El Southampton sobrevive sin sus laterales

Alderweireld Southampton Focus

La propia legislación de la Premier League impide que un futbolista en calidad de cedido se enfrente a la entidad a la que pertenece. No se trata de una cláusula impuesta por los clubes a la hora de ceder a sus jugadores, sino que por norma la Premier prohibe que estos futbolistas participen en el partido entre el equipo que posee sus derechos y el equipo cuya camiseta defienden actualmente. Un ejemplo de esta particularidad es el de Ryan Bertrand, conocido principalmente por haber debutado en la Champions League como titular en la final de la competición en mayo de 2012.

Bertrand, que continúa perteneciendo al Chelsea (aunque puede ser traspasado en un futuro cercano), milita desde el pasado verano en las filas del Southampton y había disputado todos los minutos posibles hasta ahora en la Premier League 2014/15: 90 minutos en estas 18 jornadas hacen un total de 1620 minutos. Hasta que viajó el Chelsea a St Mery’s: ahí se tenía que acabar forzosamente la racha del lateral zurdo inglés.

Tampoco se había perdido ningún encuentro hasta la fecha el otro lateral del Southampton: Nathaniel Clyne. En su caso, una lesión le impedía enfrentarse al Chelsea y así es como Ronald Koeman se veía en la obligación de elaborar un plan para detener al poderoso ataque del líder de la liga sin sus dos laterales habituales. El contratiempo iba más allá del simple hecho de perder a Clyne y a Bertrand: situaba a Koeman ante la difícil decisión de qué hacer con Toby Alderweireld. El zaguero cedido por el Atlético de Madrid está afianzando en el eje de la zaga del Southampton, pero cabía la posibilidad de que fuese más conveniente su utilización en este partido como lateral derecho: para frenar -o al menos intentarlo- a Eden Hazard. Koeman optó por mantener en su puesto habitual al mejor central del equipo, es decir, a Alderweireld y desplazar al japonés Maya Yoshida al lateral derecho, un experimento que duró exactamente 60 minutos, el tiempo que tardó el técnico holandés en rectificar y recurrir a un suplente (Florin Gardos) para modificar la disposición defensiva.

El Chelsea estaba encontrando en la banda derecha del Southampton la principal vía para generar peligro en una actuación más espesa de lo habitual por parte de los blues. Es la zona en la que se desenvuelve Eden Hazard y en la que el belga podía encarar al eslabón débil de la zaga de los saints: Yoshida. En una acción de esa naturaleza logró el Chelsea el 1-1: pase de Cesc a la espalda del japonés y un doble dribbling maravilloso de Hazard antes de batir a Fraser Forster con su disparo. La reacción de Koeman en el segundo tiempo pasó por alinear a Alderweireld, un defensor más capacitado para medirse a Hazard en el uno contra uno, en un rol de lateral derecho que no resulta desconocido para el belga. Pasó el rumano Gardos a formar el eje de la zaga con José Fonte y el Southampton finalizó con una estructura defensiva distinta a la inicial, pero en la que el joven Matt Targett (19 años) completó 90 minutos más que aceptables en el lateral zurdo: le tocó medirse en el primer tiempo a un André Schürrle apático y que se convierte en el gran damnificado del partido en lo que al conjunto blue se refiere.

El plan de rotaciones de Jose Mourinho en St Mary’s incluía tres novedades: Filipe Luis, John Obi Mikel y André Schürrle. Ninguno de los tres brilló -especialmente grises Mikel y Schürrle- y el alemán desaprovechó una oportunidad que llevaba tiempo esperando: no jugaba de titular en la Premier desde la séptima jornada. Lo cierto es que Hazard no encontró suficiente apoyo en St Mary’s por parte de Schürrle, Costa, Willian y cía.

Hazard Chelsea Focus

Eden Hazard anotó su 7º gol en esta edición de la Premier League (Foto: Focus Images Ltd)
Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

5 comments

Hazard cada vez está más a nivel Messi, y no sólo por el gol. Y Cesc a nivel pasador está deslumbrante, lástima en el Barça estuviera peor físicamente y encima se le pusiera en posiciones demasiado adelantadas muchas veces y no rindiera ahí.

Por cierto, Alderweireld no me ha gustado mucho hoy al menos cuando estaba en banda. ¿Es mejor que Fonte de central?

El trío Nemanja Matic-Cesc Fàbregas-Eden Hazard es uno de los mejores del Mundo sin lugar a dudas. Matic roba y pasa, Fàbregas controla y Hazard inventa. Y además se complementan. ¿Veis al belga como un futuro Balón de Oro?

Estando Messi y Ronaldo marcando hat tricks por doquier, difícil. Y además Neymar ya ha llegado. Hazard necesita ganar títulos (¿Champions? ¿Eurocopa?) o mejorar sus registros goleadores.

Deja un comentario

*