desde que volvió. Pero pienso que el mediocentro será Gerrard sí o sí. Es el sello de este Liverpool.

Carlos, Martín acaba de escribir un artículo en el que explica lo que yo he opinado en este artículo. Esto quiere decir que una baja como la de Henderson abre un abanico de posibilidades y ni siquiera los expertos se aclaran (lo digo por vosotros no por mi).

Posiblemente tengas razón de todas formas. Sólo queda esperar y ver.

Un saludo

Quedan 4 partidos para que la Premier quede sentenciada. El Liverpool se la juega contra Norwich City (fuera), Chelsea (en Anfield, partidazo), Crystal Palace (fuera) y Newcastle (casa). Tras derrotar al City y ampliar su ventaja hasta los 7 puntos (ojo, que los de Pellegrini tienen todavía dos partidos pendientes), sacan sólo dos puntitos al Chelsea. El calendario que tiene por delante el Liverpool es complicadísimo: dos partidos fuera a cara de perro contra rivales que pelean por no descender o sellar la permanencia sin agonías, y dos cruces en casa, uno contra el Chelsea, rival directo, y el último de la temporada contra un equipo potente como el Newcastle. Además, para 3 de esos 4 partidos Rodgers no podrá contar con Henderson.

Mientras tanto, el Chelsea se mide al Sunderland (casa), Liverpool (fuera), Norwich (casa) y Cardiff (fuera).
En cuanto al City, le quedan WBA (casa), Crystal Palace (fuera), Everton (fuera) y West Ham (casa), más los dos partidos aplazados, en casa, contra Sunderland y Wigan.

Pues eso, que todavía no hay nada decidido, y en el calendario queda marcado en rojo el partido clave: Liverpool-Chelsea.

Deja un comentario

*