La profundidad del Newcastle

Newcastle1

En una competición en la que todo el mundo parece tener claro quienes son los grandes, hay un equipo que discurre en un limbo solitario, que bucea por el mundo de los gigantes, pese a que en ocasiones se deja ver por la superficie. Un equipo respaldado por una ciudad grande, con un estadio enorme y muchísimos aficionados. Un conjunto al que por alguna razón se le ha escapado el tren mediático que acompaña a la mayoría de “franquicias” multinacionales en las que los grandes clubes ingleses se han convertido. Los niños en China no quieren ser Cabaye.

Es evidente que los resultados del Newcastle en los últimos 15 años han contribuido a esta tónica general de desconfianza que genera el rendimiento de los de Pardew, por muy alto que aguanten en la clasificación. Lo cierto es que viendo el partido ante el Arsenal uno puede entender los motivos que alejan a las urracas de los patitos guapos de la mejor competición doméstica del mundo. Leía reflexiones después del partido sobre la poca profundidad del Arsenal en el encuentro. Es curioso, ya que eso que los analistas han considerado poca profundidad, sería un partido de fantasía para la afición de St. James’s Park. Y esa es la clave, más allá de buenas temporadas, como la actual y la de hace un par de años. El juego Toon es absolutamente plano, ni siquiera hay ganas de inventar. Han pasado muchos jugadores, pero por alguna razón el espíritu de equipo que gana a base de pelotazos, fuerza y juego aéreo se ha mantenido latente, y cada día es más difícil cambiar eso. Ya hace demasiado tiempo que el músculo tiene ventaja sobre el talento, demasiado.

Krul Newcastle
Tim Krul no pudo salvar esta vez al Newcastle (Foto: Focus Images)

Dicho lo cual, el Newcastle fue mejor que el Arsenal, o al menos no fue peor. En un partido donde a los de Wenger les faltaban Özil y Ramsey, no se podía esperar menos de los de Pardew. Sin sus dos Jokeys por antonomasia, Wilshere tuvo que agarrar con mucha más fuerza las riendas de un caballo que se está mostrando como el semental prometido. A Jack Wilshere alguien le dijo demasiado pronto que ya era lo que va a llegar a ser, y él se lo creyó. Juega con una suficiencia impropia de sus méritos, y personifica muchas veces lo peor de los Gunners, cuando pasa el balón en jugada clara de disparo, y dispara cuando lo que tocaba era asistir. Realmente el motor del equipo de Wenger fue Rosicky, un jugador que ya muchos asociamos con la Playstation 2, pero que sigue mostrando un nivel sorprendentemente alto. Pese a ello, el Arsenal no tuvo problemas en adueñarse del balón. Cabaye estuvo solidario como siempre, intentando imponer su ritmo, y metiendo balones largos a los velocistas que tiene en cualquiera de sus puntos cardinales. Por detras de él, Tioté y Anita se comportaron de nuevo como dos autómatas bifuncionales: “Robar y tocar, robar y tocar” (léase con voz de robot). Aún así la torpeza provisional de Giroud y los errores en la definición local mantuvieron el empate en el marcador, hasta que, en un gol muy Newcastle, Krul fue superado por el delantero francés que dos lineas atrás califiqué como torpe. Marcó Giroud, pero no debería enmascarar que una plantilla como la del Arsenal merece un delantero con algo más de capacidad, sobre todo fuera del área.

Luego apareció el eterno plan B, que en las tierras del noreste inglés tiene nombre y apellido: Shola Ameobi. Y bueno, una vez más la acumulación de fuerza no derribó ninguna muralla. ¡¡¡Ah, sí!!!, casi se me olvida, también entró Ben Arfa, el único jugador local con la habilidad de cambiar un partido a base de talento. Pero cada día veo más claro que a Pardew no le convence y que a la gente le maravilla y le desespera de forma alterna.

El Arsenal acaba líder el año, y creo que el Newcastle va a seguir el sendero marcado en su limbo particular de equipo semigrande. Por algo será.

Foto de portada: Jimmy McIntyre

Related posts

5 comments

Me sorprende mucho que digas que a Giroud le falta capacidad fuera del área. Justamente es fuera del área donde más capacidad tiene, y dentro del área donde suele fallar ocasiones y donde suele llegar una décima tarde. Fuera del área, cuando no está agotado como hoy, es el primer generador de juego.

Es cierto que Giroud falla mucho en el área, pero en mi opinión lo mejor de él se ve dentro de ella. De vez en cuando,sobretodo en jugadas que precisan primer toque, resuelve bien, además tiene un remate de cabeza bastante aceptable. Yo creo que se ha exagerado lo que aporta lejos de la zona de gol. Es cierto que distribuye bien a banda, con balones a los extremos, que él mismo aprovecha incorporándose al ataque. Pero cuando no tiene gente cerca, y necesita conducir el esférico, se le aprecian unas carencias y una torpeza, siempre en mi opinión, impropias de un equipo que siempre ha destacado por tener delanteros de alta capacidad técnica.

De acuerdo con Liam. La mejor virtud de Giroud nunca será la definición. Los tres primeros meses de Premier (cuando estaba fresco)fueron una demostración constante de que Olivier vive mejor fuera que dentro del área.

Muy de acuerdo con la definición del status quo histórico del Newcastle, ero para mí no está solo en su limbo particular: lo comparte con el Tottenham.

Sin duda. Giroud no es un chacal de area. A la vista esta. Su mayor talento lo saca a relucir en tres cuartos. Baja bien el balon y distribuye a los agitadores como ozil o walcott.

SABEIS DONDE SE PUEDEN CONSEGUIR PARTIDOS DE LE TISSIER???? AGRADECERIA MUCHO LA AYUDA. MUCHAS GRACIAS.

Deja un comentario

*