Los planes de Mourinho

9014101921_86cc756269_o

Con la cantidad de jugadores jóvenes que acumula el Chelsea desde el centro del campo hasta la delantera, uno de los temas veraniegos más tratados en la afición blue es el de preguntarse qué va a hacer José Mourinho con tanto futbolista. Quién va a ser titular, quién saldrá como revulsivo y a quién de todos va a ceder, además de Marin (Sevilla) y Romeu (Valencia). Actualmente, el equipo de Stamford Bridge tiene una media de edad de 26 años incluyendo a Schwarzer, que se pasa de los 40, y a Terry, Lampard o Cole, que superan las 30 primaveras. A falta de saber cómo terminarán las reconocidas ofertas por Rooney y con una supuesta oferta que está al caer para que Mata renueve su contrato (Mourinho ha dicho recientemente sobre el español que intentará usarlo como extremo derecho, para que entre por el interior), vamos a exponer cuáles son los planes del técnico portugués para todos sus jugadores del centro del campo hacia arriba.

9014101921_86cc756269_o

(Foto: thesportreview)

Futbolistas preparados

Tras la vuelta de sus respectivas cesiones, De Bruyne y Lukaku han regresado para quedarse en la primera plantilla. Eso se deduce de las palabras del técnico luso: “Pueden progresar pero lo que ya son es más que suficiente para pertenecer a este equipo”. De Bruyne estuvo cerca de volver a la Bundesliga pero no fructificaron los rumores que le vinculaban con el Borussia Dortmund y Lukaku, a día de hoy, apunta a primer o segundo delantero del equipo tras su gran temporada en el West Brom. Por su parte, Schürrle, por quien han pagado unos 20 millones de euros, es “un producto terminado”, listo para complementar la línea maestra de tres cuartos del Chelsea con Mata, Hazard y Oscar, sin olvidarse de Moses, acostumbrado a no ser titular.

Fichajes con potencial

Al contrario que los ejemplos anteriores, Marco van Ginkel “es uno de los mejores proyectos”, explica Mourinho, “y, aunque todavía no es como Schürrle -un producto terminado-, tiene mucho potencial”. Sólo tiene 20 años y ha sido seguido muy de cerca por el cuerpo técnico, que finalmente se decidió a pagar 8 millones por él. En cierta forma, será un respiro para Lampard y Ramires en el centro del campo, sabiendo que “tácticamente todavía es un niño”.

En otro orden de interés, el Chelsea también ha fichado a dos chavales para un equipo Sub 21 que promete seguir siendo muy competitivo, como el año pasado. Izzy Brown debutó en mayo con el West Brom en la Premier League. Tiene 16 años y ha preferido irse a un club grande antes que seguir progresando donde le iban a dar más oportunidades. Además, también ha firmado a Cristian Cuevas, de 18 años, hasta 2018, procedente del O’Higgins chileno.

Cesiones por hacer

Hay cuatro jugadores que van a salir cedidos seguro para seguir progresando. Chalobah es quien más cerca ha estado de quedarse: su curso en el Watford, con tan solo 18 años, fue de una madurez y una regularidad sólo para futbolistas tan sobresalientes como él. “Podría estar ya en nuestra plantilla, por supuesto, pero una última cesión creemos que será lo mejor porque es muy, muy bueno, estoy muy impresionado con él”, dice Mourinho. Queda por definir el destino y mucho me extrañaría que no fuese en la Premier League, donde tiene todas las papeletas para terminar triunfando. Otro que estará un año fuera (suena con fuerza para la Real Sociedad), como ya lo estuviese el anterior, es McEachran, a quien le está costando un poco más dar el salto, puesto que ya hace tres años que debutó -con 17 años- con Ancelotti. Lo hizo muy bien en el Middlesbrough hasta Navidad, momento en el que su equipo se vino abajo y terminó de caerse desde los puestos de playoff hasta la zona media-baja de Championship. Las otras dos cesiones confirmadas son las de Piazón y Wallace (no tiene el permiso de trabajo), a falta de saber qué ocurrirá con Aké, que no aceptó irse a préstamo al Vitesse por querer seguir en Inglaterra, y Bertrand Traoré, quien tampoco tiene el permiso de trabajo y que, a pesar de eso, ha realizado la gira de pretemporada con la primera plantilla a las órdenes de Mourinho.

Related posts

1 comments

Es decir, que el Chelsea ha pasado de gastarse millonadas en grandes jugadores para que jueguen, a gastárselas en jóvenes para ver si les saca fundamentalmente rendimiento económico. Algún día esta parte, como poco, del futbol petará y bien petado.

Deja un comentario

*