El gafe de Roger Johnson

Roger Johnson Focus

La última gran alegría que se llevó Roger Johnson fue cuando en el 2011, casi al final del partido, Martins se encontró con un balón muerto entre Koscielny y Sczcesny y le dio al Birmingham el título de la Copa de la Liga. Era un tiempo en el que Roger Johnson y Scott Dann estaban considerados como una pareja de centrales muy sólida, posiblemente ambos en el mejor momento de su carrera. Meses más tarde de ganar en Wembley descendieron a Championship y ya nada fue igual, todo terminó: Dann se fue al Blackburn mientras que Roger Johnson escogió el Wolverhampton. Ambos siguieron en la Premier League.

La primera temporada en el Wolves fue muy complicada, con problemas en el banquillo y una capitanía que le fue otorgada de forma discutida. Sólo llevaba un año en el club pero Mick McCarthy le dio el brazalete porque tenía liderazgo, carácter y aportaba ciertas cosas que le faltaban al equipo. El rendimiento colectivo fue muy malo salvo Steven Fletcher o Jarvis. Por su parte, Roger Johnson empeoró de forma dramática, terminó el año como suplente y el Wolverhampton descendió sin remedio alguno. La segunda temporada, ya en Championship, fue aún peor. Las aspiraciones de ascenso se modificaron a mediados de año cuando se vieron en las últimas cuatro posiciones de la clasificación. El asunto no mejoró en los meses siguientes y, sorprendentemente, volvieron a perder la categoría por segundo año consecutivo bajando a League One. Era el tercer descenso seguido de Roger Johnson.

Roger Johnson FocusRoger Johnson, jugando en Championship con los Wolves (Foto: Focus Images Ltd)

Una plantilla de tanto nivel no podía ser mantenida en League One, por lo que el Wolverhampton puso en marcha un sistema de cesiones mediante el cual mandaban a préstamo a sus fichas más altas con el objetivo de ascender en un año y volver a recuperarlos. Uno de los que salió fue Roger Johnson, que cogió rumbo al Sheffield Wednesday, con los que ha jugado en Championship hasta el mes de enero siendo titular en el eje de la zaga. Sin embargo, al terminar su cesión, se le ha buscado un nuevo destino. Después de no llegar a un acuerdo con Heitinga, el West Ham ha llamado al central inglés.

Ha firmado hasta final de temporada y llega porque Allardyce tiene hasta tres lesionados en defensa (Reid, Collins y Tomkins), por lo que será un habitual del once titular. En su debut en el Etihad contra el Manchester City se llevó un 6-0 para casa. El West Ham ocupa la posición 19º de la Premier League. En descenso. La broma se hace sola.

Related posts

8 comments

El récord de descensos en Premier League está en cinco: Hermann Hreiðarsson y Nathan Blake.

Le queda lejos aún al pobre chico.

Sip. se podría dar el caso de que esta temporada descienda dos veces, con el Wednesday y con el West Ham…. ha jugado con los dos por lo que se le podría contar el posible descenso con ambos ¿no? jajaja

El tuit lo he visto después de postear, no me ha cargado la imagen y lo vi después, jajaja

Deja un comentario

*