Cardiff City: cuestión de fe

Cardiff Medel Focus

El Manchester United (6º con 21) no pudo doblegar a un Cardiff City (15º con 13) muy correoso y dejó escapar dos puntos en su viaje a tierras galesas (2-2).

Una visita que asusta a los grandes

Pese a lo que puede indicar su posición en la tabla clasificatoria (15º), el Cardiff City es un equipo difícil de superar en su estadio para los favoritos a ocupar las primeras posiciones de la Premier League: el Manchester City cayó derrotado por tres tantos a dos, el Everton sólo pudo sacar un punto del Cardiff City Stadium y el Tottenham ganó por la mínima con un gol de Paulinho en el tiempo añadido. El Manchester United tampoco tuvo un partido plácido y acabo pinchando, porque los galeses (independientemente del resultado) son un conjunto extremadamente intenso que contragolpea bien aprovechando la velocidad de jugadores que leen con criterio el juego entre líneas y buscan con acierto la espalda de los centrales, como Peter Odemwingie y Fraizer Campbell. La próxima semana recibirán al Arsenal, actual líder, que analizando los precedentes está más que avisado de la complejidad del encuentro.

La pareja Fellaini – Cleverley

Las ausencias del Manchester United para el partido eran numerosas: Nemanja VidicRafaelPhil Jones, Michael CarrickRobin van Persie y Shinji Kagawa no entraron en la convocatoria por diversos problemas físicos. En estas circunstancias, David Moyes le dio la manija del equipo a Fellaini, como mediocentro puro, y a Cleverley, a su izquierda ocupando funciones de interior. Ninguno de los dos estuvo a la altura: Fellaini ralentizó muchísimo la circulación de los diabos rojos y se mostró excesivamente impreciso; Cleverley sigue sin encontrar las sensaciones de la temporada pasada y el Cardiff City castigó sus errores: perdió de vista al joven Jordon Mutch (1991) en una acción que a la postre acabó en gol de Campbell y un mal pase suyo cerca de la frontal del área, ya en la segunda mitad, finalizó con una vaselina del exjugador del Manchester United que se estrelló en el larguero.

Wayne Rooney (Foto: Focus Images Ltd).

Rooney sostuvo al Manchester United en el Cardiff City Stadium. (Foto: Focus Images Ltd)

El factor Rooney

Wayne Rooney entró en el partido algo descentrado, incluso tuvo que ser amonestado en el minuto 8 tras golpear a Mutch por detrás en una acción bastante fea. Lejos de perderse en guerrillas, el punta del United se echó el equipo a la espalda y su calidad individual terminó siendo decisiva: gol y asistencia. Chicharito no apareció, Valencia tampoco y Januzaj dejó un par de buenos detalles técnicos en la primera parte, pero Wayne no necesita socios: él solo es capaz de generar peligro a la defensa rival y sus magistrales córners con rosca al punto de penalti volvieron a ser determinantes. Si hace quince días fue van Persie, frente al Arsenal, el que se aprovechó de su buen golpeo, hoy Evra hizo lo mismo para poner el 1-2 en el marcador cuando restaban solo segundos para llegar al descanso. Su partido sólo tuvo un lunar: en el añadido de la segunda mitad tuvo el gol de la victoria en sus botas pero pecó de generoso y decidió no disparar a puerta.

Hasta el último segundo

Malcky Mackay, técnico local, ha formado un equipo sólido, con un esqueleto de buen nivel que se ha visto reforzado con jugadores muy interesantes como Caulker o Medel, el auténtico líder en el terreno de juego. La idea ensambla bien y el equipo nunca se rinde, sus futbolistas no le pierden la cara al partido. El Manchester United, con 1-2, pudo aumentar su ventaja en varias ocasiones, pero Marshall y la falta de puntería evitaron la sentencia. Se fueron Mutch y Campbell, entraron Kim Bo-Kyung y Cornelius y el Cardiff City lo siguió intentando hasta el final. Y obtuvieron recompensa a su esfuerzo. El centrocampista surcoreano, revulsivo habitual, anotó su primer gol de la temporada a la salida de una falta lateral sacada por Whittingham y evitó así la victoria de un Manchester United apagado, lastrado por las bajas, que lo fió todo a una carta: Rooney. El empate deja más que satisfechos a los locales y aleja a los de David Moyes de las primeras posiciones de la tabla.

Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

4 comments

Parecía que el United volvía a reengancharse de verdad pero no ha podido ser. Me gustó el partido de Whittingham y de Campbell.

Un apunte Carlos, siendo puntilloso. El gol de Kim ha venido de una falta lateral, no de un córner. Saludos.

Corregido. Muchas gracias Jaime. A mí también me gustaron los dos. Y Medel, que siempre rinde contra equipos fuertes y su trabajo en estos partidos luce más. El Cardiff City -junto con el WBA- lo tiene todo para darle problemas a los grandes: una defensa más o menos sólida (salvo errores puntuales), gente que roba bien la pelota en el medio, buenos lanzadores de contras y delanteros rápidos arriba.

Estoy de acuerdo. Muchas ganas de ver ese Cardiff -Arsenal del sábado, sobretodo teniendo en cuenta que hay Champions entre semana. Veremos si a la derrota del City y los empates de United y Everton en el Cardiff City Stadium se suma un pinchazo del líder (o no).

Valencia desaparecido, Januzaj perdiendo pelotas por no levantar la cabeza, los mediocentros superados… imposible tener la posesión y dominar así. Fantástico Whittingham, muy bien Campbell dominando varios aspectos en pocos balones tocados y muy bien Noone desde el banco aportando desborde.

Deja un comentario

*