Rodgers gestiona mejor la decepción europea

Liverpool v Manchester CityBarclays Premier League

A priori, y pese a que ambos contendientes habían quedado muy tocados por sus derrotas en los torneos europeos, al Liverpool se suponía que debía afectarle más la resaca de la competición continental. El Manchester City había jugado ante el Barcelona el martes y en casa. Tuvo cuatro días completos de descanso y el único desplazamiento que debió realizar fue recorrer esta misma mañana la escasa distancia (menos de una hora en tren) que separa Manchester de Liverpool. El conjunto de Brendan Rodgers, en cambio, cayó el jueves por la noche tras 120 minutos de juego y una tanda de penaltis en Estambul, uno de los puntos más alejados de Anfield en toda la geografía europea. Llegó de regreso a su ciudad el viernes a primera hora de la mañana y habiendo dormido en el avión. Quizá por ello, el entrenador norirlandés alineó un once en el que predominaban los futbolistas rápidos en ataque y en el que debían tener mucho peso los cuatro hombres que no habían sido titulares en Turquía: Henderson, Coutinho, Lallana y Markovic. Desde luego, le salió bien. Los dos primeros anotaron con disparos bastante parecidos desde fuera del área los dos goles que valieron la victoria (2-1). Los otros dos causaron tantos problemas en la banda derecha que Pellegrini se vio obligado a meter a Dzeko en esa zona para que ayudara en fase defensiva y posteriormente a sustituirlo -pese al gol que había anotado- para acabar de reforzarla con Milner.

EL LIVERPOOL EL JUEVES ANTE EL BESIKTAS

Liverpool - Football tactics and formations

EL LIVERPOOL HOY CONTRA EL CITY

Liverpool - Football tactics and formations

Pellegrini, por su parte, hizo el mismo número de cambios pero no modificó el dibujo. Repitió con Agüero y Dzeko arriba -la conexión funcionó bien en el gol que suponía el empate, ya que el Kun atrajo a varios rivales y filtró un pase fabuloso para que el bosnio superara a Mignolet– y las grandes novedades se localizaban en el doble medio centro. Yaya Touré y Fernandinho regresaban al equipo tras haberse perdido el choque ante el Barcelona (el primero por sanción y el segundo, que entró tras el descanso, por decisión técnica). Para el City fue pasar de un extremo al otro. Si a la pareja Fernando-Milner ante el Barcelona le faltó creatividad, a la que salió en Anfield se le volvieron a ver las carencias posicionales para proteger su espalda. Yaya Touré dio un pase excelente en el inicio de la jugada del gol del empate, pero Coutinho -sobre todo- y Lallana se dieron un festín en ese hueco que quedaba entre los centrales del City y la línea medular. Al equipo de Pellegrini no le ayudaron tampoco los errores individuales. En el 1-0, dos hombres van a sacar de banda y, cuando se produce el pase hacia atrás para Kompany, el belga se encuentra en una situación de máximo riesgo porque Zabaleta se ha dirigido hacia la línea de cal para encargarse de volver a poner en juego el balón sin acabar haciéndolo él. La equivocación de Kompany, que no se encuentra ni por asomo al altísimo nivel mostrado durante la temporada 2011-12 en la que su equipo ganó la Premier League con Roberto Mancini en el banquillo, no debe pasarse por alto, pero tampoco puede ocultarse que no le benefició ni la disposición de sus compañeros ni el pase hacia atrás -muy corto- de Fernandinho. En el otro lado de la moneda, Philippe Coutinho: el brasileño, que resolvería el duelo en el segundo tiempo con un golazo, provocó con su presión la pérdida del belga y lanzó el contragolpe asistiendo a Sterling tras su robo de balón y provocando que de este modo la pelota le acabara llegando a Henderson.

Liverpool v Manchester City Barclays Premier League El gol  de Coutinho (Foto: Focus Images Ltd).

Quizá lo más sorprendente del partido fue cómo acabaron ambos conjuntos. Cómo el Liverpool, que había cedido la iniciativa en el primer tiempo, acabó superando al City y empujándolo hacia atrás. Cómo pareció menos cansado pese a sus escasas horas de reposo. ¿O quizá era esto lo que buscaba Brendan? Asumir de entrada un papel contragolpeador, aprovechar la necesidad del City de mejorar su imagen tras su decepcionante planteamiento ante el Barcelona, hacer creer al rival que su equipo no estaba en condiciones de llevar el timón del partido… e ir definitivamente a por él cuando la frustración y el desgaste se apoderaran de la escuadra de Pellegrini. El chileno, no hace falta ni decirlo, vive el peor momento desde que llegó a Inglaterra.

Tras sus últimas buenas actuaciones, las casas de apuestas ya consideran al Liverpool máximo favorito a ganar la FA Cup. ¡Consulta aquí las cuotas de los ocho equipos supervivientes!

Foto de portada: Focus Images Ltd.
Las cuotas mostradas en los enlaces a las apuestas pueden variar en las próximas horas. MarcadorInt recomienda siempre jugar con responsabilidad y advierte que los mensajes publicitarios sobre apuestas van dirigidos sólo a mayores de 18 años.

Related posts

2 comments

Gran análisis del partido, quizás si el Liverpool llegaba más tocado que el city, pero también es cierto que ni Hendo, Markovic ni Coutinho jugaron en Turquía. No entiendo demasiado a Pellegrini, es un gran entrenador, cosa que ya demostró en Villareal y Malaga , quizás no tanto en Madrid a pesar de su gran temporada en la liga. Creo que en los partidos mas decisivos le falta convicción o personalidad para ganar. Buen trabajo de Rodgers que en mi opinión esta obligado a ganar la FA Cup y ha entrar en el top4 si quiere mantener el puesto

Deja un comentario

*